Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES, 19 DE JULIO DE 2013 abc. es estilo RESTAURANTES ABCdelVERANO 83 El comedor ocupa un semisótano, con un patio interior abierto BELÉN DÍAZ Tradición castellana VILLOLDO CARLOS MARIBONA Dirección: Lagasca, 134. Teléfono. 91 022 45 52. Cierra domingos. Tarjetas: todas. Lo mejor: Las alubias blancas de Saldaña. Precio medio: 45 Calificación: 7,5. uchos lectores conocerán La Estrella del Bajo Carrión, un restaurante- hotel de Villoldo, Palencia, donde desde hace más de 30 años se come muy bien. Las hermanas Pedrosa, con el refuerzo en los últimos tiempos en la cocina de Alfonso Fierro, hijo de una de ellas, han consolidado este restaurante en el que se apuesta por la materia prima del entorno y por el recetario tradicional castellano. Todo unido a una exquisita amabilidad con los clientes. Ahora, como han hecho otros locales consagrados de diferentes lugares de España, han decidido abrir una sucursal en Madrid. Y lo han hecho en un local del final de la calle Lagasca. Al frente se ha puesto una de las hermanas, Pilar, que en bastantes ocasiones tiene el refuerzo en la cocina de su hijo Alfonso, que alterna entre Villoldo y Madrid. En la carta están casi todos los platos más clásicos de la casa, cocina tradicional castellana con muy buen producto. Para empezar, están buenas las croquetas de la casa (9) estupendos los pimientos rojos de Torquemada asados en leña de encina (11) y muy rica la cecina de vaca de Astorga (16) con rúcula y lascas de queso viejo zamorano. Un gran acierto la terrina casera de oreja de cerdo con un alioli de mostaza y encurtidos (12) Hay un buen capítulo de verduras de la huerta palentina, aunque no es esta su mejor época. La mejor muestra es la menes- M tra (14) que ahora está buena pero que en otoño y primavera se convertirá en imprescindible. Con ella, dos especialidades: el revuelto de hongos con cebolla confitada (10) en el que la yema de un huevo de corral envuelve todo como una crema (todavía estará mejor cuando sea la temporada de los boletus edulis) y las alubias blancas viudas de la Vega de Saldaña (9) Imprescindibles. Delicadísimas y sabrosas, se guisan simplemente con verduras para respetarlas al máximo. Los pescados llegan desde Cantabria. Son dos clásicos la merluza en salsa verde (19) y los chipirones en su tinta rellenos de sus patas, jamón y huevo (19) pero también varían en función del día. Probamos una muy fresca ventresca de bonito (19) perjudicada por un innecesario y potente aceite de albahaca. En cuanto a las carnes, el guiso de mollejas en salsa con pan frito y jamón (24) acusa un exceso de pimentón y las patatas paja que lo acompañan llevan demasiado tiempo fritas. Todo lo contrario de unas estupendas que se sirven junto a un excelente steak tartar (21) de añojo de Cervera. En la carta, también, lechazo (28) cochinillo (24) y pichones de Tierra de Campos estofados (26) Postres caseros (6) entre los que destacan el tocinillo de cielo y el helado de queso fresco. Lo más flojo es una carta de vinos que debe mejorar mucho para estar a la altura. Con todo, una novedad muy recomendable.