Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
98 CULTURA DOMINGO, 25 DE MAYO DE 2014 abc. es cultura ABC Festival de Cannes Palma de Oro y plomo para Nuri Bilge Ceylan Timothy Spall y Julianne Moore, galardonados como mejores intérpretes OTI RODRÍGUEZ MARCHANTE Palmarés Mejor Película Winter Sleep de Nuri Bilge Ceylan na Palma de Plomo recubierta de Oro; el premio y la película que lo ha ganado se parecen: Winter Sleep del turco Nuri Bilge Ceylan es una obra de más de tres horas y media de duración (la mitad, tiempo fundido en plomo) pero que por encima de esa capa plomiza tiene una capa Oro. Una historia bergmaniana, chejoviana, ibseniana, con un escenario maravilloso en un hotel perdido en Anatolia y con unos personajes que encuentran el modo de hablar ininterrumpidamente y construir sin interrupción el castillo de sus sentimientos. Uno sale de ella con la misma sensación de necesitar una cama como si saliera de un afterhours Agotado, rendido, harto. A pesar de lo cual, Winter Sleep no deja de ser un exagerado ejercicio deslumbrante, como lo es, en general, todo el cine de Nuri Bilge Ceylan. Pero éste ha sido el primer desacierto de un jurado, el que ha presidido la directora Jane Campion, que ha tenido el dudoso talento de, al menos, equivocarse en todo. Impresionante, memorable... como sacar un cero en la quiniela. El único galardón que dado con cierto sentido es el Premio del Jurado a Xavier Dolan y su genial y excéntrico retrato de madre e hijo en Mommy (una buena Palma de Oro) y van y cometen la acomplejada barbaridad de hacérselo compartir con Godard y su infumable Adieu au langage con lo que hieren de muerte el ego de Godard con esos centimillos y le devalúan por completo el premio a ese joven genio que es Xavier Dolan. El resto es, francamente, cascarilla, muy desconcertante el Gran Premio del Jurado a Alice Rohrwacher por Le Maraviglie y muy poco afinados los dos premios de interpretación, que parece como si les hubiera fascinado el tono guarrete de ambos, Timotyy Spall, un pintor Turner entre gruñidos y esputos, y Julianne Moore, una estrella en declive con flatulencias intestinales en la película de Cronenberg... La lista de gran- U Gran Premio del Jurado Le meraviglie de A. Rohrwacher Mejor Director Bennett Miller por Foxcatcher Mejor Actriz Julianne Moore por Maps to the stars Mejor Actor Timothy Spall por Mr Turner Mejor Guión A. Zvyagintsev por Leviathan Nuri Bilge Ceylan, con Tarantino y Uma Thurman, ayer en Cannes des actuaciones femeninas en esta edición del Festival era tan larga que para llegar a esta conclusión había que tener un talento especial. Olé por Campion y sus campeones. Al menos, algo vieron en Foxcatcher y premiaron a su director, Bennett Miller. Decidieron premiar el guión de la película rusa Leviatán que era, a todas luces (menos las suyas) lo menos acertado de ella, pues se perdía entre sus dos intenciones, el de western social y el de drama psicológico matrimonial. Casi todo es bueno en el film de Zvyagintsev, salvo ese problema de foco. En realidad, y por resumir, lo mejor de esta edición de Cannes se ha quedado para mirar cómo le daban los premios a otros: Naomi Kawase y Still the water a verlas venir; Timbuctú de Sissako, con lo bárbaramente actual de lo que contaba, de vacío; los Relatos salvajes de Damián Szifron, un auténtico golpe bajo con fuerza gracia y vitriolo, a la porra; ni siquiera han visto a los Dardenne ni a Marion Cotillard... Un Palmarés que es una risa. Nuri Bilge Ceylan: Cannes me ha cambiado la vida ENTREVISTA DAVID MARTOS CANNES A sus 55 años, el director turco Nuri Bilge Ceylan no es en absoluto un desconocido para el Festival de Cannes. Su primer corto se proyectó en el seno de la muestra, y en los últimos años ha ganado el Gran Premio del Jurado con Lejano (2002) y Érase una vez en Anatolia (2011) y el Premio al Mejor Director con Tres monos (2008) Ahora la Palma de Oro concedida a Winter sleep confirma la trascendental influencia de Cannes en su carrera como cineasta. Cannes me ha cambiado la vida decía con seguridad durante su charla con ABC, esta misma semana. Después del Gran Premio del Jurado, la producción comenzó a ser más fácil. La industria del cine me conocía mucho mejor La conversación se producía en una de las playas que rodean al Palacio de Festivales de Cannes. Su brillo y su bullicio contrastan con el cine de Ceylan, seco y sin concesiones. Nunca he hecho concesiones aseguraba. De otro modo no podría haber hecho esta película, que dura tres horas y 16 minutos. Porque cuando haces una película así de larga... sufres