Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
4 EDITORIALES SIGUE GRAN BRETAÑA PRESIDENTA- EDITORA: SÁBADO, 20 DE SEPTIEMBRE DE 2014 abc. es opinion ABC CATALINA LUCA DE TENA Director Bieito Rubido Ramonde Director adjunto Manuel Marín Subdirectores José Ramón Alonso Manuel Erice Mayte Alcaraz Montserrat Lluis Adjuntos al Director Ramón Pérez- Maura Alfonso Armada Ana Isabel Sánchez ABC Cultural Fernando R. Lafuente Áreas Sergio Guijarro (Ediciones) Fernando Pérez (Información) Jaime González (Opinión) Adolfo Garrido (España) Alberto Sotillo (Internacional) Yolanda Gómez (Economía) Miguel Oliver (Madrid) Nuria Ramírez (Sociedad) Jesús G. Calero (Cultura y Espect. Fernando Rojo (Deportes) Sebastián Basco (Cierre) Isaac Blasco (Fin de Semana) Jesús Aycart (Diseño e Infografía) Matías Nieto König (Fotografía) Alexis Rodríguez (Suplementos) Laura Revuelta (ABC Cultural) María Jesús Pérez (Empresa) Isabel Gutiérrez (Gentestilo) Julián de Velasco (Infografía) Archivo Federico Ayala Delegaciones David Martínez (C. Valenciana) María Jesús Cañizares (Cataluña) Antonio González (C. -La Mancha) José Luis Martín (Castilla y León) Roberto Pérez (Aragón) Bernardo Sagastume (Canarias) Pablo Alcalá (Galicia) Directora General La unidad de acción de los conservadores con los laboristas y los liberal- demócratas ha resultado decisiva para frenar el independentismo escocés H ACE 307 años, la unión de Escocia a Inglaterra y Gales dio lugar a la Gran Bretaña. El pasado jueves, una clara mayoría de escoceses decidió renovar ese pacto constituyente y ratificó la unión política de la isla. No había más que dos opciones: unidad o independencia. Los escoceses fueron puestos en una clara disyuntiva y eligieron seguir juntos con sus compatriotas ingleses, galeses e irlandeses. Cualquier otra interpretación sobre lo que votaron o dejaron de votar es puramente especulativa. No había una tercera vía. El referéndum fue convocado en términos muy claros y para optar entre un sí y un no Más del 55 por ciento de los votantes dijo no a la independencia. Todo buen demócrata deberá dar por zanjada la cuestión separatista escocesa. Ahora, como es lógico, las instituciones británicas han abierto un periodo de reflexión sobre la organización del país, pero lo hacen a partir de la derrota del separatismo y con vocación nacional. El primer ministro británico, David Cameron, se ha apresurado a poner en marcha el proceso de transferencia de nuevas competencias a Escocia, incomparablemente menores a las de las nacionalidades históricas en España, aunque ha anunciado que será parte de un plan general para el Reino Unido. También Gales, Irlanda e Inglaterra entrarán en la descen- tralización de competencias, porque Gran Bretaña ha funcionado bien como un país unido y no quiere dejar de hacerlo para pagar peajes a la presión nacionalista. La unidad de acción de los conservadores con los laboristas y los liberal- demócratas ha resultado decisiva para frenar el independentismo escocés. El protagonismo por el no del ex primer ministro laborista Gordon Brown demuestra que la izquierda británica sabía bien que el desafío secesionista en Escocia no podía recibir una respuesta partidista o sectaria. No son pocos los que ahora se afanan en descalificar la victoria de los unionistas como resultado del miedo a las consecuencias económicas de la independencia, anticipadas por los anuncios de deslocalización de grandes corporaciones y empresas en caso de que ganara el sí Se tachó a la campaña por la unidad de excesivamente pesimista, y es probable que así fuera su tono general, pero tampoco había opciones para esconder la negrura del futuro de Escocia si el nacionalismo escocés se dedicaba a falsear las consecuencias de la independencia. Alex Salmond, el dimitido líder nacionalista, daba por hecho que Escocia seguiría en la UE, tendría la libra como moneda y a Isabel II como Reina y vivirían a costa del inagotable petróleo del Mar del Norte. Fue la pugna entre la mentira idílica y la cruda realidad. Con su pragmatismo genético, los británicos se dedicarán desde hoy mismo a recomponer relaciones internas y a aprovechar la flexibilidad de su sistema constitucional para asimilar el resultado de las urnas a un proyecto de unidad nacional reforzado. Sí, Gran Bretaña sigue. UNA LEY PARA UNA ILEGALIDAD OS socialistas catalanes han rendido un último servicio al nacionalismo sumando sus votos al frente separatista en el Parlamento de Cataluña para sacar adelante la ley de consultas. Esta