Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES, 21 DE JULIO DE 2014 abc. es deportes DEPORTES 47 Open Británico Golf Rory McIlroy sujeta orgulloso la Jarra de Clarete. El Open Británico, ganado ayer en Royal Liverpool, es el tercer grande de su carrera REUTERS McIlroy resiste a un gran Sergio García El norirlandés ganó en Hoylake su primer British El español le remontó cinco golpes MIGUEL ÁNGEL BARBERO LIVERPOOL RORY MCILROY GANADOR DEL BRITISH El genio que sigue a Nicklaus y Woods Perfil Su cara sigue siendo la misma que la de aquel niño que, en un programa televisivo, embocaba bolas de golf en una lavadora. Estaba llamado a ser una estrella mediática y todos lo sabían. Su vida se ha movido en el estrellato y el hecho de haber nacido en Hollywood (Irlanda del Norte) seguro que le ha ayudado bastante. Desde que fue el mejor amateur del Open Británico de 2007 (en el que Sergio García fue Clasificación final 1. Rory McIlroy (Ir. N. -17. 2. Sergio García y Rickie Fowler (EE. UU. -15. 4. Jim Furyk (EE. UU. -13. 5. Marc Leishman (Aus. y Adam Scott (Aus. -12. 7. Charl Schwartzel (Sud. y Edoardo Molinari (Ita. -11. 9. Shane Lowry (Ir. Graeme McDowell (Ir. N. y Victor Dubuisson (Fra. -10. 12. Ryan Moore (EE. UU. Robert Karlsson (Sue. y Dustin Johnson (EE. UU. -9. Sergio García sabía que necesitaba un milagro para lograr su primer torneo del Grand Slam Salía a siete golpes del líder, Rory McIlroy, y la consistencia que había mostrado el norirlandés a lo largo de la semana hacía bastante improbable que sufriera una debacle. Mas, al mismo tiempo, el español era consciente de que los milagros a veces se producen. Eso sí, tenía que poner todo de su parte para que el azar tuviera el menor papel posible en la remontada. De entada, él cumplió con su parte. Necesitaba una gran vuelta para meter presión al de Belfast y en el hoyo diez ya había recortado cinco golpes al campo. Como su rival no terminaba de arrancar lastrado por dos bogeys (5 y 6) redujo la diferencia a solo dos y dejó a los aficionados locales con el corazón en un puño. Aunque Rory es de las Islas y su calidad la reconocen en todo el mundo, las gradas no dejaron de apoyar a García en toda la tarde. Esto habla mucho de su deportividad y de las ganas que tienen de verle coronado por fin en un grande, segundo) se vio que su proyección era imparable. En estos años le ha dado tiempo a ser número uno del mundo y a ganar dos majors por ocho golpes de ventaja cada uno (el Open USA y el PGA Championship) Mas, del que está más orgulloso es del Open Británico que acaba de conseguir. Es el que todos queremos, nuestro sueño de siempre, es una sensación increíble poder abrazarlo comentó con la Jarra de Clarete en su poder. Es el primer europeo en ganar tres grandes diferentes (solo le falta el Masters en su palmarés) y, lo que es más importante, es que todo esto lo ha logrado con solo 25 años, como Jack Nicklaus y Tiger Woods. Sus dos modelos. después de los 64 que lleva disputados. Cuando llegué al hoyo 18 y me tributaron esa gran ovación, de verdad que me emocioné y casi se me saltan las lágrimas declaró Sergio al final Este es el grande más cercano para los europeos y realmente aquí me siento como en casa. Una remontada incompleta Así, con el corazón dividido, los seguidores asistieron a un espectáculo épico. Sergio remontaba desde atrás y Rory no cedía. El veinteañero también mojó en el 10, pero se intranquilizó de nuevo cuando erró en el 13 y la renta se redujo de nuevo a dos puntos. El de Borriol estaba jugando muy bien en ese tramo duro del campo de Hoylake y estaba especialmente seguro con el putter la herramienta que tantos quebraderos de cabeza le ha dado en otras ocasiones. Pero ayer le funcionó bien en las largas distancias y fue salvando los problemas hasta que en el hoyo 15 se cruzó en su camino un fatídico búnker. Quise afinar mucho y le di con tanta sutileza a la bola que no logré elevarla y volví a caer en la arena recordaba con disgusto Tampoco quiero echarle la culpa a ese golpe, pero sí es cierto que me frenó un poco Lo peor fue que McIlroy lo estaba viendo todo desde el tee de salida y este fallo le elevó de nuevo la moral. En esa situación, García necesita- ba ya un imposible: acabar con dos eagles y un birdie y esperar que no sumase el contrario. Yo lo intenté hasta el final (rebajó golpes en el 16 y el 18) pero sabía que él venía por detrás jugando los mismos hoyos que yo y que no era normal que pinchase Y McIlroy no lo hizo. Tiró de calculadora, sobre todo después de firmar un birdie en el 16 -17) que le valía para llevarse el trofeo por dos de renta. Su tercer grande y el más deseado. Fotogalería con la última jornada del Open Británico de Golf