Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 ESPAÑA XI Legislatura Las negociaciones JUEVES, 7 DE ABRIL DE 2016 abc. es espana ABC El PSOE, ante una reunión de alto voltaje El duro choque entre Iglesias y Rivera aboca al fracaso la vía 199 Escaso optimismo ante el encuentro a tres bandas de hoy de PSOE, C s y Podemos VÍCTOR R. ALMIRÓN SARA MEDIALDEA MADRID Cruce de reproches PABLO IGLESIAS Lo que no puede ser no puede ser. Y además es imposible. Ciudadanos y Podemos se sientan hoy en una misma mesa junto al PSOE. Pedro Sánchez ve así satisfecho su deseo de reunir a los dos partidos emergentes en torno a sí en su intento por alcanzar la Presidencia del Gobierno. Lo que él definió la semana pasada como la vía 199 Pero sus anhelos amenazan con descarrilar al poco de arrancar. No son pocos quienes en los pasillos del Congreso de los Diputados especulan con que a esta primera reunión podría no sucederle una segunda, dadas las posiciones antagónicas que mantienen Pablo Iglesias y Albert Rivera, que no parecen trabajar por suavizarlas sino por exactamente lo contrario. Sin embargo desde las tres formaciones implicadas se confía en que hoy no se rompa esa posibilidad. Los equipos negociadores de ambos partidos se reúnen esta tarde, aunque la delegación de Podemos estará encabezada por el propio Iglesias. Sánchez y Rivera no acudirán a la misma, en un triunfo de la tesis de Ciudadanos, que mantiene que los encuentros entre los líderes solo sirven para escenificar desencuentros Y después de lo que se vio ayer en la sesión parlamentaria, no es una cuestión menor. Los líderes de los partidos emergentes se convirtieron en los protagonistas de la sesión al enzarzarse en un agrio enfrentamiento que eclipsó todo lo demás. El líder de Podemos mantuvo una actitud sumamente hostil ante Albert Rivera durante todo el pleno. Buena parte de su réplica y su contrarréplica a Rajoy se le fueron en encararse con el candidato de la formación naranja. Iglesias atizó a Rivera indicando que en España hace falta un gobierno comprometido con los derechos humanos, y no fruto de un pacto con quien niega la tarjeta sanitaria a los inmigrantes Acto seguido, cargó contra el portavoz parlamentario de C s, Juan Carlos Girauta: Dice que de ese acuerdo el firmado entre PSOE y Ciudadanos no se toca ni una coma o se levantan de la mesa; con intolerantes es muy difícil llegar a acuerdos advirtió a Pedro Sánchez. Y en la siguiente ocasión en que intervino, el choque fue personal, acusando a Rivera de practicar el cuña- En España hace falta un Gobierno que defienda los derechos humanos y no fruto de un pacto con quien niega la tarjeta sanitaria a los inmigrantes ALBERT RIVERA El pacto reconoce derechos universales para la sanidad pública española. Ya sé que a usted le gustaría que no lo dijera, pero lo dice PABLO IGLESIAS Ha hecho cuñadismo ideológico, que lo mismo sirve para vender preferentes que para intervenir en la tribuna. Lugares comunes y tópicos rancios ALBERT RIVERA Vamos a bajar el tono, porque a lo mejor el cuñadismo es colocar a familiares, amigos y novias en las instituciones. Lecciones ninguna dismo ideológico y aclarándole que de lo que discutimos hoy aquí, señor cuñado Rivera, es de derechos humanos, y los derechos humanos no distinguen de quien huye de la pobreza y de quien huye de la guerra Y concluyó: El cuñadismo dicta que hay que proteger al que huye de la guerra, pero usted, señor Rivera, fue el que con más entusiasmo defendió que la OTAN se pusiera a bombardear Siria tras los atentados en París Chorreo aparte, Iglesias continuó tendiendo la mano a Pedro Sánchez, pero matizó que era para hacer un gobierno de progreso que no se base en buenas palabras ni en el cuñadismo, sino en hechos y garantías Ante el duro discurso de Iglesias, Rivera le recomendó bajar un poquito el tono pero no dejó pasar la oportunidad para advertirle que no aceptaba lecciones de él en lo referente a derechos humanos. Cuñadismo no, sino los que colocan a las novias, a los amigos y a los primos le espetó por los casos de nepotismo en Podemos. Ya en Pablo Iglesias y Albert Rivera, ayer en la tribuna de oradores la primera intervención, ante la crítica de Iglesias porque Ciudadanos apostaba inicialmente por retirar la tarjeta sanitaria a los inmigrantes sin papeles, Rivera le recordó que su acuerdo con el PSOE sí reconoce el derecho a la sanidad universal. Ya sé que a usted le gustaría que no lo pusiese, pero lo pone y le animó a no dar tantas ruedas de prensa y leerse el acuerdo. Rivera definió la posición de Podemos como demagogia de laboratorio y lo contrapuso a la pasividad del Gobierno de Rajoy. A ver si entre la demagogia de laboratorio y la cobardía encontramos un espacio de sentido común En este contexto se sientan hoy ambos partidos. Ciudadanos reivindica que Podemos vote a favor del acuerdo alcanzado con el PSOE pero advierte que no está dispuesto a más cesiones, al considerar que ya las realizó todas para alcanzar el pacto con Sánchez. Podemos, que sigue reclamando entrar en el Gobierno a Sánchez y no quiere que esté Ciudadanos en ese Gabinete (lo mismo sucede al revés) acusa a Rivera ahora de frustrar un acuerdo en el que Podemos nunca ha creído. Su vía sigue siendo el gobierno a la valenciana para el que es fundamental el concurso de los partidos independentistas. Y Sánchez tratará de fraguar un matrimonio imposible. Una vía de negociación en la que la duda puede ser quién se levantará antes de la mesa. Cuñadismo ideológico Iglesias y Domènech dejan sin turno de palabra a la portavoz de En Marea ANA I. SÁNCHEZ Las desavenencias hicieron acto de presencia en el grupo parlamentario de Podemos por el reparto del tiempo de intervención en el pleno. La formación morada comparte los minutos en la tribuna con En Comú Podem y En Marea. Sin embargo, Podemos rompió ayer este pacto al comunicar verbalmente al presidente de la Cámara, Patxi López, que el tiempo se iba a repartir entre Pablo Iglesias, y el portavoz de En Comú Podem, Xavier Domènech. La portavoz gallega, Alexandra Fernández, se quedó de pie en el pasillo del hemiciclo esperando su turno y con el discurso preparado. La secretaria general del grupo, Carolina Bescansa, pidió al presidente un turno extra aunque fueran dos minutos tras el Grupo Mixto López se negó porque incumplía el procedimiento.