ley no es más que la coartada leguleya de Artur Mas para poder decir que convocará una consulta legal Los socialistas catalanes siguen sin reparar en que su actitud servil hacia el separatismo los conduce a la marginación. No han aprendido nada ni de sus fracasos, ni del éxito de sus colegas laboristas en Escocia, pero mientras caminan por el precipicio, van blanqueando la estrategia separatista con sus votos, en una farsa de transversalidad. No hay excusa al voto socialista para una ley que sus defensores más conspicuos presentaron ayer, en la Cámara catalana, como la herramienta necesaria para la consulta del 9- N, para realizar el derecho a decidir El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, tiene en Cataluña el mismo problema de deslealtad interna que su predecesor, y no lo va a Ana Delgado Galán Gerente Javier Caballero Control de Gestión José Antonio Ansede Recursos Humanos Raquel Herrera Marketing José María de la Guía Comercial Juana Estévez Distribución Maite Corral ABC en Kioskoymás Pilar Sainz Negocio Abc. es Beatriz Lizarraga L ÍNDICE La Tercera 3 Editoriales 4 Enfoque 5 Opinión 14 Cartas 16 Primer Plano 18 España 32 Internacional 42 Economía 46 Sociedad 54 Cultura 58 Toros 61 Deportes 62 Gentestilo 67 Cartelera 88 Madrid 92 El Tiempo 100 TV 101 resolver fingiendo que el resultado en Escocia es una victoria de su tercera vía Semejante visión de lo que ha sucedido en Escocia es tan voluntarista como equivocada. PP y Ciudadanos han sido los únicos que han votado en contra de la ley de consultas catalana. Todos, empezando por los socialistas, se han retratado en la salida de esta última etapa del proceso que termina el 9- N. En unos días, el TC suspenderá automáticamente esta ley, después de que haya sido publicada, entre en vigor y sea impugnada por el Gobierno central. Lo mismo sucederá con la convocatoria del referendo firmada por Artur Mas. A partir de entonces, la Generalitat y las instituciones públicas que promuevan la consulta separatista se moverán en la ilegalidad más flagrante y el discurso victimista arreciará, pero el Gobierno central debe tener la tranquilidad de que a quien le asiste la ley, le asiste la razón. Si no fuera así, España no sería una democracia ni un Estado de Derecho. Protagonistas Gádor Joya Derecho a Vivir Blanca Pons- Sorolla Comisaria artística José Mourinho Entrenador de fútbol GOZOS Y SOMBRAS Bieito Rubido Director de ABC CUADRO ESCOCÉS n poco más de claridad se vislumbra en el plomizo cielo de Escocia. El sol pugna entre las nubes y la mayoría respira tranquila: sus vidas seguirán avanzando, más allá del discurso que envuelve un cierto tono de superioridad con un manto de amor a la tierra. Malos tiempos en los que los sentimientos se imponen a la razón. Grises días en los que no hay coraje para hablar con franqueza y atreverse a llamar a las cosas por su nombre. La mística se entremezcla con el nacionalismo, tan dado a inventar la tradición, a falsificar la Historia. Ahora sabemos, gracias a Hobsbawm, que los cuadros escoceses, en realidad son una ocurrencia de un comerciante del siglo XIX, al que un stock de tela le arruinaba el almacén. Un artificio más para romper puentes que salvan los ríos de la discordia. Habrá que atreverse a decirlo, más allá del pensamiento Whatsapp con el que alguna ocurrente asesora empequeñece a emergentes políticos que aspiran a gobernar nuestras vidas. Editado por Diario ABC, S. L. Juan Ignacio Luca de Tena, 7 28027 Madrid. U Publicidad 902 334 556 Suscripciones 901 334 554 Att. al cliente 902 334 555 Precio ABC 1,40 euros Con Mujer hoy 1,80 euros Diario ABC, S. L. Reservados todos los derechos. Queda prohibida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta publicación, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa. Número 36.057 D. L. I: M- 13- 58 Apartado de Correos 43, Madrid En vísperas de la marcha provida convocada mañana en Madrid, la portavoz de Derecho a Vivir carga en ABC contra el Gobierno por su pasividad frente al aborto y reconoce su indignación y decepción por su política social La bisnieta de Sorolla adelanta en ABC los detalles de la magna exposición de la Fundación Mapfre sobre la producción norteamericana del genio valenciano, una muestra que reúne sus lienzos menos conocidos El técnico portugués sigue repartiendo juego y polémicas, ahora contra Cristiano Ronaldo. Mejor haría en dedicarse a entrenar al Chelsea que a meter cizaña a distancia, actividad que solo revela su enfermiza obsesión con el Real Madrid