Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 27 DE OCTUBRE DE 2013 abc. es españa ESPAÑA 29 Primera excarcelada Golpe a la Justicia Septiembre 1985 Muere el norteamericano Eugene Kenneth Brown al estallar un coche bomba en la plaza de Rep. Argentina Julio 1985 Los etarras ametrallan el vicealmirante Fausto Escrigas, director general de Política de Defensa Abril 1986 Masacre de la calle Juan Bravo de Madrid: cinco miembros de la Guardia Civil resultan muertos Junio 1986 Acribillan al tte. coronel Besteiro, al comandante Sáenz de Ynestrillas y al soldado conductor Casillas Julio 1986 Masacre de la plaza de la República Dominicana de Madrid en la que mueren doce guardias civiles nos de su sargento la papeleta con el destino, los etarras daban vueltas en torno de la plaza, subidos a dos coches, el citado taxi y un Seat Ronda. Alfonso se subió al microbús que iba a llevarle a él y al resto de sus compañeros a su destino. Le había tocado vigilar el depósito de estupefacientes, pero antes pararían en la calle Velázquez para dar el relevo a los que vigilaban la Embajada de la URSS en la calle Velázquez. Se sentó en el segundo asiento de la izquierda, detrás del conductor. Llevaba en el bolso un bocata de jamón, una coca cola y un ejemplar de Las Cuatro Plumas para leer durante la vigilancia, un libro que 28 años después aún no ha podido ni comenzar. Al llegar cerca de la embajada, el compañero de atrás le dio una toba en el kepi, la gorra de verano de los guardias civiles. Alfonso iba a girarse para responder la broma cuando el mundo se terminó. Hubo una sacudida brutal que le arrojó al suelo, zarandeando el microbus como un niño malcriado sacudiría un juguete. La onda expansiva de la explosión hizo añicos los cristales mientras miles de pequeñas piezas de metal se alejaban de la reacción química de la Goma- 2 a 6.000 metros por segundo. Atravesando inmisericordes la carrocería, los asientos, la piel y los huesos. Adelantándose a la llamarada que arrasaría el interior del vehículo instantes después. Todavía tengo trozos de metralla alojados en el brazo, en el costado, en un lado de la cabeza y en la nariz, 28 años después. Son en su mayoría trozos de tornillos. Cuando cambia el Condenas de más de 3.000 años 58 años por el atentado contra el coronel Vicente Romero y su chófer y un policía. 2.232 años por la muerte de doce guardias civiles en la plaza de República Dominicana. 87 años por el asesinato del comandante Ynestrillas, el teniente coronel Besteiro y el soldado Casillas Martí. 378 años por el atentado que costó la vida a cinco guardias civiles en la calle Juan Bravo. 48 años por el asesinato del vicealmirante Escrigas. 478 años por el atentado de la plaza de la República Argentina. tiempo, me duele el brazo, pero están demasiado metidos dentro de la masa muscular como para poder sacarlos con seguridad narra Alfonso, con una voz sorprendentemente clara, lúcida y serena. Cada uno de esos tornillos los colocó en el maletero del coche Inés del Río. No puedo olvidarme de eso, viéndola sonreír al salir de la cárcel Alfonso abrió los ojos tras la explosión y creyó que estaba en el infierno y que estaba viendo al diablo. Pero no, era su compañero Luis Corchado, cuyo cuerpo estaba en llamas. El mismo Alfonso tenía el pelo ardiendo, sangraba por múltiples sitios y no podía oír. Se había quedado sordo del oído derecho, tenía el tímpano reventado y los sonidos del exterior le llegaban a través de un pitido constante. Pero eran inconfundibles. Disparos Alfonso no lo pensó dos veces, agarró una de las metralletas que había tiradas por el pasillo y saltó a través del hueco del parabrisas delantero. Apuntó al cielo y soltó una ráfaga de varios Su bautizo de sangre Tras el primer atentado, Del Río huyó a refugiarse en el piso de Pueblo Nuevo. Allí le felicitó el resto del comando disparos, porque mi instructor me había dicho que los etarras son cobardes, y si ven que vas a plantarles cara, huyen Y así fue. Los miembros del comando Madrid fueron a reunirse con Del Río en el piso franco de Ciudad Lineal, y la felicitaron por el éxito de la operación. Ella había sido la que había realizado el seguimiento diario del microbus que salía del cuartel de Guzman el Bueno, la que había estudiado la ruta al detalle, eligiendo el punto exacto en el que coincidiría un semáforo con una zona donde podría conseguirse sitio para aparcar. Por su condición de mujer, estas actividades llamarían menos la atención. También era la que había preparado el explosivo. Aquel era su primer coche bomba, el primero del comando Madrid en los años del plomo. También fue el menos exitoso. No murió ningún guardia civil aquel día, aunque muchos resultaron heridos y algunos como Corchado fallecerían años después a resulta de las heridas. Tan sólo falleció Kenneth Brown, un empleado de Johnson Johnson que hacía footing en el lugar equivocado y el momento equivocado. Aquel había sido sólo el primero de los coches bomba que prepararía Del Río, y el menos efectivo. Aún tenía mucho que aprender, pero aun así recibiría los calurosos elogios de los etarras, y brindaron por el éxito contra el odioso enemigo español. Vino y palmadas en la espalda. ¿Pero cómo se convierte una auxiliar administrativa en terrorista? ¿Cómo es posible que una joven de 27 lHC I? WFTE SI UEFEUNHNSF E