Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22 ESPAÑA SÁBADO, 11 DE MAYO DE 2013 abc. es españa ABC VICTOR LERENA Presión a los vecinos Unas 300 personas, entre ellas Jorge Verstrynge, acosaron el domicilio de Sáenz de Santamaría el 5 de abril cuando su hijo Iván, de año y medio, se encontraba dentro. Los manifestantes instaron a sus vecinos a que la incomodaran en su día a día por no apoyar la ILP VICTOR LERENA El juez sólo ve molestias en el acoso a la casa de la vicepresidenta Archivada la causa contra veintisiete manifestantes, entre ellos Jorge Verstrynge JUAN FERNÁNDEZ- MIRANDA MADRID Claves Sin avisar a la autoridad Lo relevante no es que la manifestación se haga ante el domicilio de un político, sino que sea pacífica y sin armas aunque no se realice la comunicación previa. En el acto de acoso del 5 de abril frente al domicilio de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, no hubo violencia ni coacciones ni amenazas de ningún tipo. Tampoco actos de desobediencia o de ofensa a los agentes de la autoridad y en ningún momento se vulneró la seguridad y la intimidad de la vicepresidenta. Son los argumentos esgrimidos por el titular del Juzgado 4 de Madrid, Marcelino Sexmero, en el auto de archivo de la causa. Quedan pues sin cargos las 27 personas que fueron identificadas por la Policía y posteriormente denunciadas por el marido de Sáenz de Santamaría, Iván Rosa. Entre ellos, el que fuera secretario general de Alianza Popular, Jorge Verstrynge. Según el juez, la vicepresidenta del Gobierno acababa de llegar a casa cuando aparecieron los manifestantes. En el domicilio estaban su marido y su suegra dando de merendar al nieto, de 16 meses, al que no pudieron dar el habitual paseo vespertino. El niño rompió a llorar ante los gritos de los concentrados, lo que obligó a su abuela a llevarlo al salón y alejarlo de las ventanas denunció Rosa. Entre las consignas, Sí se puede, pero no quieren Soraya, Soraya, ¿quién te paga tu casa? o no son suicidios, son asesinatos El juez considera que lo sucedido aquel día no son más que perturbaciones que pueden ocasionar ciertas molestias al obstaculizar el tráfico y el acceso al domicilio con vehículos. Incluso incomodidades al oírse consignas o reivindicaciones, gritos... No obstante, esas ofensas no son actos de violencia sino de libertad de expresión. Ese es el criterio del juez, pese a que en el auto reconoce que la movilización no fue ni siquiera comunicada a la Delegación del Gobierno, como establece la ley. Es más, el juez argumenta que mientras la manifestación sea pacífica y sin armas el lugar donde se haga o la comunicación a la autoridad no son relevantes El asunto jurídico de fondo es el debate entre dos derechos: la libertad de expresión de los manifestantes y la intimidad de la vicepresidenta. El juez considera que el primero está por encima del segundo, puesto que los políticos se exponen inevitable y conscientemente a un control permanente de sus hechos y gestos Es más: deben tener una mayor tolerancia Molestias sí, violencia no La concentración frente al domicilio de un cargo público es evidente que ocasiona ciertas molestias, incomodidades y perturbaciones pero no es violencia MARCELINO SEXMERO JUEZ DEL 4 DE MADRID Un moderado exportavoz Perfil El juez Marcelino Sexmero, salmantino, fue durante años el portavoz de la moderada Asociación de jueces Francisco de Vitoria, la segunda de España en número de afiliados, hasta que le sustituyó hace casi dos años el Decano de los Juzgados madrileños, José Luis González Armengol. Comparte talante moderado con la asociación a la que ha puesto voz en los últimos años. Su nombre ya salió a relucir, y fue cuestionado en algunos foros, por otra decisión judicial cuando desde este mismo Juzgado, el número 4 de Instrucción de Madrid, dejó en libertad sin fianza ni medidas cautelares al actor Willy Toledo, detenido por la Policía por participar en un piquete violento tras la huelga general de febrero de 2012. Con motivo de la huelga de jueces de 2009, con Mariano Bermejo como ministro de Justicia, Sexmero se mostró muy crítico con el lamentable estado de la Justicia. Sexmero tiene perfil en Facebook. Sus gustos musicales, entre el rock y la clásica. Toda una declaración. La finalidad era informar La finalidad no era quebrantar por la fuerza la voluntad política del Gobierno, sino expresar las ideas del colectivo sobre los desahucios. Sin restricciones a la familia No hubo restricciones a la libertad de la familia de la vicepresidenta, pese a la imposibilidad de sacar al hijo a pasear