Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
54 DEPORTES MARTES, 16 DE SEPTIEMBRE DE 2014 abc. es deportes ABC El ciclo más triste de España Los equipos de fútbol, baloncesto y tenis fracasan en las grandes citas ENRIQUE YUNTA DAVID VILARES MADRID Tenis Se veía que iba a pasar Carlos Moyá explica a ABC los motivos del doloroso descenso de España en la Davis E. YUNTA l día después de la portada de Alberto Contador, feliz la españolía por el disparo del ciclista madrileño en su llegada triunfal a Santiago, se analiza con perspectiva el verano, que siempre se ha dicho que termina con La Vuelta. Y España, acostumbrada al festejo y a invadir las calles en los últimos años, ha vivido el ciclo más triste, desastroso trimestre en lo que a potencias se refiere. Quedarán los éxitos de Mireia Belmonte, Judit Ignacio, Jessica Vall y Duane da Rocha en la piscina de Berlín, los goles de las chicas de waterpolo para colgarse el oro europeo, la reconstrucción del equipo de natación sincronizada, el cuarto título mundial en triatlón del bravo Javier Gómez Noya, el salto al infinito de Ruth Beitia o la explosión de Carolina Marín para consagrarse como la pionera en el bádminton. Héroes acostumbrados a un segundo plano, pero que han defendido mejor que nadie la bandera ante los fiascos del fútbol, del baloncesto y, en última instancia, del tenis. El primer chasco llegó en Brasil, impensable el desenlace para un equipo irrepetible. La selección de Vicente del Bosque se dejó en el país del fútbol parte de su historia, tan sonoro el golpe que todavía dura la herida. En Maracaná, cargada de simbolismo esa imagen, España ponía el punto y final a una etapa sensacional, seis años de gloria con la consecución de dos Eurocopas y un Mundial. Perdió luz esa estrella en el triste retiro de Curitiba y Del Bosque trata de recomponer la estructura, convencido de que hay futuro y recursos como para pensar en la regeneración. Hace unos días, el tortazo llegó en el baloncesto, eliminado el conjunto de Juan Antonio Orenga en los cuartos del Mundial. De poco sirvió la condición de anfitriones y presentarse con un grupo soberbio, repleto de estrellas de la NBA que incluso tenían que plantar cara a Estados Unidos. Agua. Y el domingo, batacazo en la Copa Davis. Abandonado por las estrellas, el mejor equipo del siglo perdió la categoría para confirmar un pésimo verano en los tres deportes más mediáticos. E En la puerta de embarque, minutos antes de un largo viaje de regreso a Madrid desde Sao Paulo, Carlos Moyá atiende a la llamada de ABC, delatado por una voz que transmite tristeza. En su primer año como capitán, la selección ha perdido la categoría en el Grupo Mundial de la Copa Davis, difícil de asimilar si se tiene en cuenta que hay doce raquetas nacionales entre las 100 mejores por una solo de Brasil. Han fallado, sin embargo, las principales estrellas, pero Moyá lo entiende porque hace nada estaba en la pista. El chasco, de todos modos, es enorme. ¿Cómo se puede explicar el descenso con la cantidad de tenistas buenos que hay en España? Al final, te das cuenta de que todo es factible en el deporte, de que la derrota también es una posibilidad. Pensaba que sí, que esta eliminatoria la sacábamos pese a jugar en Brasil, y nos hemos encontrado con un rival muy potente y con muchas condiciones en contra. Hoy estamos hablando de esta derrota, que es un palo muy duro, pero el viernes tuvimos en el punto de Pablo Andújar una pelota de partido para ponernos 2- 0. Y fue por un pelo. Ese golpe de Thomaz Bellucci entró por muy poco, pero da la sensación de que el problema en la Davis va más allá. Por ese centímetro, cambia todo. Los que llevamos en esto tanto tiempo sabemos que el deporte tiene estas cosas. Para mí, esa bola fue clave, cambia la inercia por completo. Pasaron de estar casi muertos a recuperarse con un Bellucci que estuvo muy bien. Y ya después de perder el dobles fuimos al límite en el último día. ¿Está muy tocado? Pues sí, un poco decepcionado, la verdad. Obviamente, entenderá que cuando asumo el cargo no lo hago pensando en el descenso, bajar no entraba en los planes. Vale que hemos jugado fuera las dos elimina- Carlos Moyá, en el pabellón de Sao Paulo EFE torias contra Alemania y Brasil, pero el descenso era impensable. ¿Cree que es buena la imagen de España con la renuncia de tantos jugadores en esta edición de la Davis? No quiero entrar en temas individuales. Cuando faltan uno o dos, puedo pensar que están equivocados, pero cuando fallan nueve es que hay un problema, ya sea la competición o el sistema. Tiene que haber un diálogo y que se escuchen todas las partes. Si la ITF quiere mantener esta competición y darle el valor que se merece, tie- Siglo de oro Cinco Ensaladeras Desde diciembre de 2000, España ha logrado cinco Davis. Sumó la de 2004, 2008, 2009 y 2011, además de las finales de 2003 y 2012. Descenso La última vez que se perdió la categoría fue en 1995. España lleva 27 series ganando en tierra batida. ne que atender a los jugadores. Y ya no digo darles toda la razón, pero quizá sí pueden encontrar un punto intermedio. Supongo que les interesa. Usted no ha contado ni con Nadal ni con Ferrer en todo el año. Cuando eres capitán, obviamente piensas en ellos como primera opción porque son dos de los mejores del mundo. Pero las circunstancias son las que son. Rafa ha estado lesionado y David necesitaba un descanso, lo entiendo. Pero no he querido acordarme nunca de los ausentes. ¿Le ha decepcionado algún jugador? Entiendo a todos, si no están es porque tienen sus razones. España es una potencia y parece que la Davis solo importa cuando se gana. ¿Cómo puede entender el aficionado las renuncias y el descenso? Se veía que esto iba a pasar, se anunciaba. Y ha coincidido ahora, pero viene de hace tiempo. Los años pasan y el cuerpo también lo nota. Manda el circuito ATP y es la Real Federación Española de Tenis la que debe hablar, y también la ITF. ¿Va a seguir? No es el momento de tomar decisiones. Ahora hay que pensar en lo que ha pasado este fin de semana Videoanálisis del gris verano de los equipos más mediáticos