Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 4 DE MAYO DE 2014 abc. es internacional INTERNACIONAL 53 La detención de Adams se gestó al otro lado del Atlántico, en los documentos que custodia el Boston College Los secretos del IRA, al descubierto JAVIER ANSORENA CIORRESPONSAL EN NUEVA YORK E l campus del Boston College, a veinte minutos de la capital de Massachussets, y a un océano de distancia de Irlanda, está en la génesis de la polémica detención de Gerry Adams, el ex terrorista del IRA y líder del Sinn Fein, por el secuestro y la muerte de Jean McConville, una madre de diez hijos a quien el grupo armado tomó por una informadora del ejército británico. La biblioteca de este centro universitario custodia los fondos del Belfast Project, una iniciativa destinada a conservar la memoria del conflicto entre católicos y protestantes en Irlanda del Norte y que ha servido para apoyar la actuación policial contra Adams. El proyecto se inició en 2001 en el más absoluto secreto. El periodista residente en Nueva York Ed Moloney y Anthony McIntyre, ex integrante del IRA, grabaron 26 entrevistas a miembros del grupo terrorista y otras 20 a paramilitares unionistas de la Fuerza de Voluntarios del Ulster (UVF, en sus siglas en inglés) Los testimonios se concedieron bajo la promesa de no hacerlos públicos hasta que todos los entrevistados hubieran fallecido. Pero, con el paso de los años, el secreto empezó a resquebrajarse. Moloney publicó en 2010 un libro y produjo un documental que incluían las entrevistas para el Belfast Project con Brendan Hugues, un antiguo miembro del IRA cercano a Adams y que había muerto dos años antes. Las revelaciones coincidieron con El periodista Ed Moloney CORINA ARRANZ unas declaraciones de la separatista Dolours Price, que aseguró haber participado en el Belfast Project y también en el secuestro y asesinato de McConville, junto con Adams. Las nuevas informaciones movieron a los hijos de McConville a exigir a la policía irlandesa a que reabriera la investigación sobre la muerte de su madre. Y ahí se precipitó el proceso que acabó con la confidencialidad del Belfast Project. La policía irlandesa contactó con el Departamento de Justicia de EEUU que, por un tratado entre Reino Unido y EE. UU. está obligado a colaborar en las investigaciones criminales. Desde mayo de 2011, las autoridades estadounidenses han requerido con citaciones judiciales al Boston College para que abra sus archivos. El centro universitario ha peleado durante tres años para cumplir su promesa de no entregar a nadie esa información. Finalmente, en septiembre de 2013, el centro universitario se vio obligado a entregar 11 documentos, frente a los 85 exigidos en un primer momento. La apertura no solo ha afectado a Adams, sino que ha reabierto la investigación de 16 desapariciones no resueltas. De paso, ha destapado la caja de los truenos entre los implicados en el Belfast Project: los grupos cercanos al IRA amenazan a McIntyre por las consecuencias de su proyecto, Moloney dice que el Boston College no peleó lo suficiente para salvaguardar los documentos, el centro universitario replica que fue su libro el que destapó las investigaciones policiales y los investigadores de EEUU repiten que no hay nada sagrado en los fondos documentales de una universidad.