Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 EDITORIALES PRESIDENTA- EDITORA: LUNES, 3 DE NOVIEMBRE DE 2014 abc. es opinion ABC EL SILENCIO CÓMPLICE DE LA TRAMA PUJOL CATALINA LUCA DE TENA Director Bieito Rubido Ramonde Director adjunto Manuel Marín Subdirectores José Ramón Alonso Manuel Erice Mayte Alcaraz Montserrat Lluis Adjuntos al Director Ramón Pérez- Maura Alfonso Armada Ana Isabel Sánchez ABC Cultural Fernando R. Lafuente Áreas Sergio Guijarro (Ediciones) Fernando Pérez (Información) Jaime González (Opinión) Adolfo Garrido (España) Alberto Sotillo (Internacional) Yolanda Gómez (Economía) Miguel Oliver (Madrid) Nuria Ramírez (Sociedad) Jesús G. Calero (Cultura y Espect. Fernando Rojo (Deportes) Sebastián Basco (Cierre) Isaac Blasco (Fin de Semana) Jesús Aycart (Diseño e Infografía) Matías Nieto König (Fotografía) Alexis Rodríguez (Suplementos) Laura Revuelta (ABC Cultural) María Jesús Pérez (Empresa) Isabel Gutiérrez (Gentestilo) Julián de Velasco (Infografía) Archivo Federico Ayala Delegaciones David Martínez (C. Valenciana) María Jesús Cañizares (Cataluña) Antonio González (C. -La Mancha) José Luis Martín (Castilla y León) Roberto Pérez (Aragón) Bernardo Sagastume (Canarias) José Luis Jiménez (Galicia) Directora General El nacionalismo catalán generó un régimen de silencio en torno a los negocios familiares del expresidente. Falta saber si esto pasó también con los gobiernos centrales RA evidente que la desfachatez con que la familia Pujol- Ferrusola fue amasando su fortuna y escondiéndola en cuentas extranjeras tenía que contar con una serie de pasividades por parte de quienes podían y debían saber que tanto viaje al vecino Principado de Andorra era más que sospechoso. Hasta ahora se daba por hecho que el nacionalismo catalán había amparado a la familia Pujol con su silencio cómplice. La duda es si sólo el nacionalismo lo hizo. Según la información que hoy publica ABC, tanto la Policía como la Guardia Civil estaban al corriente de esos viajes, porque los escoltas de Marta Ferrusola y de sus hijos necesitaban autorización del Ministerio de Interior para que pudieran acceder armados a Andorra. Funcionarios de ambos cuerpos elevaron sus sospechas a los superiores jerárquicos, pero nunca se hizo nada al respecto, omitiendo cualquier actuación de registro o control de los vehículos cuando cruzaban la frontera andorrana en sus singulares viajes. El esclarecimiento de lo que sucedió en torno a la trama de negocios y cuentas presuntamente ilícitos de los Pujol no admite excepciones. Si cada nueva noticia sobre el enriqueci- E miento de esta familia señala directamente a la complicidad del círculo político del expresidente Pujol y a la connivencia del entorno social y económico, claro está también habrá que poner luz sobre lo que sabían y lo que dejaron hacer los sucesivos gobiernos centrales, y cuáles fueron las razones por las que los informes de los funcionarios policiales no dieron paso a una investigación detallada sobre la frecuencia de los viajes a Andorra. España vive un tiempo en el que no caben las contemplaciones con los autores materiales de la corrupción, ni con sus responsables políticos, lo sean por acción o por omisión. La sociedad española necesita vivir una catarsis de transparencia para iluminar hasta el último rincón de las responsabilidades por este calvario de latrocinios, cohechos y malversaciones por el que se está obligando a pasar a los españoles. Por eso es necesario que los responsables de los gobiernos que hubieran tenido conocimiento de lo que hacían los Pujol expliquen si estaban o no al corriente de los avisos de la Policía y de la Guardia Civil. La verdad puede a veces ser incómoda, incluso peligrosa, pero es imprescindible para sanear a fondo la vida política española y para recuperar la confianza en ella por parte de los ciudadanos. El nacionalismo catalán el árbol al que se refirió el propio Pujol en el Parlamento autonómico generó un régimen de silencios y complicidades en torno a los negocios familiares del expresidente. Hay que saber si esto pasó también con los gobiernos centrales. PSOE, CIEN DÍAS DE INCERTIDUMBRE Ana Delgado Galán Gerente