Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC JUEVES, 6 DE NOVIEMBRE DE 2014 abc. es cultura CULTURA 55 Vinculan la compra de dos Goyas con la corrupción del caso Plaza Se sospecha que se inflaron los precios que pagó el PSOE desde el Gobierno aragonés ROBERTO PÉREZ ZARAGOZA ANDRÉS AMORÓS SOMBRÍO PRONÓSTICO L El saqueo de la empresa pública Plaza (Plataforma Logística de Zaragoza) pudo haber alcanzado también la compra- venta de obras de arte. Más en concreto, dos cuadros de Goya por los que el Gobierno aragonés desembolsó casi 13 millones de euros. Ambos los adquirió a la misma galería, la madrileña Caylus. Y no fueron los únicos, porque en aquellos años, en los que el PSOE presidía el Ejecutivo autónomo y controlaba Plaza S. A. también compró a Caylus otros tres cuadros dos de Corrado Giaquinto y uno de Lucas Jordán por los que pagó en total otros 1,1 millones de euros. La investigación por estas sospechosas compra- ventas por lo elevado del precio que se desembolsó la dirige el juzgado de Instrucción número 1 de Zaragoza. Fuentes próximas al caso han indicado a ABC que la Policía está siguiendo el rastro del dinero para tratar de determinar si hubo comisiones ilegales y si concurrieron posibles delitos económicos y de malversación de caudales públicos. El juzgado acaba de pedir la colaboración de las autoridades británicas, porque uno de los pagos acabó transfiriéndose a una cuenta de Londres y se quiere saber el porqué de ese traspaso internacional de fondos y quién o quiénes resultaron los beneficiarios. Las pesquisas se centran especialmente en los dos cuadros de Goya, un Retrato del niño Borbón (Luis Maria de Borbón y Villabriga) y La letra con sangre entra Por el primero se pagaron 10 millones de euros; por el segundo, 2,5 millones. Unas cantidades desorbitadas, según el especialista Arturo Ansón, reconocido experto en la obra de Goya. Ansón lo dejó por escrito en un informe que la asociación cultural aragonesa Apudepa llevó a la ABC La letra con sangre entra Este es el lienzo de Goya que se investiga por haber sido comprado al alza por 2,5 millones. Debajo un retrato por el que se pagaron 10 millones te en recabar todos los datos para saber a quiénes fue a parar el dinero, qué costes hubo, las comisiones y si fueron todas legales. Incluso se indaga si algún alto cargo del PSOE se vio beneficiado paralelamente con adquisiciones personales de otras obras de arte a precios rebajados. Fundación instrumental Extraño resulta igualmente que, para adquirir esos dos Goyas, el Gobierno aragonés creara una fundación dentro del entramado de la sociedad pública Plaza. La fundación se constituyó el 2 de noviembre, y ocho días después su consejo de administración controlado por cargos públicos del PSOE se reunió y aprobó comprar el retrato del niño Borbón por 10 millones de euros, mucho más que el capital con el que se había creado dicha fundación. Según Arturo Ansón, el precio real de mercado de ese cuadro no pasaba de los seis millones de euros. En 2008, Caylus vendió otro Goya al Gobierno aragonés, La letra con sangre entra El precio pactado fue de 2,5 millones de euros, extraño también porque, cuatro años antes, la misma pieza la había puesto en venta a la mitad de precio una casa de subastas de Madrid, y nadie la compró. Fiscalía hace meses, abriendo así una investigación que trata de arrojar luz sobre unas operaciones que fueron tan multimillonarias como opacas. Las pesquisas por este caso van en paralelo a las que varios juzgados investigan por el saqueo de fondos públicos en la urbanización de la Plataforma Logística, que se sospecha que ascendió a no menos de 200 millones de euros. Los responsables autonómicos del momento no quisieron desvelar quiénes eran los vendedores de los Goyas; sólo se dio el nombre de la intermediaria, Caylus. Ahora el juzgado insis- a Asociación Nacional de Organizadores de Espectáculos Taurinos ha emitido un comunicado que dibuja un porvenir muy negro para la Tauromaquia, a causa de la crisis económica. Se resume en tres afirmaciones: 1 El mundo del toro está en quiebra 2 El sector empresarial ha sobrepasado su capacidad de absorción de los costes desproporcionados del espectáculo 3 La Fiesta se acaba No es algo nuevo lo mismo declaró, hace poco, Martínez Uranga a Rosario Pérez, en ABC pero sí muy preocupante: nunca el colectivo de empresarios taurinos había hecho un pronóstico tan sombrío. Se puede opinar que dramatizan, que son parte interesada y hasta que los propios empresarios son, parcialmente, culpables de esta situación. Lo que no se debe es cerrar los ojos e ignorarlo. La táctica del avestruz tampoco funciona en los toros. Lo he repetido muchas veces, si un negocio no es viable económicamente, su futuro es dudoso, sin necesidad de enemigos externos, que la Fiesta los tiene, y muy fuertes: a los antitaurinos se suman, ahora, la ambigüedad del PSOE y el rechazo de la izquierda radical. ¿Cuál sería la salida? Una, evidente: que todos los sectores profesionales taurinos se unieran, por encima de los intereses particulares, en una asociación para defender la Tauromaquia. Esa asociación tendría que negociar la fórmula económica que permitiera la supervivencia de la Fiesta. (Lo que pudo ser y no fue la Mesa del Toro) Además, debería encargar a un despacho de abogados la defensa legal permanente de la Tauromaquia y promover un plan de difusión de sus valores, en una sociedad cada vez más alejada de ellos. ¿Se va a hacer algo de todo esto? Lo dudo. Mientras Roma ardía, Nerón se dedicaba a tocar la lira... Así acabó.