Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
34 ECONOMÍA MARTES, 18 DE FEBRERO DE 2014 abc. es economia ABC Evolución de la deuda pública en España y Europa (En porcentaje sobre el PIB) 100 Media zona euro España 80 79,9 72,0 73,6 73,1 72,8 71,6 69,2 68,0 69,1 69,6 70,2 68,5 70,1 66,2 70,5 61,7 55,6 40 54,0 52,6 48,8 46,3 43,2 39,7 40,2 36,3 85,4 87,2 86,0 Previsión 90,5 95,5 94,04 68,1 63,3 60 67,4 66,1 64,1 62,3 59,4 20 1995 1996 1997 1998 1999 2000 2001 2002 2003 2004 2005 2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012 2013 Fuente: Banco de España, Eurostat y elaboración propia La deuda pública cierra 2013 en máximo histórico pero dentro del límite previsto Estado, autonomías y municipios adeudan ya 961.555 millones de euros, el 94 del PIB, dos veces y medio más que al principio de la crisis MONCHO VELOSO MADRID L a deuda pública sigue con la escalada imparable que inició después del estallido de la crisis. El pasivo acumulado por el conjunto de las administraciones públicas Estado, autonomías y ayuntamientos alcanzó al cierre de 2013 un total de 961.555 millones de euros, el 94,04 del Producto Interior Bruto (PIB) según los datos publicados ayer por el Banco de España. Aunque ha logrado terminar por debajo del 94,2 previsto por el Gobierno para todo el año, supone el nivel más alto registrado al menos desde 1990, cuando arranca la serie histórica del supervisor. No resulta baladí ni el volumen ni el porcentaje que ha alcanzado ni tampoco al ritmo al que crece esa deuda. Durante los doce últimos meses aumentó en más de ocho puntos porcentuales respecto al 86 del PIB con que cerró 2012, acercándose ya a la media de la Eurozona, que se prevé que haya terminado el año en el 95,5 Así, España ya no podrá esgrimir como una ventaja, como hacía hasta ahora, un nivel de endeudamiento inferior al de los socios comunitarios. Además, esa cantidad de deuda pública alcanzada es ya dos veces y media superior a los 382.307 millones de euros que había al inicio de la crisis, cuando suponía solo el 36,3 del PIB, y está a punto de alcanzar el billón de euros, de forma que la deuda que soporta el país tendrá el mismo tamaño que la economía española. El Ejecutivo popular es consciente de ese progresivo incremento. En la segunda mitad del año pasado ya tuvo que elevar su previsión desde el 90,5 con que inicialmente pronosticaba que cerraría el ejercicio al 94,2 Y aunque confía en que este año no sobrepase el 98,9 admite que en 2015 o 2016 tocará el 100 del PIB. Esto es, el billón de euros. Eso sí, la mayor estabilidad de los mercados y la renovada confianza en España han permitido reducir el coste de esa deuda, cuyo tipo de interés medio ha bajado al entorno del 3 De hecho, el Estado se ahorró el año pasado en intereses de la deuda pública unos 8.000 millones de euros, frente a los 38.589 inicialmente presupuestados. Y para este ejercicio se espera que ese gasto sea de 36.590 millones. Baja la prima de riesgo Ayer mismo la rentabilidad del bono español a diez años cayó en el mercado secundario al 3,539 la más baja desde marzo de 2006 y la mitad que en el verano de 2012, cuando las du- das sobre la superviviencia del euro y los rumores sobre un rescate total a España dispararon ese tipo de interés por encima del 7 Así las cosas, la prima de riesgo, que mide la diferencia entre el rendimiento de ese bono y el alemán, considerado referente de solvencia, ha caído a 185 puntos básicos, su nivel más bajo desde abril de 2011 y el que registraba el país en 2010, antes del estallido de la crisis de deuda soberana en el Viejo Continente. De lo que se trata ahora es de moderar esa evolución dijo ayer el ministro de Economía, Luis de Guindos, quien matizó que simultáneamente el coste de esta deuda cada vez es más reducido, cada vez es más bajo El incremento de la deuda pública se debe a la necesidad de financiar el déficit público de todos estos años, a Hoy, último pago a proveedores Montoro alude al santo temor al déficit para no gastar ni un euro M. N. MADRID El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, aseguró ayer que hay que tener santo temor al déficit para que las dudas sobre el volumen de gasto público desaparezcan de España y no se gaste ni un duro más El ministro hizo referencia con sus palabras al que fuera ministro de Hacienda cuando se creó la Intervención General de la Administración del Estado (IGAE) José Echegaray, quien aseguró que al igual que el creyente tiene un santo temor a Dios, el ministro de Hacienda tiene un santo temor al déficit En presencia del comisario europeo de Presupuestos, Janusz Lewandowsi, el ministro defendió que no se puede pertenecer al club europeo con altos niveles de déficit público ya que la Unión Europea se fundó con este objetivo Declaraciones al margen, Montoro recordó también que hoy se pone en marcha la tercera y última fase del plan de pago a proveedores, que supondrá un desembolso de 8.000