Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22 ESPAÑA SÁBADO, 26 DE JULIO DE 2014 abc. es españa ABC Rajoy confía en que Sánchez le explique cuál es ahora su política económica El líder del PSOE pide otra transición que consolide la educación y sanidad públicas M. CALLEJA G. SANZ MADRID Desde el Palacio de la Moncloa se sigue con atención cada uno de los primeros movimientos del nuevo líder socialista, Pedro Sánchez, que será proclamado este fin de semana como secretario general del PSOE. Este lunes, Mariano Rajoy lo recibirá en el Palacio de la Moncloa en una primera toma de contacto que el presidente del Gobierno quiere aprovechar, entre otras cuestiones, para saber cuál es la posición económica que defiende ahora el jefe de los socialistas. Se trata de conocer hasta qué punto se está renovando el PSOE y qué quedan de las políticas que defendía José Luis Rodríguez Zapatero y que llevaron a España al borde de la quiebra. Como publicó ayer ABC, Pedro Sánchez justificó en 2010 las medidas y tijeretazos que estaba aplicando Zapatero en plena crisis y defendió la austeridad presupuestaria, mientras que ahora ha rechazado de plano apoyar a Jean Claude Juncker como presidente de la Comisión Europea por ser el padre de las políticas austericidas Por eso, el Gobierno espera saber si Pedro Sánchez ha tenido una evolución similar en otros aspectos económicos y cuáles son sus propuestas frente a la crisis. En la reunión de La Moncloa se hablarán de los grandes acuerdos de Estado, pero estará centrada en buena parte en las cuestiones económicas y en las medidas que son necesarias para consolidar la recuperación económica y la creación de empleo, según explicó la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría. Rajoy confía en mantener una relación de confianza y lealtad con el nuevo secretario general del PSOE, similar a la que tenía con Alfredo Pérez Rubalcaba, con quien, pese a todas las discrepancias, tuvo siempre un contacto fluido y cordial y, lo que es más importante, una coincidencia en los grandes asuntos de Estado. En La Moncloa se valora especialmente la unidad constitucional cuando se rechazó en el Congreso el plan soberanista de Mas, y también el apoyo sin fisuras en el proceso de abdicación de Don Juan Carlos. La reunión con Pedro Sánchez servirá para calibrar hasta qué punto es posible mantener los grandes acuerdos sobre la unidad de España, el pacto constitucional y la política europea (pese al estreno del líder socialista con el voto en contra de Juncker) y también para saber si puede haber consenso en las medidas de regeneración democrática, financiación autonómica (cuando se revise el sistema) o inmigración. En los últimos quince días, Pedro Sánchez ya ha mostrado que está dispuesto a hacer una oposición contundente a Rajoy, que ha empezado con su oposición al nombramiento de Juncker, por mucho que su antecesor, Rubalcaba, lo hubiera pactado con el Partido de los Socialistas Europeos. Derogará la reforma laboral Ayer, tras asistir a un desayuno del director general de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) Guy Ryder, el nuevo líder del PSOE le comunicó que derogará la reforma laboral si logra llegar a La Moncloa porque corroe el modelo de relaciones laborales en España y ha acabado con el empleo de calidad Sánchez dijo en una entrevista con ABC hace tres semanas, que quiere una segunda transición para consolidar en la Constitución el derecho a una sanidad y una educación públicas y gratuitas. Una segunda transición que resuelva, de una vez por todas, el principal déficit de competitividad que se llama coste energético. La factura de la luz es cada vez más alta. Y, además, estamos yendo, en costes laborales, a una devaluación sistemática del empleo cuando no al des- Sánchez, ayer, tras asistir a un desayuno con el director de la OIT EFE Catalunya Banc Pedro Sánchez pedirá cuentas al Gobierno por haber dicho que sanear la banca no iba a costar un euro a los españoles pido. Yo propongo reducir el coste energético para dar salarios dignos señalaba. Además, Sánchez va a pedir cuentas al Gobierno por haber dicho que el saneamiento de la banca no iba a costar un euro a los españoles, cuando, dijo, solo en Catalunya Banc van ya 12.000 millones perdidos. Los asuntos que deberían estar en la agenda Economía Será un apartado muy importante como admitió la vicepresidenta del Gobierno. El Ejecutivo confía en conocer cuál será la posición del PSOE tras su renovación ahora que se ha iniciado la recuperación económica y si está dispuesto a apoyar al Gobierno en las reformas pendientes. dos días antes de la cita del presidente del Gobierno con Artur Mas en La Moncloa. Hasta ahora, el PSOE ha apoyado al Gobierno en la defensa de la unidad de España y de la ley, frente al desafío independentista, aunque pida una reforma constitucional de corte federal. En cualquier reforma que se acometa deberá garantizarse la igualdad de todos los españoles. Regeneración democrática Será uno de los pactos posibles el próximo curso, aunque la cercanía de los comicios dificultará un acuerdo sobre la elección directa de alcaldes. Cataluña Junto a la economía, será el otro gran asunto que deberá estar sobre la mesa el próximo lunes, Constitución Rajoy y Rubalcaba han respetado el pacto constitucional, como se ha puesto de manifiesto en el reciente proceso de abdicación. Europa El pacto sobre política europea se respetó con Rubalcaba. El estreno de Sánchez no auguró nada bueno.