Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
60 ABCdelVERANO GENTE SÁBADO, 9 DE AGOSTO DE 2014 abc. es estilo ABC Con chaqué Sabe combinar trajes, chaqués, chalequillos, camisas y corbatas Black Tie Utiliza smokings de solapa recta, con chaquetas de botonadura simple Rociero Cambia el traje cortopor en cazadora y sombrero jipijapa En la playa Elige bien sus trajes de baño, seleccionando modelos favorecedores Miguel Báez, el Litri Un rociero es el hombre mejor vestido del mundo El diestro ha sido coronado en la lista que cada año publica la edición americana de Vanity Fair No toda su ropa es de su suegra MARÍA LUISA FUNES MADRID Litri cuenta con la estupenda base que suponen un buen físico y una familia Spínola con estilo. Sabe elegir bien los trajes de chaqueta y conjuntarlos con los zapatos, camisas y corbatas que mejor les van; controla el arte de combinar blazers azules con pantalones claros y oscuros, e incluso el más difícil todavía de ir sin corbata y con pañuelo. Va bien con unos vaqueros y una camisa de rayas, acom- La lista anual de los mejor vestidos de Vanity Fair lleva dando vueltas desde 1940. Y este año, un español reina en la cumbre. Es Miguel Báez, el Litri (46 años) Aunque Vanity Fair no es un árbitro infalible de la elegancia, sí representa un respetado punto de vista norteamericano. Los afortunados se clasifican en distintas categorías para darle un poco de sal y pimienta a unas listas que, de otro modo, serían probablemente algo monótonas. Se incluyen, aquí y allá, miembros de la nobleza y del establishment europeo, para añadir una necesaria guinda al pastel. En la lista femenina de este año, que lidera Cate Blanchett, están Lupita Nyong o, Máxima de los Países Bajos y Mary de Dinamarca, entre otras famosas internacionales. Por arte de birlibirloque y para cambiar las tornas, este año han quitado a Doña Letizia de las elegidas, por aquello de evitar una Europa ganadora por goleada que aburriese a sus lectores de Wisconsin. Pero en el elenco masculino, hemos clavado la daga: han dado un toque ibérico incluyendo a Miguel Báez Spínola como el más elegante. pañada quizás por un impecable jersey de cashmere. El Litri que siempre que puede se une a la Hermandad de Huelva en el Camino, sabe ir bien ataviado al Rocío, donde tiene casa propia: decide cuándo prescindir del traje corto y del sombrero de ala ancha para convertirlos, respectivamente, en cazadora impermeable y sombrero jipijapa. Ha conseguido que su sofisticadamente bohemia esposa, Carolina Herrera Jr. se plante un poncho de lana de Grazalema y una falda de lunares y volantes. Báez tiene tino para elegir bien sus trajes de baño, seleccionando prendas sobrias e intemporales que le favorecen y no llaman la atención. Utiliza smokings clásicos de solapa recta, alternando chaquetas simples con chaquetas cruzadas; y asiste como testigo a las bodas de sus amigos con chaqués impecablemente coordinados con la corbata y el chalequillo. Además, el Litri compra en las mejores tiendas: no le duelen prendas en gastarse 800 euros en un jersey de Gucci o en confeccionarse camisas a medida. Sus trajes son de sastrería de buen nivel, aunque se deduce que no todos proceden del mismo taller: a veces las mangas son demasiado anchas y se le arrugan al doblar el brazo; y en alguna ocasión, las solapas del smoking se le abrían un poco hacia fuera. La sastrería maña de Daniel Roqueta era la responsable de sus magníficos trajes de luces hasta que se retiró de los ruedos. En la lista de los mejor vestidos de 2014, le acompañan el apuesto galerista Vito Schnabel, el extraño Jeff Koons, el elegantísimo Benedict Cumberbatch y el excéntrico cantante Pharrell Williams. Pero quien sin duda le ha llevado a liderar esta lista internacional no es otra que su suegra, Carolina Herrera, gurú de la elegancia neoyorkina, que ha logrado poner en el punto de mira estadounidense a nuestro torero más elegante. Otra puerta grande, maestro. Influencia de su mujer Carolina Herrera Jr. y su madre han ejercido mucha influencia sobre él a la hora de depurar su elegancia