Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES, 6 DE MAYO DE 2016 abc. es deportes DEPORTES 53 brillan a lo largo de la Europa League Hay una secuencia importante en esta trayectoria: la crisis y los traspasos de futbolistas al extranjero han permitido la proyección de muchos jóvenes canteranos que no habían surgido en otras épocas de tantos fichajes sin más sentido que el económico. Luis Milla, exjugador de Barcelona, Real Madrid y Valencia, entrenador de la selección olímpica española y de diversos clubes, valora la labor en las categorías inferiores que se ha realizado en los equipos: Jugué la final de la Champions 2000 con el Valencia, frente al Real Madrid, y fue un orgullo vivir aquella fiesta del fútbol español, que en la última década se ha convertido en constante. Vivimos el éxito del gran trabajo de cantera de los clubes, que las selecciones potencian con un estilo de juego creativo, de toque y de dominio EUROPA LEAGUE SEMIFINALES El Sevilla nunca falla SEVILLA SHAKHTAR LIVERPOOL VILLARREAL 3 1 3 0 HUGHES Videoanálisis de las razones del éxito español en el fútbol europeo Temporada 2015 16 M. City 0 0 R. Madrid 0 1 1 1 Atlético B. Múnich 0 2 Temporada 2015 16 Liverpool- Sevilla Temporada 2014 15 Juventus 2 1 R. Madrid 1 1 Barcelona 3 2 B. Múnich 0 3 Temporada 2014 15 Sevilla 3- 2 Dnipro Temporada 2013 14 R. Madrid 1 4 B. Múnich 0 0 Atlético Chelsea 0 3 0 1 R. Madrid Atlético- Juventus 1 Barcelona 3 omo el Sevilla, con gol de Gameiro, marcó pronto, y ha demostrado ya sobradamente el saber caminar solo los ojos del aficionado español se fueron al Villarreal. Lo único que no podía escribirse era eso tan feo de equipo azulejero pero todo lo demás, la Gloria, la Historia, estaba en blanco y abierto como un libro de invitados. Anfield recibió al Villa con un extra de You ll Never Walk Alone dedicado a las víctimas de Hillsborough, judicialmente resarcidas. La sobredosis de himno, pues se repitió de nuevo, suavizó el posible efecto sobre la psique del jugador amarillo. Su comienzo fue bueno, con dos ocasiones claras en los minutos 4 y 5, pero a partir de ahí se acongojó, se fue reduciendo al área. Coutinho y Firmino eran peligrosos, con punteo diabólico de finos, pero aún más Milner, que hacía de abanderado inglés, de Gerrard. Era el octavo de la Premier contra el cuarto de la Liga BBVA, pero también eran cinco Copas de Europa contra el penalti cenizo de Riquelme. El Liverpool comenzó a lanzar ba- C lones por las bandas, y uno de ellos, amenazado por Sturridge, se lo metió Bruno en propia puerta. Contemporáneamente marcaba Gameiro. El Sevilla puso en postura de contra, de pantera, y el Villarreal padeció. El asedio scouser era algo impreciso, pero estaba espoleado por Klopp, un entrenador del tipo animador, quizás demasiado aspaventoso. El Liverpool es un equipo como metido en el cholotrón revolucionado de espíritu y agallas. Aunque cuando el Villarreal conseguía pasar de medio campo asomaban praderas y el flanco izquierdo inglés bizcocheaba. Ah, esa clásica y sporty debilidad británica... El Villarreal estaba apocadito, salvo por Soldado, que comprometía un poquito de ardor patrio. Le dio un gran pase a Bakambu en el 44, como el periscopio del submarino apareciendo por fin. Justo cuando el Villarreal latía otra vez, el Shakhtar empataba. Marlos, el bueno, le daba un buen pase a Eduardo. El conjunto brasileño- ucraniano, rara mixtura, aún no lo celebraba. Con un apreciable sentido de la simetría, Gameiro marcó el 2- 1 nada más empezar la segunda mitad. Dejó atrás al portero como un delantero insigne y levantó luego, cual pendón de amistad, la camiseta de Krohn- Pesó Anfield El Villarreal, pese a un esperanzador inicio, no se sobrepuso al ambiente ni al buen juego del Liverpool Dehli. Ese gol garantizaba la prórroga como mal menor. Pero calibrar el efecto de una prórroga sobe el manojo de espasmos que es Emery la hacía altamente indeseable. Minutos después, Mariano consiguió el tercero de tiro potente desde fuera del área. El Pizjuán soltaba sus últimos nervios y ya podía celebrar su tercera final consecutiva, quinta de la competición. Su hegemonía en la segunda velocidad europea. Quedaba abierta la eliminatoria de Anfield. De nuevo una jugada sucia mitad empuje inglés, mitad despiste español, permitía a Sturridge el 2- 0. El gol, sin embargo, no cambiaba mucho las cosas. El Villarreal debía marcar, y el gol le daría el pase a la final. Con el Liverpool ya lanzado a la contra, Firmino le hizo a Soldado una ruleta zidanesca que firmó el choque. La posibilidad de pleno y de poder canturrear ufanos el terrible Soy español, ¿a qué quieres que te gane? dependía de la entereza de un Villarreal que no controlaba ningún plano del partido. El decaimiento del toque lo corrobora la Europa League. Por un lado, el Sevilla, que es la guasa dura sevillana y el ideal del proyecto autorreproducible; por otro, el Liverpool, que imita ese corredor de energía constante entre grada y césped a través de un entrenador intensito y médium. Hubo un posible penalti a Denis Suárez. Ese penalti que hace más amarga y quejumbrosa la derrota. Sentenció Lallana, y el admirable aunque blando Villareal quedó otra vez en semifinales. R. Madrid 4 Atlético 1 Temporada 2013 14 Sevilla 0 (4) -0 (2) Benfica Temporada 2012 13 Dortmund 4 0 R. Madrid 1 2 B. Múnich 4 3 Barcelona 0 0 Temporada 2012 13 Chelsea 2- 1 Benfica ABC Dortmund 1 B. Múnich 2 Rami y Gameiro celebran el 2- 1 del Sevilla AFP Bruno en propia puerta REUTERS