Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
26 INTERNACIONAL Irak en llamas El Pentágono, de nuevo en acción SÁBADO, 9 DE AGOSTO DE 2014 abc. es internacional ABC La guerra de nunca acabar de los Estados Unidos Washington encadena intervenciones desde 1991 en el país del Tigris y el Éufrates GUILLERMO D. OLMO MADRID Una vez más, Estados Unidos vuelve a combatir en Irak. Después de que el Pentágono diera por completada la retirada del país de los dos ríos en diciembre de 2011, el incontenible avance de los fanáticos del Estado Islámico (EI) ha obligado a Obama a emprender una nueva intervención en un país que se ha cobrado la vida de miles de soldados norteamericanos en los últimos años. Los ataques aéreos de ayer son un nuevo episodio en una larga lista de aventuras bélicas en un estado clave por sus recursos energéticos y por su papel en el equilibrio de una región muy inestable. La primera de las guerras del Golfo comenzó en 1991, cuando el presidente George Bush padre puso en marcha la operación Tormenta del Desierto. Sadam Hussein había invadido el vecino Kuwait y las tropas mandadas por los generales Norman Schwarzkopf y Colin Powell, apoyadas por una coalición de 34 países, tardaron solo cuatro días en expulsar de Kuwait al Ejército iraquí, y apenas seis semanas en su completa derrota. Tras la victoria aliada, la ONU impuso un fuerte embargo sobre el régimen de Bagdad, al que Sadam resistió hasta convertirse en la bestia negra de los norteamericanos. En 1992 y 1993 aviones estadounidenses y británicos atacaron de nuevo objetivos selectivos. Las bombas estadounidenses volverían a golpear en 1998. Un Bill Clinton acosado en casa por el escándalo Lewinsky ordenaba una nueva tanda de ataques que muchos observadores interpretaron como un intento de desviar la atención de sus apuros internos. Pero la caída del, en palabras de Bush padre, brutal dictador de Bagdad no llegaría hasta 2003, cuando Bush hijo, tras acusar a Sadam de poseer armas de destrucción masiva y de apoyar el terrorismo internacional, emprendió una invasión que tenía su derrocamiento como objetivo. Aún bajo el impacto del 11- S, Bush hizo oídos sordos a las movilizaciones contra la guerra en todo el mundo y, con el apoyo de los Gobiernos británico y español entre otros, pero también con el rechazo de potencias del peso de Francia y Alemania, comenzó una guerra que acabaría en mayo de 2003. Once años después, la historia demuestra que el gran reto de la estabilización sigue pendiente. Ahora, la barbarie del EI y la ineptitud sectaria del primer ministro Nuri al Maliki han obligado a Obama a embarcarse en una operación a la que le ha empujado la alarmante evolución de los acontecimientos. Con los yihadistas comiendo el terreno a los kurdos, masacrando a las minorías del país y cada vez más cerca de Erbil y Bagdad, quedaban pocas opciones. Tarea pendiente Once años después de la invasión, y tras casi tres de la retirada, la estabilización del país sigue pendiente Videoanálisis y fotogalería sobre el ataque estadounidense ABC AFP REUTERS 1991. TORMENTA DEL DESIERTO El 16 de enero, después de expirar el ultimátum a Sadam Hussein para que retirara a sus fuerzas de Kuwait, George Bush padre daba la orden y comenzaba la primera Guerra del Golfo. 1998. CLINTON BOMBARDEA Cuando peor le iban las cosas en casa, acosado por las repercusiones políticas del caso Lewinsky, Clinton ordenó en 1998 una serie de ataques aéreos sobre objetivos iraquíes. 2003. BUSH DERROCA A SADAM A pesar del rechazo internacional que suscitó, Bush hijo ordenó en marzo de 2003 la invasión de Irak. En apenas cuarenta días, caía la capital y con ella el régimen de Sadam. FIRME APOYO EUROPEO A EE. UU. Francia pide a Europa un papel activo en el conflicto ABC PARÍS El presidente de Francia, François Hollande, apoyó ayer los bombardeos estadounidenses sobre las posiciones de las milicias yihadistas del Estado Islámico (EI) en el norte de Irak y llamó a la Unión Europea (UE) a desempeñar un papel activo en respuesta la catastrófica situación. La comunidad internacional no puede quedarse sin reaccionar ante las amenazas que representan los avances de ese grupo terrorista, para la población y para la estabilidad, no solamente de Irak sino de toda la región declaró Hollande en un comunicado. En la misma nota, el presidente francés se congratuló de la decisión de su homólogo estadounidense, Barack Obama, de autorizar ataques aéreos selectivos contra el Estado Islámico informa Efe. Francia va a examinar con EE. UU. y con el conjunto de sus socios las acciones que podrían llevarse a cabo con el objetivo de aportar conjuntamente todo el apoyo necesario para poner fin al sufrimiento de la población añadió. El presidente francés subrayó que su país está dispuesto a poner todo de su parte y llamó a la UE a desempeñar muy rápidamente un papel activo en ese esfuerzo común y a aplicar todos los medios posibles En el mismo sentido se manifestó la canciller alemana, Angela Merkel. Adhesión española Al filo de la pasada medianoche, el Ministerio de Asuntos Exteriores español hacía pública una nota de apoyo a los ataques aéreos selectivos ordenados por Washington. Las milicias del denominado Estado Islámico en el Nor- te de Irak afirma la nota constituyen un gravísimo peligro para la población, especialmente las minorías cristianas y yasidíes Por otro lado, el Papa Francisco ha nombrado al prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, el cardenal Fernando Filoni, su enviado personal a Irak para trasladar su cercanía espiritual y su solidaridad a la población, ante el agravamiento de la violencia en el país, donde 100.000 cristianos se encuentran en una situación crítica. Asimismo, el director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Federico Lombardi, ha anunciado que está en estudio un encuentro en Roma en septiembre entre los nuncios de Oriente Próximo y el Papa.