Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES, 16 DE SEPTIEMBRE DE 2014 abc. es economia ECONOMÍA 41 Ana Botín garantiza continuidad, pero avisa de que repetir éxitos no será fácil La nueva presidenta del Santander ratifica en su puesto al consejero delegado, Javier Marín MONCHO VELOSO SANTANDER Ana Botín se ajustó al guión previsto en su debut como presidenta del Banco Santander. La banquera aprovechó su discurso en la junta extraordinaria de accionistas celebrada ayer en la capital cántabra para, en primer lugar, recordar y loar el legado financiero de su padre, Emilio Botín, a quien ha sucedido en el cargo tras su repentino fallecimiento la semana pasada. En sus cerca de treinta años en la presidencia del banco colocó al Santander como primera entidad de la Eurozona y como uno de los primeros diez bancos del mundo en capitalización bursátil dijo con tono frío y solo algún titubeo propio de un estreno así. Y, después, garantizó a los propietarios del grupo y a los mercados una gestión continuista con la estrategia y los valores marcados por su antecesor. Mi ambición consiste en mantener esta trayectoria de éxito a la que voy a dedicar el mayor de mis esfuerzos prometió a los accionistas, convocados para aprobar la ampliación de capital con la que la entidad sufragará la adquisición del 24,75 de las acciones de Santander Brasil. Seguiremos en línea con esta estrategia y trabajaremos para afianzar aún más la cultura Santander, que es la base del crecimiento sostenible explicó. Ahora bien, la banquera advirtió de que continuar con la trayectoria de éxito de las últimas décadas no será fácil señalando entre los obstáculos un entorno competitivo y regulatorio cada vez más exigente. Ana Botín con el consejero delegado del Santander, Javier Marín, ayer en la junta de accionistas AFP Cúpula directiva El consejero delegado y yo hemos trabajado juntos muchos años y vamos a seguir haciéndolo dijo Botín El ADN de la entidad Trabajaremos para afianzar aún más la cultura Santander, que es la base del crecimiento sostenible Máxima expectación Acudieron 500 accionistas representantes del 52 del capital, récord del banco en una junta extraordinaria su padre, de su abuelo y de su bisabuelo ha levantado dudas en algunos círculos, sobre todo el de los grandes fondos de inversión, sobre si esa suerte de sucesión dinástica es hoy en día la mejor práctica de gobernanza. La dirigente, tras una pregunta al respecto de un accionista anglosajón, defendió su elección explicando que fue aprobada por unanimidad en el consejo a propuesta del comité de nombramientos y retribuciones, y garantizó que la entidad cumplirá siempre con los más altos estándares de gobierno corporativo. Sin pérdidas en la crisis La presidenta relató cómo el Santander, cuando Emilio Botín tomó sus riendas en 1986, apenas figuraba entre las 140 principales entidades financieras del mundo. De hecho, era por entonces el séptimo banco del país, por detrás de otros como el Central, el Hispano y Banco Vizcaya. El salto dado en Sucesión dinástica En esa línea de mantener la estrategia de los últimos años, Botín aclaró además mediante palabras y gestos que su llegada no supondrá una revolución en el organigrama del banco y que habrá también continuidad en el equipo directivo. Me siento especialmente comprometida con este reto para el que cuento, además, con un gran equipo y el apoyo de un consejo de administración de gran experiencia dijo, resaltando también el compromiso, alta cualificación y dedicación al cliente de los equipos del grupo. Más aún, Botín ratificó en su puesto al actual consejero delegado, Javier Marín, a quien su padre ascendió hace ahora año y medio y con el que mantiene una relación cercana. El consejero delegado y yo hemos trabajado juntos muchos años y vamos a seguir haciéndolo afirmó. El nombramiento de Ana Botín al frente del Santander como sucesora de Santander compra el 24,75 de las acciones de su filial brasileña El Santander comprará a través de una oferta pública de adquisición (opa) el 24,75 de las acciones de Santander Brasil que hace cinco años sacó a Bolsa y que ahora están en manos de accionistas minoritarios. El objetivo de controlar de nuevo el 100 del capital es contrarrestar la caída de la cotización de esos títulos. Para ello, la junta aprobó ayer la ampliación de capital con que se pagará esa recompra, pues los minoritarios titulares de esas acciones de Santander Brasil cobrarán en acciones de la matriz. El grupo emitirá un máximo de 665 millones de acciones, equivalente al 5,62 del capital social, en caso de que todos esos socios acudan a la opa. estos 28 años, según Botín, se debe a que su progenitor aplicó una gestión prudente en los riesgos, centrada en el cliente y en la banca comercial y con agilidad para adelantarse y aprovechar las oportunidades de crecimiento Hoy, gracias a su visión, el Santander no solo es más grande, sino más diversificado y más sólido, como lo prueba su resistencia a lo largo de la crisis financiera, siendo una de las tres únicas grandes entidades financieras internacionales que ha atravesado la crisis sin pérdidas en un solo trimestre señaló la máxima dirigente del grupo, quien destacó además el compromiso del banquero siempre refiriéndose a él como el presidente anterior, y no como su padre y de la entidad con la educación, la cultura y la sociedad. Lo que iba a ser una junta de trámite ha terminado acaparando todas las miradas del mundo financiero tras la muerte del banquero y su rápida sustitución. La expectación por saber cuáles iban a ser los primeros mensajes de Ana Botín al frente de la entidad era ayer máxima. Prueba de ello es que a la cita acudieron unos 500 accionistas representantes del 52 del capital, récord del banco en una junta extraordinaria. Algunos pusieron pegas a la gestión por casos como la colocación entre ahorradores de 7.000 millones en Valores Santander, cuya comercialización está siendo investigada. Pero hasta los más críticos dedicaron palabras en recuerdo del expresidente y mostraron sus condolencias a la familia. Otros, además, mostraron su apoyo y confianza en Ana Botín como sucesora. Transmite claridad, seriedad, realidad y profesionalidad resumió el primero de los diez accionistas que tomaron la palabra.