Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
10 ENFOQUE JUEVES, 18 DE JULIO DE 2013 abc. es ABC A la izquierda, Leo Messi, ayer, durante su comparecencia en la ciudad deportiva del Barcelona EFE Messi dice no entender nada del fraude fiscal Abajo, Alberto Contador, durante la crono disputada ayer Cosas de la edad JESÚS LILLO La concentración era para los futbolistas una cosa que, hasta ahora, hacían en un buen hotel, al que llegaban con sus gafas de sol y la gomina y los auriculares puestos, antes de un partido. Con Messi, y por elevación, este ejercicio convivencial se transforma en retiro y se aproxima a la meditación tibetana, a un proceso de desprendimiento material que lleva a quien lo practica a deshacerse de ataduras tales como el dinero. Concentrado en su juego, regateando en al área de una cabeza despejada, Messi dice que no sabe nada de lo de Hacienda. El delantero argentino cita a su papá y sus asesores tutores, dada su premeditada inmadurez fiscal mientras explota y vende, muy cara, una imagen de niño que lo mismo le sirve para anunciar natillas que pan de molde o patatas fritas, todo muy infantil. Leo Messi no sabe nada estoy aparte de todo eso asegura del negocio de su imagen y de la venta de esa estampita, como de primera comunión, que dan por la tele. A los atletas dopados los abandonan sus patrocinadores. A Messi, tan pequeño, siempre le quedarán las chucherías para explotar un perfil que ayer se esforzó en subrayar. El nene, para comérselo, promete; como adulto, aunque se afeite con Gillette en otro spot, prefiere no dar la talla. DEPORTES Froome también vence en la contrarreloj Contador aprieta, pero no ahoga El ascenso al Alpe d Huez decide hoy la suerte de los cada vez más contados aspirantes a llegar de amarillo a París. Ayer, en una contrarreloj servida de aperitivo, ganó Froome, pero por solo nueve segundos sobre Contador, segundo de la etapa y de una general a la que el ciclista madrileño, a quien se le agotan el tiempo y las oportunidades, solo puede darle la vuelta si hoy plantea una escapada capaz de dejar atrás al británico, hasta ahora intratable, incluso crecido, en la montaña. La etapa reina del Tour, tensa y alpina, será hoy el tapete para el último órdago de quienes, cuesta arriba, quieran destronar a Froome. DEPORTES REUTERS