Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
MARTES 5.4.2016 Editado por Diario ABC, S. L. Juan Ignacio Luca de Tena, 7, 28027 Madrid. Diario ABC, S. L. Reservados todos los derechos. Queda prohibida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta publicación, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa. Número 36.622 D. L. I: M- 13- 58 Apartado de Correos 43, Madrid. Publicidad 902 334 556 Suscripciones 901 334 554 Atención al cliente 902 334 555. EL PULSO DEL PLANETA VISTO Y NO VISTO Un país para comérselo El Salón de Gourmets celebra treinta ediciones ininterrumpidas en Madrid con la exhibición de unos 35.000 productos, de los cuales mil son novedad IGNACIO RUIZ- QUINTANO ESTADOS Al contrario que en Flandes, cuyo Estado se deshace por falta de Nación, a España se le deshace la Nación por sobra de Estado E La ministra de Agricultura en funciones, Isabel García Tejerina, inauguró ayer el Salón de Gourmets EFE CARLOS MARIBONA MADRID T reinta ediciones ininterrumpidas. Todo un récord el conseguido por el Salón de Gourmets, la feria internacional de alimentación y bebidas de calidad que comenzó su andadura en 1987 y que ha sido testigo de los mejores años de la gastronomía española y fiel exponente de la gran evolución registrada en estas tres décadas en el terreno de los productos alimentarios y de los vinos. La ministra de Agricultura en funciones, Isabel García Tejerina, fue la encargada de inaugurar este salón que estará abierto en el Recinto Ferial Juan Carlos I hasta el próximo jueves 7. Tejerina recordó la importancia que la industria alimentaria tiene en la economía española y el gran dinamismo de este sector, que tiene su mejor reflejo en esta muestra. Cuatro intensos días en los que 1.400 expositores de todas las comunidades españolas, sobre todo Andalucía, invitada especial en esta edi- ción, y de numerosos países del mun- car a los más pequeños a la alimentado exhiben sus productos, unos 35.000, ción sana y al conocimiento de los prode los cuales alrededor de mil son no- ductos de calidad. vedad. Y junto a los pabellones de las El Salón de Gourmets nació de una diferentes marcas, una serie de activi- revista, Club de Gourmets que tuvo dades que van desde el concurso de cor- un destacado papel en el nacimiento de tadores de jamón o el campeonato de la actual cocina española. El primer núEspaña de abridores de ostras hasta el mero apareció en 1976 y ese mismo año de mejor tirador de cerveza. sus fundadores, Fernando Jover y FranEn el túnel del Vino lo asistentes tie- cisco López Canís (que sigue al frente nen oportunidad de catar, asesorados del grupo) organizaron una Mesa Repor sumilleres, cerca de 300 referencias donda de la Gastronomía que reunió a procedentes de todas las los mejores cocineros de La feria ofrece la época, entre ellos Juan denominaciones de oriun concurso de Mari Arzak, Pedro Subijagen que tenemos en nuestro país. Y en el esna o Paul Bocuse. Allí se cortadores de pacio Gourmet Quesos sentaron las bases de lo jamón y un se pueden probar algucampeonato de que luego sería un movinos de los mejores que miento imparable. Para abridores de se elaboran en la Penínconmemorar ese momenostras sula, en Baleares y en Cato, coincidiendo con el cuanarias. Como novedad, renta aniversario de aqueeste año hay otra zona más, dedicada a lla primera mesa, durante esta edición los llamados food trucks camiones del Salón se celebran diversas mesas rede venta callejera, donde el público pue- dondas que congregan a cocineros y esde degustar diferentes ofertas de comi- pecialistas. En la de ayer estuvieron alda rápida. Por el salón se pueden ver gunos de los más importantes cocinemuchos niños. Desde hace un tiempo, ros del momento, entre ellos, igual que los organizadores se esfuerzan por acer- hace cuatro décadas, Arzak y Subijana. Verbolario POR RODRIGO CORTÉS Afligido, adj. Triste, pero no tanto como para hacer algo al respecto. l Hernando socialista tiene pinta de no encontrar una oración en la Biblia, y, sin embargo, ha dado con una fórmula retórica para no decir Rey ¡huy, qué miedo, si me oyen los de Podemos que andan por ahí con una guillotina en la furgoneta! y dice Jefe del Estado que queda más de El Pardo. Rajoy desairó al Jefe del Estado, pero nosotros no desairamos al Jefe del Estado... La fascinación hernandina del español con el Estado viene de El Pardo. In illo tempore Felipe González, Gonzalón, para elogiar a Fraga, dijo que le cabía el Estado en la cabeza. A Gonzalón le cupo en la cárcel, donde llegaron a ingresar todas las instituciones a su cargo. Cuando Pablemos, hombre de Estado, al fin (como todos los miembros de los partidos prebendarios) creyó llegado el momento de poner su pica en Flandes, no se pidió Asuntos Sociales para socorrer a los pobres como Santa Isabel de Hungría; se pidió los ministerios de Estado, incluido el Boletín Oficial no de la Nación, sino del Estado, para estatalizarnos el espinazo. O sea, el Estado popular de Pablemos, con poco que ver con el Estado popular del Séneca, reino maravilloso de uniformes y galones y plumas, y cortesías muy largas. En mi Estado popular los médicos nunca mandarían específicos, y para que la gente se lavase, no se hablaría nunca de higiene sino de religión, como hizo Mahoma, que ése conocía a su gente. Al contrario que en Flandes, cuyo Estado se deshace por falta de Nación (a la bomba de Bruselas contestan enviando a Saint- Exupéry a tirar la suya al desierto sirio) a España se le deshace la Nación por sobra de Estado, sobrecargado de tetones que lo tienen consumido, cosa que quiere arreglar Rivera, no expulsando del Estado a los partidos como Cristo a los botiguers del Templo, sino ajustando nuestros tranquilos horarios católicos a los histéricos horarios calvinistas, donde más allá de las cinco de la tarde no puede haber condumio saludable ni honesto contubernio.