Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
34 ESPAÑA DOMINGO, 27 DE OCTUBRE DE 2013 abc. es españa ABC Pintadas en las sedes del PP catalán en El Prat (izquierda) Abajo, ataques a la sedes del distrito de Les Corts, en Barcelona, y de Lérida, ésta última en la madrugada de ayer ABC El partido sufre una media mensual de tres actos vandálicos contra sus cargos y sedes en Cataluña, con total impunidad Más soberanismo, más ataques al PP MARÍA JESÚS CAÑIZARES BARCELONA N O es fácil ejercer oposición al soberanismo gubernamental que desde hace 30 años predomina en Cataluña. Y los ataques a sedes y cargos del PP es uno de los mejores ejemplos. En el último año se ha producido un recrudecimiento de los actos vandálicos que tienen como objetivo dependencias o dirigentes de esta formación. El goteo de casos es constante. La reincidencia y la impunidad también, pues casi ninguna agresión acaba en castigo penal, pese a que casi todas ellas son denunciadas ante los Mossos d Esquadra. Estos alegan que es casi imposible averiguar la identidad de los culpables, algunos de los cuales dejan su firma independentista. Otros, su marca anarquista. Ni CiU ni ERC suelen condenar estas acciones. El último caso se registró en la madrugada de ayer sábado. La fachada de la sede del PP en Lérida amaneció con pintadas como Fascistas: los recortes criminales, en vuestras cabezas Y antes, esta misma semana, también aparecieron grafitis en las oficinas del partido en Castellar del Vallès (Barcelona) Según un informe al que ha tenido acceso ABC y elaborado por este partido, en el que se hace una relación de daños, así como de cargos agredidos o intimidados desde noviembre del año pasado, la media mensual de asaltos asciende a tres. Uno de los casos más graves es el de El Prat del Llobregat (Barcelona) donde las dependencias del PP tuvieron que cerrar durante un tiempo debido a los ataques constantes. En este municipio, el diputado popular en el Congreso, Antonio Gallego, sufrió un acoso en su domicilio por parte de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) y aparecieron pintadas del tipo Retallades no. Gallego go home (Recortes no. Gallego vete a casa) y Camacho puta en alusión a la presidenta del PPC, Alicia Sánchez- Camacho. Los anarquistas dejaron su inicial en estas oficinas. Eso ocurría en abril. Pero otros cargos populares han denunciado ataques directos, como es el caso de un concejal de Rubí, quien fue agredido físicamente por la citada plataforma antidesahucios; un concejal de Gavà, varias veces increpado en la calle y agredido en una ocasión; un concejal de Sant Cugat, cuyos padres recibieron escritos anónimos en los que les amenazaban por tener la bandera española; la presidenta local de Cornellà, propietaria de un negocio en el que aparecieron pintadas y que ha recibido insultos; y un concejal de Argentona, víctima de un ataque de madrugada en su vivienda contra la que unos desconocidos lanzaron botellas. Más vandalismo Como se ve, todos estos ataques personales se han producido en la provincia de Barcelona. También es en esta demarcación donde se ha disparado el vandalismo contra sedes del PP. Mataró, Cerdanyola, Viladecanns o Esplugues son algunos ejemplos, donde además, los ataques son reincidentes. También se han registrado asaltos en L Hospitalet de Llobregat, Subirats, Excusas policiales Los Mossos alegan que es casi imposible averiguar la identidad de los culpables de los ataques Silencio de CiU y ERC Ni CiU ni ERC suelen condenar estas acciones, firmadas con lemas anarquistas y secesionistas Castelldefels, Cardedeu, Mollet y Barberà del Vallès. En la ciudad de Barcelona, la sede central del PP, situada en la calle Urgell, ha sufrido numerosas pintadas así como concentraciones contra los recortes aplicados por el Gobierno español o a favor de la inmersión monolingüe que los populares siempre han criticado. En el barrio de Les Corts, las oficinas del PP han sido atacadas más de 20 veces en los últimos cinco años, según el presidente del grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández. Pintadas con insultos y amenazas, silicona en las cerraduras, daños en la persiana metálica, escupitajos en la puerta... Fernández ha denunciado en repetidas ocasiones que estos grupos son especialmente violentos y reincidentes en Les Corts y sorprende que a pesar de la reiteración y las diferentes denuncias interpuestas por el PP todavía sigan actuando con total impunidad En plena actividad del comando Barcelona de ETA, hacia 2001, el Gobierno catalán se comprometió a ejercer de acusación particular en las causas judiciales que se abrieran por este tipo de violencia callejera, de la que también son víctimas PSC y Ciudadanos. Nunca lo hizo.