Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES, 23 DE SEPTIEMBRE DE 2013 abc. es deportes ABCdelDEPORTE 45 Real Madrid Fútbol El once del Madrid ante el Nancy estuvo formado por jugadores no habituales (salvo Miguel Muñoz) Agachado, en el centro, Di Stéfano Estreno con derrota REAL MADRID 2- NANCY 4 El Nancy, a quien se consideraba víctima propiciatoria, salió a jugar un partido inteligentemente pensado escribe el cronista de ABC, Lorenzo López Sancho. A la derecha, la portada de ABC del día siguiente y la página con la información del encuentro. Arriba, un espectacular lance con el 9 del Madrid como protagonista. Antes renunciar que compartirlo Di Stéfano jugaba en el Millonarios, pero sus derechos pertenecían a River Plate. El Madrid negoció con los colombianos (firmó el traspaso del jugador el 24 de julio de 1953) y el Barça, con River. La RFEF medió en el conflicto: le autorizó a jugar cuatro temporadas en España, dos en cada club litigante, pero el presidente azulgrana, Enric Martí, dimitió en protesta por esta decisión. La comisión que se hizo cargo del Barcelona pensó que el jugador no merecía tanto desgaste y renunció a ficharlo. El Madrid abonó al Barça el dinero adelantado a River y pagó el resto del traspaso. contra el Nancy acompañado de Zárraga, Joseíto, Gento, Olsen, Pérez Payá, Mateos y Molowny. Aun así marcó un habilidoso gol de cabeza que maquilló un poco el resultado. Por el equipo galo destacaron Tacoronte, un delantero centro canario que había pasado con más pena que gloria por las filas del Zaragoza, y el Toto Lorenzo, el mediocentro argentino que poco después jugaría con el Atlético y sería su entrenador en 1974, cuando los rojiblancos perdieron la final de la Copa de Europa frente al Bayern Múnich. Un viaje precipitado Di Stéfano llegó esa misma mañana a Madrid procedente de Barcelona. Había viajado en tren, en coche cama, acompañado de su mujer, Sara, y sus hijas Nanette y Silvana. En la estación de Atocha le esperaban Gilera, periodista deportivo de ABC, y Rosón, de la Hoja del Lunes. Dejó a su familia en el hotel Emperatriz, en la Castellana, y fue a pasar el reconocimiento médico. Después se comió un filete en el restaurante de Félix Fernández, un directivo del Real Madrid conocido como El Chuleta en la plaza del Carmen. Y, tras el almuerzo, directo a Chamartín. El calentamiento fue el traqueteo del tren recuerda don Alfredo en una entrevista concedida a este perió- Bernabéu con Kopa, Di Stéfano y Gento en 1956. A la derecha, el astro entrevistado por Matías Prats Abajo, don Alfredo con la Historia del Real Madrid contada por ABC dico cuando se cumplió medio siglo de su debut. Daba lo mismo que estuviera bien o mal. Había que jugar, y jugué. Al llegar al estadio había un gran revuelo porque en el Paseo de la Habana un tranvía había atropellado a un chaval de esos que iban colgados. Yo estaba fuera de tono, había jugado tres partidos en mis tres meses en Barcelona, pero fue con el carro del pescado, en Masnou, Palafrugell y Sitges Di Stéfano se encontró, según sus propias palabras, con una España tristona, oscura, con mucha ropa negra por las calles, con el trauma lógico de una posguerra. Madrid me pareció una ciudad gris, pero me recibieron bien y, además, me hice querer. En el fútbol hay que trabajar para el pueblo, para el que paga la entrada. Madrid iba a ser mi casa y tuve la suerte de encontrarme con unos compañeros extraordinarios Después del tropiezo con el Nancy, el domingo siguiente debutó de forma oficial frente al Racing de Santander en partido liguero. Ganó el Madrid por 4- 2 y Di Stéfano volvió a marcar. Los blancos ganarían la Liga (no lo hacían desde la temporada 1932- 33) con su estrella como máximo goleador (27 tantos) Aquel fue el primer paso para más títulos nacionales, las cinco Copas de Europa, el Balón de Oro... la leyenda que perdura en el tiempo.