Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
68 CULTURA DOMINGO, 27 DE OCTUBRE DE 2013 abc. es cultura ABC Jacobo Siruela El nacionalismo es una justificación para una guerra JACOBO SIRUELA, EDITOR DE ATALANTA Le preocupa la deriva soberanista, no cree que el e- book sea el futuro, y opina que el libro del siglo XXI debe ser útil desde el punto de vista cultural SERGI DORIA BARCELONA esde el Mas Pou de Vilaür, la sede de Atalanta, Jacobo Siruela contempla el paisaje ampurdanés mientras repasa las pruebas de los Libros proféticos de William Blake, el libro ochenta de la editorial. Aparentemente alejado del mundanal ruido, el editor no es ajeno al ruido y la furia de la actualidad: conversa con ABC sobre los vampiros de ayer y hoy, la crisis económica, el libro electrónico, la piratería y la deriva independentista catalana. La Antología universal del cuento fantástico que acaba de ver la luz, es el fruto de un viejo sueño: publicar en español la canónica Anthologie du fantastique de Caillois. Es su biografía como lector. Los 55 títulos seleccionados le han acompañado a lo largo de su vida. Jacobo Siruela cree que su primer escritor fantástico fue Poe: Lo que puedo afirmar es que a los 20 años devoro algunos libros de Borges y eso cambia de raíz mi universo literario. Borges fue mi maestro, mi guía de lectura Un cuento fantástico, advierte el antólogo, no ha de ser necesariamente de terror: En términos generales, trata sobre aquello que no es comprendido por la razón pero en cambio sí puede ser percibido por la sensibilidad. Lo fantástico es ese sentimiento de misterio que falta a nuestro mundo y que el arte ofrece como sustituto. En realidad, tiene que ver con la poesía, pues al igual que ésta crea un clima, una atmósfera... José Manuel Lara Bosch afima que un editor no debe confundir su catálogo con su biblioteca. ¿Está de acuerdo? Bueno, Lara en parte tiene razón. Un buen editor averigua, o trata de averiguar, cuáles son los gustos del público, pues lo más meritorio de su labor es el interés que despiertan sus apuestas. Este es el tipo de editor pagado por las grandes compañías exactamente para eso. El editor independiente es más intuitivo, más tahúr. Lo personal se confunde con lo profesional, pero eso no es D Cataluña Me preocupa que se fracture la sociedad catalana. En cualquier caso, si no se ponen las cosas muy pesadas, me quedo en esta tierra Crisis económica Nuestra pequeña empresa, con pocos gastos, es como un corcho que puede sortear monzones sin hundirse Pirateo No deja de ser pintoresco que aquellos que hablan de libertad no entiendan que es un robo y que no hay derecho E- book No hay progreso de ninguna clase. Es un negocio de tres multinacionales Jacobo Siruela, en el Mas Pou de Vilaür malo, porque una editorial debe tener rostro, personalidad. En la era de la realidad virtual, ¿el abuso de efectos especiales banaliza lo fantástico? El arte fantástico fue una reacción puramente moderna frente a la razón ilustrada que barre del mapa todo lo sobrenatural, todo lo que no es racional e identifica con las supersticiones del pasado. Y los artistas reaccionan en contra. Primero se oponen a esto los románticos, luego los escritores de cuentos fantásticos y por último los surrealistas. Este linaje atraviesa las vanguardias del siglo XX y podríamos decir que es la otra cara de la modernidad. Por otro lado, con respecto al abuso de efectos especiales... a mí me encantan. Quiero decir que las películas cada vez están mejor hechas y unos buenos efectos especiales son gozosos. Cuando el arte se vuelve consumo, éste inevitablemente se banaliza y la repetición acaba produciendo aburrimiento. Usted publicó una antología de cuentos de vampiros. ¿Qué opina de la saga Crepúsculo Un bodrio. ¿Cómo son los vampiros del siglo XXI? Voltaire dice en su Diccionario filosófico que los vampiros de su época de Londres o París eran ciertas gentes de negocios que chupaban la sangre al pueblo. Pues bien, en el siglo XXI estos hombres de negocios se han convertido en los accionistas invisibles de las multinacionales que con un apetito desmedido intentan dominarlo todo. Tener el monopolio de las semillas del mundo, de la distribución de la cultura, de la energía, etc. La literatura fantástica llega tarde a España, en 1831, con la Galería de espectros y sombras ensangrentadas de Agustín Pérez Zaragoza y las Leyendas de Bécquer. ¿Por qué? España perdió el carro de la historia en el siglo XVIII. El Siglo de las Luces apenas ilumina nuestro país y sólo llega a una minoría de afrancesados, como se llamaban entonces. De los relatos seleccionados, ¿cuáles van a ser un auténtico descubrimiento para el lector? El cuento de Hithchens, Cómo llegó el amor al profesor Guildea y el de Oliver Onions, La bella que saluda Son dos de los mejores relatos de fantasmas jamás escritos. También, seguramente,