Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
42 ABCdelOCIO VIERNES, 22 DE MARZO DE 2013 abc. es ABC E n portada Los Croods: aventura prehistórica La búsqueda de la vida fuera de la caverna El creador de Lilo Stitch estrena Los Croods un filme que narra un viaje familiar que cambiará sus vidas OTI RODRÍGUEZ MARCHANTE Abu, la suegra Pese a su aspecto solo tiene 45 años y aunque es la anciana del lugar tiene una energía y una irascibilidad enormes. n la esencia del cine de animación está encontrar la risa de los niños y el resorte que abre de par en par la puerta de su fantasía. En ocasiones, tras esa puerta también se halla el hilo que ata lo infantil a lo ejemplar del mundo adulto, a los miedos, anhelos, transformaciones y mejoras que se ambicionan a ambos lados del reposabrazos de las butacas compartidas por mayores y menores. Los Croods es una familia prehistórica que lo encuentra todo, la risa, el resorte y el hilo, que despierta fantasía, ofrece aventuras y una elemental, pero inteligente, conexión con los instintos desarrollados de cualquier familia del siglo XXI. E Tonk, el zote El hijo de Grug es un mozo bien crecido (127 kilos) para su tierna edad (9 años) aspira a ser un gran cazador, pero le queda por aprender. Los Croods viven en la caverna y en la oscuridad, y forman un eslabón débil de la cadena alimenticia: el miedo, el refugio y la falta de curiosidad les permite seguir viviendo. Pero el mundo está cambiando, hay terremotos (no financieros) volcanes en erupción y crisis global que les anima a enfrentarse a un concepto nuevo: emigrar de ahí, buscar un lugar más seguro que la caverna, evolucionar, crear las condiciones favorables como el fuego... En fin, el eterno reto entre lo viejo y lo nuevo, entre apalancarse o avanzar. El padre, la madre, la abuela y los tres hijos forman un perfecto equipo donde el músculo no deja el menor resquicio al cerebro, y ha de ser un personaje externo, un joven, el que anime a equilibrar la balanza entre el vigor físico y el mental, entre la precaución y la ambición, entre la pasividad y la aventura. Pero Los Croods es esencialmente una película para niños, aunque le permita al adulto sacar sus conclusiones, y lo que trata es de mantenerlos en vilo con una constante inventiva visual y una trama que no se detiene ni para tomar aliento. La producción majestuosa de Dreamworks, le gana la primera partida del año a Disney Pixar. Dirigida por Kirk DeMicco y Chris Sanders, como suele ocurrir en estos casos las estrellas no son los dibujos sino quienes les prestan la voz (en su versión original, Nicolas Cage, Ryan Reynolds, Emma Stone... aunque la personalidad de los muñecos se acerca visualmente a la carne y hueso. El primer tér- mino, donde están los protagonistas, es sorprendente, pero aún lo es más los segundos términos, el colorido de la vegetación y la variedad de animales y especies, donde los autores han vertido tanta imaginación como chispa. El 3 D le da a la película mucha emoción y sustancia, aunque no tanta como la increíble relación entre los personajes, como la del padre, líder de la fuerza bruta, con el joven aventurero, líder de la argucia y la astucia; o como la de la hija mayor con ambos, rebelde con el padre y fascinada con el joven. O los discursos de la abuela, un prodigio de supervivencia y de provocación hacia el jefe, ante el que ejerce ya esa figura aún por inventar de la suegra. A la acción desbordante y a la tensión constante, la película tiene la cualidad de añadirle o atemperarla con unas prudentes dosis de humorismo en rama, para todos los espectadores, los que pagan y los que van de la mano. Y finalmente, todo ese caudal de diversión y de fantasía tiene su contrapunto de utilidad en esa compleja y opinable labor del cine infantil en el enriquecimiento de sus consumidores, pues esta estrafalaria familia prehistórica se ofrece como modelo para subrayar algunos valores, actitudes y comportamientos muy positivos, como que hay que enfrentarse con prudencia e inteligencia a nuestros miedos, que hay que avanzar mejor unidos que solos, que hay que luchar para prosperar individual y colectivamente... en fin, lecciones y diversiones desde la prehistoria. Chico El inventor y descubridor de esta tropa que les llevará a nuevas aventuras. Los Croods y la vida fuera de la cueva, todo un mundo por descubrir.