Javier Caballero Control de Gestión José Antonio Ansede Recursos Humanos Raquel Herrera Marketing José María de la Guía Comercial Juana Estévez Distribución Maite Corral ABC en Kioskoymás Pilar Sainz Negocio Abc. es Beatriz Lizarraga P ÍNDICE La Tercera 3 Editoriales 4 Enfoque 5 Opinión 12 Cartas 14 España 16 Internacional 26 Economía 32 Deportes 35 Sociedad 48 Cultura 54 Gentestilo 58 Agenda 61 Cartelera 63 Pasatiempos 67 Madrid 68 El Tiempo 74 TV 75 EDRO Sánchez cumplió ayer sus primeros cien días al frente del PSOE y, por el momento, su mandato ha sido un cúmulo de dudas e incertidumbre, sin que haya logrado enderezar el rumbo que mantiene el principal partido de la oposición en los últimos años. La ansiada renovación de la cúpula socialista corre el riesgo de convertirse en una operación de márketing, un cambio de imagen que, tulelado desde Sevilla, con la figura de Susana Díaz al fondo, carece del contenido político necesario para resituar al PSOE en el lugar que merece por su historia y que exige la actual situación de España. El discurso del nuevo secretario general del PSOE, obligado a reconquistar a sus electores, ha estado lastrado por la improvisación y, a menudo, la demagogia. Cabe recordar que Sánchez ordenó votar en contra de Jean- Claude Juncker como presidente de la Comisión Europea y de la elección de Miguel Arias Cañete como comisario, traicio- nando así el pacto europeo alcanzado previamente entre socialistas y conservadores comunitarios. Más allá de esta grave irresponsabilidad y al margen de ocurrencias como las de celebrar funerales de Estado a las víctimas de violencia de género o su plan de suprimir el Ministerio de Defensa Sánchez ha tenido el valor y el acierto de apoyar al Gobierno en su defensa del Estado de Derecho, frente a la operación de derribo orquestada por la Generalitat catalana. Es este sentido de Estado, capital en una formación como el PSOE, el que ha de cultivar su nuevo secretario general, tentado en exceso por unos arranques populistas que, a la postre, no hacen sino desgastarlo aún más, alejarlo del centro y favorecer a partidos más extremos. Sin renunciar a los principios socialistas, Sánchez aún tiene margen y tiempo para colaborar con el Gobierno y unirse a la tarea común de reforzar y modernizar España. Protagonistas Marcos Martínez P. Diputación de León Juan Diego Actor Carlo Ancelotti Entrenador del R. Madrid La frase del día José Viñals Directivo del FMI Editado por Diario ABC, S. L. Juan Ignacio Luca de Tena, 7 28027 Madrid. España se utiliza en el FMI como ejemplo para las reformas Lleva una semana entre rejas y veintitrés años como alcalde de Cuadros. La inercia pesa más que la ética en el caso del presidente de la Diputación de León, al que el PP forzará a dejar sus cargos con sendas mociones de censura. En una celda no hay sitio para su mesa de despacho Metido en la piel del Ricardo III de Shakespeare y a punto de subirse a las tablas del Teatro Español, el veterano actor habla en ABC de uno de los personajes que mejor encarnan la maldad humana. Ricardo III dice Juan Diego me va a torturar, no conseguiré expulsarlo tan pronto de mí Los tropiezos del Barcelona y el Sevilla terminan de allanar el camino para el Real Madrid. Tras un complicado y titubeante comienzo de Liga, el conjunto blanco completa una remontada que lo sitúa al frente de la tabla. Buen juego, muchos goles y las mejores sensaciones La marcha de la economía española no solo dependerá de lo que haga España, sino de las políticas europeas e internacionales, admite el director de Asuntos Monetarios y Mercados del FMI en una entrevista que publicamos en páginas de Economía. Viñals, sin embargo, reconoce el valor del proceso de reformas aplicado por el Gobierno, que califica de ejemplar para el resto de países con tareas pendientes. Publicidad 902 334 556 Suscripciones 901 334 554 Att. al cliente 902 334 555 Precio ABC 1,40 euros Diario ABC, S. L. Reservados todos los derechos. Queda prohibida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta publicación, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa. Número 36.103 D. L. I: M- 13- 58 Apartado de Correos 43, Madrid