Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
6 ENFOQUE SÁBADO, 26 DE JULIO DE 2014 abc. es ABC Los Reyes, en Santiago de Compostela Ofrenda al Patrón Brújula de España y Europa JOSÉ LUIS RESTÁN El Rey Felipe VI ha querido aprovechar la primera fiesta de Santiago de su reinado para presentar personalmente la ofrenda al Apóstol en la catedral compostelana. Se trata de un gesto significativo que expresa el compromiso de la Monarquía con la tradición cultural y religiosa que ha forjado a lo largo de los siglos a la nación española. La ofrenda ha sido mucho más que un ritual formalmente repetido. En medio del absurdo odio a las propias raíces que caracteriza a una parte del mundo occidental, la presencia de los Reyes ante la tumba de Santiago Apóstol señala un punto de firmeza y confianza. Porque no hay presente posible, ni proyecto de futuro, que no arraigue en la historia de bien, de búsqueda, de convivencia y fraternidad que representa este lugar. Ciertamente, no es casual que la aventura histórica de España encuentre en Compostela uno de sus nudos explicativos. Don Felipe se refirió al Camino de Santiago, que ha contribuido decisivamente a construir España y Europa, como símbolo de fraternidad entre pueblos y personas del mundo entero. Es un Camino que indica respeto, comprensión, solidaridad, diálogo entre culturas y lenguas. Pero también indica certeza. Una meta, la del Apóstol, en lugar de otras; un fin por el que merece la pena sacrificarnos, sostenernos y acompañarnos. Ultreya, siempre más allá, como indica la vida entera del patrono de España. Y no olvidemos que este Camino ha sido posible por la fe cristiana vivida y transmitida de generación en generación, que ha sido la matriz de la Europa de la razón y de las libertades. Esa por la que sigue mereciendo la pena trabajar y sufrir. ESPAÑA