Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
38 ECONOMÍA LUNES, 23 DE DICIEMBRE DE 2013 abc. es economia ABC EL QUINTO EN DISCORDIA POR JOSÉ RAMÓN ITURRIAGA ¿Qué puede ir mal? Aunque pueda sonar a perogrullada, hacer predicciones y más sobre el futuro es tarea complicada. Y tratar de anticipar los potenciales riesgos que pueden afectar al comportamiento de los mercados todavía más porque, lógicamente, los que de verdad van a impactar son los que no somos capaces de prever: maremotos que se llevan por delante centrales nucleares construidas con poco tino en la costa, atentados terroristas que ni siquiera se les habían ocurrido a los guionistas de las pelícuas de Bruce Willis, epidemias... Dentro de la categoría de cosas que están más o menos encarriladas pero que se pueden torcer, quizá el mayor riesgo es el de la crisis europea. No parece lógico que a estas alturas del partido se puedan cometer errores de bulto que reabran el debate sobre el futuro del euro, pero oportunidades van a tener. Las más evidentes, a priori, son el ejercicio de stress test de la banca europea y la revisión del programa de rescate portugués. En cualquiera de estos dos casos, por una ortodoxia mal entendida y en función de cómo se planteen las soluciones, se puede volver o no a estigmatizar la deuda soberana de los países llamados periféricos. Parece difícil que se pueda volver a tropezar con la misma piedra, pero una de las muchas cosas que hemos aprendido es la falta de pragmatismo de las autoridades europeas, insondable y contrastada. Un foco tradicional de riesgo es Oriente Medio. Sin embargo, 16,00 14,00 12,00 10,00 Rentabilidad del bono portugués a 10 años En porcentaje Plan de contingencia Los planes de contingencia, como los seguros de hogar, se hacen para no tener que utilizarlos. En los últimos años las empresas han enterrado muchos recursos en sesudos análisis sobre qué tendrían que hacer si se hubiera concretado alguno de los riesgos, más o menos sistémicos, que nos han sobrevolado. En la Nochevieja del año 1999, por ejemplo, había retenes de guardia en toda compañía que se preciara por los riesgos informáticos que al parecer entrañaba el cambio de milenio. Al día siguiente, todo funcionó: había pan en las panaderías, los cajeros daban dinero y los semáforos cambiaban de color con normalidad. En el peor momento de la crisis de deuda europea fueron muchas las compañías que analizaron los distintos escenarios en los que podría haber degenerado la situación y qué alternativas se podrían plantear. Hoy, con la situación planteada en Cataluña, supongo que también muchas compañías estarán haciendo este ejercicio. La conclusión a la que muchas van a llegar es que ese riesgo se puede cerrar con el cambio de domicilio social. 6,031 8,00 6,00 4,00 2009 2010 2011 2012 2013 ni en el mejor de los sueños se podrían haber anticipado los avances que se han producido en los últimos meses como consecuencia de los nuevos planteamientos de Irán. Si a esto sumamos la cada vez menor dependencia externa de Estados Unidos por el petróleo por el desarrollo del shale gas, resultan muy poco probables tensiones por este lado. Las subidas de tipos de interés afectarán, como siempre, a las economías emergentes. Sin embargo, conviene diferenciar entre aquellas que están llevando a cabo reformas estructurales, como México o China, de otras con desequilibrios más evidentes, como Brasil o Turquía. En España el riesgo es que se deje de dar pedales, porque el Gobierno se lo crea o porque el calendario electoral vuelva a marcar los tiempos como ya lo hizo en el arranque de la presente legislatura. Es evidente que las cosas están mucho mejor de lo que estaban cualquier comparación con el 2009 es una provocación mal documentada pero es igual de evidente que todavía quedan muchas cosas por hacer. El Gobierno tiene una magnífica oportunidad para no desaprovechar la crisis y terminar de sentar las bases de una reforma estructural sin precedentes, pero los cantos de sirena o de tritón, en su caso de los sociólogos de cabecera, que recuperan el protagonismo cada cuatro años, pueden minar el ánimo reformista de los últimos tiempos. Las distintas citas electorales van a ser una magnífica prueba del convencimiento de las bondades de las reformas. A favor tienen que ya se empiezan a ver algunos resultados y que estos les pueden servir para articular el discurso. Y en cualquier caso, Merkel no nos quita ojo y no nos va a dejar salir de la vereda, lo que es muy buena noticia. Banco Sabadell en Bolsa En euros por acción 3 3,50 3 3,00 1,827 2 2,50 2 2,00 1 1,50 1 1,00 2009 2010 2011 2012 2013 GRAN COALICIÓN El nuevo Gobierno alemán es un síntoma de madurez democrática que muchos miramos con envidia, y una posible solución para España a formación de un gobierno de coalición entre las dos principales fuerzas políticas alemanas, presidido por Angela Merkel, es una magnífica noticia para Alemania, para Europa y para el mundo. Es un síntoma de madurez democrática que muchos miramos con envidia y una buena solución, aunque difícilmente alcanzable hoy en día (quién sabe dentro de dos años) a la que apunta algún fino analista para resolver los problemas políticos de España Y en lo que respecta a Europa, tiene pinta de marcar un punto de inflexión en lo que a la velocidad del L proceso de construcción europeo se refiere. Se ha impuesto el planteamiento alemán de avanzar en la mutualización del riesgo lo que inexorablemente acaba en los eurobonos a cambio de cesión de soberanía fiscal. Y en este punto creo que resulta muy interesante recordar lo que el, otra vez, ministro de finanzas Schauble decía hace unos pocos meses en una entrevista en un diario alemán. A la pregunta de cuándo se produciría la reforma constitucional que lleva sin tocarse desde los años 30 del siglo pasado que permitiese la eventual cesión de políticas fiscales a Bruselas, el decano de la política germana decía que le iba a contestar lo mismo que contestó cuando, siendo ministro del Interior en 1988, le preguntaron que si el muro de Berlín caería. Entonces dijo que se daban las circunstancias para ser optimista y que el muro podría caer en un plazo de cinco o diez años. El muro de la vergüenza cayó el 9 de noviembre de 1989. El mensaje no podía ser más claro y rebosante de optimismo. Hoy, con la Gran Coalición al frente del Gobierno alemán, la construcción europea está más cerca de su 9 de noviembre. Los primeros pasos de Merkel nada más ser nombrada canciller han ido en esta dirección. La noticia es magnífica para todos. Europa, sin duda, no ha desperdiciado esta crisis para avanzar y con toda seguridad va a salir tremendamente reforzada tanto en el plano institucional como en el económico.