Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
64 MADRID MIÉRCOLES, 5 DE JUNIO DE 2013 abc. es madrid ABC Un cómplice de Cásper amenaza de muerte a un testigo Rocha, que estaba en libertad condicional, fue detenido, pero el juez lo ha dejado libre CRUZ MORCILLO MADRID Disparó a Rodríguez Menéndez José Ignacio Rocha Fernández, alias Nacho Rocha, saltó a la prensa cuando fue detenido en 1999 por intentar asesinar al polémico abogado Emilio Rodríguez Menéndez por encargo de la mujer del letrado, con la que Rocha tuvo una relación. En el banquillo se sentó también el conocido delincuente Ángel Suárez Flores, alias Cásper quien supuestamente le dio cobertura y para quien trabajó. Rocha fue condenado a 11 años de cárcel, pero su paso por la prisión le ha reportado grandes réditos. Sus detenciones se han sucedido desde entonces, la penúltima en el marco de la operación Edén, uno de los mayores golpes policiales asestados a las mafias de la noche, los porteros y el tráfico de drogas en Madrid. Hubo más de 150 detenidos, aunque solo siguen encarcelados algunos de los responsables del narcotráfico. Rocha, como toda la rama de extorsionadores y matones, está en libertad a la espera de juicio. José Ignacio Rocha Fernández, alias Nacho Rocha En julio de 2011, Rocha, en tercer grado por intentar matar a Rodríguez Menéndez, fue detenido de nuevo. Amenazó y pidió dinero a un empresario haciéndose pasar por testaferro de Cásper, quien acababa de robar una partida de cocaína a Los Miami en Algeciras. El 18 de octubre de ese año volvió de nuevo a la cárcel, esta vez por los citados hechos de Edén, acusado de asociación ilícita, amenazas, delito contra la intimidad, contra las personas, robo con fuerza, proxenetismo... En diciembre salió de la cárcel y hace dos semanas consumó su venganza y fue a por el testigo que declaró contra él. El juez de guardia decretó su ingreso en prisión por enésima vez, por amenazas y obstrucción a la Justicia. Sin embargo, el lunes el juez de Vigilancia Penitenciaria lo puso en libertad con una orden de alejamiento de 500 metros de la víctima. Policialmente, Rocha es un sujeto peligroso pero ni las amenazas a un testigo parecen suficientes para que esté entre rejas. Operación Edén El pasado 23 de mayo fue arrestado por el Grupo II de Europa del Este de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV Central) cuando acudía a firmar al Centro de Inserción Social Victoria Kent, dado que de nuevo estaba en libertad provisional (salió de la cárcel el pasado diciembre) Una víctima le había denunciado. El pasado 14 de mayo se presentó en las oficinas de San Sebastián de los Reyes de un empresario con el que había mantenido cierta relación en el pasado (y al que extorsionó) y lo amenazó de muerte. O cambiaba su declaración o él y su familia tendrían problemas. Le dijo que tenía que leer de nuevo esa declaración, pedirle perdón y modificar su testimonio antes de que se celebre el trascendental juicio de la operación Edén. En esa operación el ahora amenazado estaba relacionado con Rocha y el boxeador Pablo Navascués. Se ofrecieron a ayudarle en un problema personal que tuvo con un amigo. La ayuda consistió en una multa otra extorsión. La aparente amistad del empresario con Rocha y Navascués derivó en amenazas veladas y peticiones de dinero continuas. Cuando el empresario- -que también fue imputado en Edén- -declaró, Nacho no quedó bien parado. Catalogado como peligroso Nacho Rocha se presentó el 14 de mayo en las oficinas del testigo que había declarado contra él en el caso Edén (en los dos fotogramas superiores) el 23 fue detenido por la Udev Central por amenazas OPERACIÓN ANTIDOPAJE La Policía Municipal se incauta de 74.000 dosis de anabolizantes C. HIDALGO MADRID La Policía Municipal de Madrid ha finalizado la operación Burn, la más importante desarrollada en la capital contra la comercialización de hormonas, sustancias anabolizantes y dopantes. Se han inspeccionado seis locales, además de gimnasios ubica- dos en cinco distritos y tiendas de Internet. Se han intervenido 72 productos en 711 envases con un total de 74.310 dosis individuales, con un valor de venta de 50.000 euros. Los investigadores detectaron la proliferación de distintos locales donde se comercializan productos y artículos catalogados como complementos alimenticios, destinados ma- yoritariamente al consumo por parte de deportistas de gimnasio. También han intervenido la Policía Local de Rivas, la Agencia Española del Medicamento y los inspectores de Consumo de la Comunidad. Las investigaciones comenzaron el pasado mes de mayo, en el distrito de Puente de Vallecas, al detectar una serie de productos indicados por las autoridades sanitarias como Alerta Alimentaria y que se venían comercializando tanto en tiendas físicas como gimnasios y a través de Internet.