Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MARTES, 13 DE MAYO DE 2014 abc. es madrid MADRID 77 Algunas de la veintena de jóvenes apostadas en el Calderón, ayer FOTOS: ISABEL PERMUY Parte del kit de supervivencia Las fans españolas del grupo One Direction baten récord de espera a las puertas del Vicente Calderón Acampadas a dos meses del concierto TATIANA G. RIVAS MADRID as fans madrileñas del grupo británico- irlandés One Direction van camino de batir un récord. 107 jóvenes, menores y de hasta 21 años de edad, se han movilizado por las redes sociales para montar una acampada que les permita estar en primera fila en los conciertos que la boy band da en el Vicente Calderón los próximos 10 y 11 de julio. Próximos suena lejos cuando les toca pasar la mayor parte del tiempo tiradas junto a la puerta 5 del estadio rojiblanco. Las primeras llegaron el pasado 3 de mayo para coger sitio, pero desde la organización del Atlético del Madrid se les aconsejó que esperaran al final de Liga. Pero no han aguantado más. El pasado domingo sacaron sus colchonetas, sus tiendas de campaña, sus enseres y hasta los apuntes para los exámenes para sobrevivir a su locura como ellas mismas califican a su hazaña. Ayer, con 30 grados azotando sobre sus cabezas en el extremo más pegado a la M- 30 del Calderón, había una veintena de chicas sentadas en el suelo. Ana Fernández, de 19 años; Lorena Estévez, de 20 años, y Natalia López, de 19, sujetaban entre sus pier- L nas los apuntes para presentarse hoy a un examen de Estadística. Las tres son madrileñas, pero entre la multitud las hay llegadas de todas partes. Amaya Armendari, de 18, por ejemplo, es pamplonica, aunque estudia en Madrid. Azucena y Tania montan hoy el campamento en la puerta 51 de 19 años, que ya eufórica expresa colocándose la mano en el pecho: ¡Quiero abrazarles! A mí me sacan en ambulancia el día del concierto, lo tengo asumido. Pondré todos los medios para conseguir abrazarles. Les seguiré a los hoteles, en taxi, donde sea para abrazarles. ¡Son mi vida! Azucena ha comprado entradas para los dos días. Coste, 144 euros. Mis padres lo saben, ¿eh? Ya les tengo acostumbrados porque con Justin Bieber he actuado de forma similar, solo que con One Direction me he dejado más pasta aclara bajo la atenta mirada de su amiga Tania Hernández, quien más tímida aclara que estará con Azucena en el campamento fan Lo que yo no sé es cómo no hay más adultos. Por la noche viene mucho yonqui y vagabundo dice uno de los trabajadores del Calderón. Ante este hecho, las fanáticas responden: No va a pasar nada. ¡Somos muchas! Y se han hecho fuertes para ver a los hombrecitos que salieron en 2010 del talent show Factor X. 198 euros por entrada Su esfuerzo no es solo físico, si no también económico: han pagado 198 euros por una entrada VIP que les permite estar más cerca aún de ellos. A unas se lo han pagado sus padres, reconocen; otras lo han reunido con mucho esfuerzo de sus pagas. 107 son muchas personas para colocarse en primera fila. Pero tienen clara la logística. Se van turnando. Las 15 primeras que entren serán las que hagan más horas. Las 15 segundas, las que les sigan. Tenemos una lista y ya nos tiene fichadas el jefe de seguridad. Problemas habrá porque siempre hay listas que se intentan colar, pero a lo mejor se queda calva la que lo intente reta Virginia Fuentes, una estudiante de 19 años de Laboratorio de Diagnóstico Clínico. Aparecen cuatro chicas más en el escenario a las 18 de la tarde, todas menores, acompañadas de un adulto, Álvaro, el padre de Andrea Granizo, de 16 años y estudiante de 3 de la ESO. Una fan de 20 años A mí me sacan del concierto en ambulancia. Pondré todos los medios para conseguir abrazarles Esto es una locura. Haré alguna noche con ellas. Lo que no veo aquí es mucho libro para estudiar dice con tono amistoso. Todas las acampadas del Calderón repitieron experiencia el año pasado en Vista Alegre con su grupo. Pero en aquella ocasión solo estuvieron 20 días haciendo cola. Es que esta vez es a lo grande y ellos lo valen manifiestan. En ese momento llegan otras tres chicas y un chico más. Ellos tienen entrada general. Han pagado 72 euros. Yo me voy, no espero aquí tantos días dice el joven. Las acompañantes aseguran que hoy montarán su campamento en la entrada 51, por donde tienen que pasar. Entre ellas está Azucena Mateo,