Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES, 2 DE JUNIO DE 2014 abc. es DON JUAN CARLOS ABDICA 35 El día que salvó la democracia ABC Sobre estas líneas, el entonces teniente coronel Tejero irrumpe en el Congreso; a la izquierda, Don Juan Carlos se dirige a la Nación las libertades... El 29 de diciembre de pero temerosa del futuro. La figura de 1978, reunidas las Cortes en sesión so- Don Juan Carlos fue clave para manlemne, Su Majestad el Rey sanciona- tener la estabilidad ante los convulsos ba la Constitución que le reserva el pa- acontecimientos que se vivían. Espepel de símbolo de la unidad de Espa- cialmente resultó decisiva en el apaña, árbitro y moderador del ciguamiento de sus compañeros funcionamiento regular de las de armas, muy críticos con instituciones y representanlo que sucedía pero sobre los te del Estado en las relaciones que tenía un enorme asceninternacionales, además de jefe dente como jefe supremo, supremo de las Fuerzas Armacomo se tuvo oportunidad de das. La monarquía parlacomprobar poco tiempo mentaria, su objetivo andespués. tes incuso de que coEl 23 de febrero menzara su Reinado, de 1981, con un goGarante era un hecho. bierno y unas CorEl papel del Rey el 23- F, frusEn poco más de tes secuestradas trando con firmeza el intento tres años se había por un grupo de de golpe de Estado, fue vital avanzado en la moguardias civiles y para asentar la Democracia dernización de Espauna Región Milien España ña más que en décatar, la de Valencia, das, pero el peligro de en manos de los involución era pamilitares, el Rey tente. La crisis tomó las riendas de la económica, el manación y con pulso firme lestar del sector más reaccionario y una inteligencia y valentía de las Fuerzas Armadas, la radicaliza- fuera de lo común acabó con la intención de los nacionalismos y sobre todo tona. Lo hizo, además, desde el respeel terrorismo ciego de los pistoleros to más absoluto a la Constitución, de de ETA y del GRAPO llevaban la in- la mano del poder político legítimaquietud a una sociedad esperanzada mente constituido. Su contundente mensaje a los españoles aquella madrugada tenebrosa, vestido con uniforme de capitán general del Ejército, llevó la tranquilidad al país: Ante la situación creada por los sucesos desarrollados en el palacio del Congreso, y para evitar cualquier posible confusión, confirmo que he ordenado a las autoridades civiles y a la Junta de Jefes del Estado Mayor que tomen las medidas necesarias para mantener el orden constitucional dentro de la legalidad vigente La Corona, símbolo de la permanencia y unidad de la Patria, no puede tolerar en forma alguna acciones o actitudes de personas que pretendan interrumpir por la fuerza el proceso democrático que la Constitución votada por el pueblo español determinó en su día a través de referéndum Pero. para que la Transición fuera completa, España debía volver a ocupar el puesto que le correspondía en la comunidad internacional. Una vez más sus privilegiadas relaciones y su prestigio fueron clave en la incorporación a la Unión Europea en 1986. Franco había muerto hacía solo 11 años y el Rey ya había conseguido que solo fuera un recuerdo. de la ley a la ley y probablemente la operación más complicada de realizar, ya que suponía, ni más ni menos, el harakiri de los herederos del dictador; una voladura controlada del régimen realizada desde dentro del régimen. El siguiente hito se produjo el 15 de junio de 1977, menos de dos años después de la muerte de Franco. Por primera vez en 41 años los españoles fueron convocados a unas elecciones democráticas para elegir las Cortes que tendrían como principal misión redactar una Constitución que tendría que ser aprobada en referéndum. Fueron momentos de gran tensión, en especial en lo que hacía referencia a la articulación territorial del Estado, caballo de batalla de los nacionalistas. Pero una vez más, el trabajo en la sombra del Rey también, cómo no, de Adolfo Suárez y de la mayoría de líderes políticos, que dieron una lección de responsabilidad ante la historia su habilidad para unir voluntades y forjar acuerdos entre distintos permitió que el 6 de diciembre de 1978 se aprobara por abrumadora mayoría la Carta Magna que ponía fin a las dos Españas y daba paso a la de la reconciliación y