Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
42 ABCdelDEPORTE Motociclismo GP de Malasia LUNES, 14 DE OCTUBRE DE 2013 abc. es deportes ABC Pedrosa regresa al cielo y Márquez se acerca al título El debutante tendrá en el GP de Australia la primera ocasión para proclamarse campeón LAURA MARTA Había demasiado ruido estos días previos al Gran Premio de Malasia. Un punto de sanción que pareció no contentar a nadie. Reacciones de uno y otro tipo que dejaron un rastro amargo. Un rumor injustificado sobre una posible vuelta de Casey Stoner. Y en medio del barullo, Dani Pedrosa. En la sombra alargada de Lorenzo y Márquez, el piloto de Honda surgió de nuevo a la luz para recuperar un sabor a gloria que parecía haber olvidado. Desde Le Mans, en mayo, a Pedrosa se le había negado el primer cajón del podio. Demasiados meses para un piloto que nunca se rinde y que ha visto invadido su espacio de futurible campeón por un muchacho de veinte años espontáneo y alocado. Sepang le repara en algo el daño. La victoria no compensa nada, sólo confirma que hemos hecho un buen trabajo, que tenemos buena capacidad todavía para ganar y ya está comentó recordando que también en Aragón, donde acabó en el suelo, estaba en buena disposición para luchar por el triunfo. Ayer, con el mismo espíritu irrumpió desde la quinta posición para acercarse a Lorenzo, siempre él en las mejores salidas, y no ceder ni un milímetro esta vez. Siguió Valentino Rossi y Márquez, ya habéis Marc Márquez, Dani Pedrosa y Jorge Lorenzo, trío español en el podio de MotoGP EFE visto, yo no me corto El cuarteto se fue estirando hasta que Pedrosa vio el hueco con el que lo ponía en primera posición. Tembló al descubrir que Márquez le seguía muy de cerca, pero era a Lorenzo a quien invitó a bailar en una vuelta memorable. Cinco adelantamientos, cada cual más extremo, más intenso, más agresivo. Roces, miradas, empujones, rabia desatada. El pique dialéctico de los días previos a la carrera se quedó en nada porque es sobre la moto donde los dos ha- blan mejor. El orgullo manejó el volante con el título en el horizonte. Una negación con la cabeza fue el signo de la derrota, la de Lorenzo, que se vio arrinconado y sin posibilidad de escapatoria y con todo un mundo de carrera por delante. Admitió su frustración, orgullo herido de un campeón al que se le escurren las opciones del campeonato. Si Márquez gana en Phillip Island, la próxima semana, y el piloto de Yamaha queda tercero, el Mundial llevará el nombre del triunfador más joven de la historia. Es frustrante, lo intentamos, a veces ganamos, pero todavía estamos lejos de ellos. Un podio es un podio, pero no hemos podido quedar por delante de Marc ni en Aragón ni aquí, que era el objetivo confesó. Ha sido una batalla muy bonita, no sé cuántas veces nos hemos adelantado. En alguna se me ponía hasta la piel de gallina y cada vez iba a más comentó Márquez, sonriente ganador del duelo. Tan alejado de los focos como lo han