Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
8 ENFOQUE VIERNES, 29 DE NOVIEMBRE DE 2013 abc. es ABC José Luis Rodríguez Zapatero y Tony Blair, ayer, en la presentación del libro del expresidente español Zapatero presenta libro Las consolaciones de Tony Blair En 2007, cuando dimitió como primer ministro británico, entre otras ocupaciones de vieja gloria, Tony Blair comenzó a ejercer como enviado para la paz al Oriente Próximo. Aclimatado a ese empeño sisífico, suministrar unas palmaditas que procuraran cierta paz de espíritu a Zapatero debió de resultarle ayer pan comido. Espero que los españoles entiendan que hiciste lo mejor para tu país deseó ayer en el enésimo acto de presentación del libro que el expresidente publica con su versión del desplome de la crisis. Esa comprensión de sus conciudadanos sí que constituiría un buen bálsamo. Por si eso no se lograra, al menos Zapatero no tuvo ayer que tomar nota de ausencias en la presentación de la digestión que ha hecho de su propio legado. Para eso, o para ver a Blair, allí se juntó una buena colección de sus ministros de entonces. Entre ellos, Rubalcaba, que venía de no poder hablar de química y política en Granada y también recibió su ración de consuelo: Zapatero elogió su lealtad en momentos muy difíciles para el PSOE. Hasta Tomás Gómez acudió, recién huido del Senado. Todos al calor de la profesional sonrisa de Blair, el de la foto de las Azores el infatigable repartidor de paz. ESPAÑA JOSÉ RAMÓN LADRA