Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
20 ESPAÑA Tras el 20- D La oferta del presidente MIÉRCOLES, 6 DE ENERO DE 2016 abc. es espana ABC El PP cree que la primera votación de investidura se producirá a finales de enero Rajoy insiste en ofrecer a PSOE y C s un pacto y reformas: No tengo líneas rojas SARA MEDIALDEA MADRID La cúpula del Partido Popular no desea que la situación de interinidad en que se encuentra España se prolongue más de lo estrictamente necesario. De hecho, tienen la intuición de que el proceso para aclarar quién se ocupará del gobierno del país comenzará en breve. Esperan que la primera votación de investidura se produzca a finales de este mes, y la segunda, a las 48 horas, tal y como marca la ley. En ambas esperan recibir un no A partir de ahí, advierten, será el momento del PSOE El presidente Rajoy volvió a ofrecer ayer, en una entrevista con Carlos Herrera en la COPE, un gran pacto a socialistas y Ciudadanos para apoyar un gobierno presidido por él mismo en el que podría hacer algunas de las grandes reformas que necesita España porque podrían contar con un amplísimo respaldo de más de 200 diputados. Él no tiene ninguna línea roja Pero para que esto se dé, hace falta aún tiempo. La normativa recoge que lo primero será constituir el nuevo Parlamento, lo que se producirá el 13 de enero. A partir de ahí, se abre un plazo para constituir los grupos parlamentarios, que finalizará el 18 de enero. Y solo a partir de entonces el Rey iniciará la ronda de contactos con los distintos grupos. En la dirección popular confían en que no se prolongue más de lo necesario, y de hecho esperan que a finales de enero Don Felipe habrá llamado ya al PP como partido que más votos y más escaños ha obtenido para que intente formar gobierno. Los populares están convencidos de que solo cosecharán un no en esa primera votación de investidura para la que hace falta una mayoría absoluta y también en la segunda que se celebrará 48 horas después, y para la que sólo se requiere una mayoría simple A partir de ese momento, se abre un periodo de dos meses de máxima incertidumbre para todos puesto que en ningún sitio está recogido ni cuándo se celebra la o las siguientes votaciones, ni de quién es la prerrogativa, ni en qué condiciones se celebran; es una situación inédita en España explican. Será, creen en el PP el momen, to del PSOE Ayer mismo, el presidente en funciones, Mariano Rajoy, volvió a insistir en la Cope en su total disponibilidad a la negociación. No me cierro a nada Ni siquiera la posibilidad de modificar la Constitución sería un obstáculo: No me cierro a nada indicó Rajoy. La alternativa, a su juicio, es un gobierno de PSOE, Podemos, IU y alguna otra fuerza nacionalista como puede ser ERC Una posibilidad que al vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, le recuerda a la situación vivida en Grecia, o la que se empieza a ver en Portugal Aún habría una tercera opción: adelantar las elecciones; que al PP no le gusta porque abriría una etapa de parálisis, incertidumbre e inestabilidad Lo que no desveló Rajoy en su entrevista, ni tampoco horas después ante su dirección nacional en el PP, es qué ofrecerá al líder socialista, Pedro Sánchez, a cambio de este apoyo que le pide. Rajoy recordó que actualmente hay gobiernos de coalición en Bélgica, Holanda, Finlandia, Alemania y Austria, y en Reino Unido lo hubo la pasada legislatura. Él, como candidato que presentó el PP entiende que tiene el respaldo democrático suficiente para presidir un gobierno; y dijo que, sea o no investido, su intención es clara: Volver a presentarme a la presidencia del partido, se produzcan los acontecimientos que se produzcan La primera batalla ahora es la constitución de la Mesa del Congreso: una decisión que deberá estar tomada el 13 de enero para la conformación del nuevo Parlamento, pero que el PP cree que dará lugar a una larga negociación porque es un auténtico tablero de ajedrez en el que nadie va a descubrir sus cartas hasta el final Hay varios puestos en juego: la presidencia, las vicepresidencias y las secretarías. Y varios partidos quieren entrar en el reparto el PP considera que debe presidir el Congreso por ser el partido más votado; el PSOE ha ofrecido la figura de Patxi López, algo que Rajoy rechazó porque no es serio ni de recibo cuando el PSOE es la segunda fuerza Respecto a Cataluña, no ve otra salida que la covocatoria de otros comicios en aquella comunidad: Cuando las cosas se hacen mal suelen terminar mal También el vicesecretario popular Pablo Casado aseguró que había llegado la hora de que Mas acabe con la fábula del rey que iba desnudo y nadie se lo decía en su partido Y lamentó que el presidente catalán acabe su carrera política llevando al abismo a una sociedad tan próspera como la catalana Mariano Rajoy, durante su entrevista de ayer en el programa Herrera en COPE CHISPAS CURRI VALENZUELA CATALUÑA PROPICIA EL PACTO ariano Rajoy tiene prisa para ser investido presidente del Gobierno en una segunda votación, a primeros de febrero, con el visto bueno de PSOE y Ciudadanos. El calendario catalán, cree, le es propicio para lograr un acuerdo con Pedro Sánchez, al que este se sigue oponiendo de momento porque le ayudaría a sacudirse de encima la sombra de Susana Díaz. El presidente en funciones acudió ayer a la COPE para contar a Carlos He- M rrera lo que no pudo decirle en persona al secretario general del PSOE cuando se entrevistó con él: que está dispuesto a liderar una gran coalición con un límite en el tiempo para efectuar reformas de calado que frenen el independentismo catalán y ahuyenten la inestabilidad. Sin líneas rojas, añadió ayer. En aquel encuentro Sánchez dijo no antes de que Rajoy formulara su propuesta. Estaban demasiado recientes las mutuas acusaciones de deshones- to y miserable que se habían dedicado una semana antes. Pero, aparte de que el espíritu navideño suaviza los corazones, desde entonces han ocurrido acontecimientos importantes que hacen creer a Rajoy que el socialista puede haberse vuelto más receptivo. Por una parte, el calendario catalán, con la previsión de elecciones autonómicas a principios de marzo tras una campaña que, a falta de un acuerdo en Madrid, se llevaría a cabo en medio de un enorme vacío político nacional. Si el PSOE se opone a la investidura de Rajoy por mayoría simple en una segunda oportunidad y persiste en su intento de que Sánchez trate de formar Gobierno, los catalanes irán a las urnas con los partidos nacionales a la greña y la casi certeza de nuevas elecciones gene- rales en el mes de mayo, toda una prueba para la estabilidad económica. Además, la crisis interna que ha estallado dentro del PSOE puede animar a su secretario general a sentarse a negociar con Rajoy, para que no trate de hacerlo Susana Díaz. Y a acelerar el apoyo de los socialistas al candidato del PP para que a la presidenta andaluza no le de tiempo de desalojarle. Por todo ello, quien aún ocupa La Moncloa y quiere seguir allí sin demorar el momento de su investidura más de lo estrictamente necesario llamará en los próximos días al todavía dirigente socialista con el propósito de que esta vez le escuche y después medite lo que le quiere ofrecer. Parece que les interesa a los dos, aunque ayer la otra parte se opuso de nuevo. Y a España también.