Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC VIERNES, 23 DE MARZO DE 2012 abc. es ABC delOCIO 49 Lunes con voz El Centro Dramático Nacional inaugura el próximo lunes una iniciativa paralela a su programación: Lunes con voz en esta primera edición, Lluís Pasqual hablará con Vicente Verdú de Quitt La educación sentimental EL MANUAL DE LA BUENA ESPOSA GUILLERMITO Y LOS NIÑOS, A COMER El manual de la buena esposa Autores: A. R. Costa, V. Fernández, Y. G. Serrano, A. Sanzol, J. C. Rubio y M. del Arco. Guillermito y los niños, a dormir Autor: Guillaume Gallienne. Lugar: Teatro Lara, Madrid. JUAN IGNACIO GARCÍA GARZÓN E n una suerte de programa doble, ofrece el Lara dos formas de aproximarse desde el costado cómico a la inducción de comportamientos sociales determinados disfrazada de educación más o menos sentimental. Tres autoras y tres autores firman la sucesión de escenas que componen El manual de la buena esposa recorrido crítico y gamberro por los más de cuarenta años de funcionamiento de la Sección Femenina. Un formidable chaparrón de costumbrismo satírico y agudeza sociológica sobre el adoctrinamiento en todos los órdenes de la vida. Quino Falero dirige con mano sabia un espectáculo divertidísimo que es puro dinamismo y coherencia escénica pese a su obligada estructura fragmentaria. Dentro de la excelente escritura y desarrollo de todos los cuadros, hay algunos, como Nazis desnudas de Alfredo Sanzol, y Amiguitas de Anna R. Costa, sober- bios. Las tres actrices dan un recital de registros cómicos y protagonizan momentos memorables: Natalia Hernández está deliciosa en Deslices de flecha Mariola Fuentes resulta una ingenua explosiva en La buena esposa y Llum Barrera borda la descacharrante intérprete airada de Guindas al pavo Juntas están sublimes. Guillaume Gallienne logró el premioMolière conun monólogo decorte autobiográfico que Julián Quintanilla ha adaptado ydirigido con buen tino y gran tacto, y del que se apropia Secun de la Rosa, que está sembrado como el jovencito que repasa su vida desde los doce años, contando cómo sesentía niña ycómo su madre siempre lo consideró diferente al resto de sus hermanos, de ahí que les convocara a la mesa con la frase que sirve de título a la función: Guillermito y los niños, ¡a comer! El protagonista desgrana anécdotas y sucesos con una comicidad tan estupendamente trabajadaque rezumatantaespontaneidad como intención; el relato de cómo su abuela lo confundía con su madre cuando cogía el teléfono o sus frustrados intentos de aprendizaje sexualsondesarrollados deformainteligente y muy divertida. Un gran trabajo que esconde cargas de profundidad sobre los mecanismos de orientación de la sexualidad y el cúmulo de intereses y deseos que bajo ellos se agitan, y que concluye con un giro sorprendente. sean lo más parecido a la vida. Los ac- mento de la obra- -me dan estos prontores, en ocasiones, son más intere- tos, no me puedo reprimir. No sé por santes en el bar, con una cerveza des- qué lo hago Siempre hay un mistepués del ensayo, que en sus personario detrás, pero si le dan esos prontos es porque algo falla, algo no jes; los argentinos nos han enestá bien señado a desdibujar esa lí Hedda es nea, y en este montaje heSe le ha quitado al personaje, corrobora, la etiqueta mos partido de las perso- -dice Laia nas que están en escena, de aburrida que en tanMarull- -una de sus almas, para constos montajes se le atribumujer infeliz y ye. Es una mujer encerratruir cada personaje atrapada Laia Marull, la protagoda en una jaula que ella misma se ha construido, porque nista, dice que le sedujo- -adees una persona miedosa, incapaz más de trabajar bajo la dirección de David Selvas, con quien ya lo ha- de romper con las convenciones sobía hecho como actor- -el reto de in- ciales. Está infelizmente atrapada, terpretar a un personaje tan comple- pero en ningún caso está loca jo, no saber si podía hacerlo Es una mujer, añade, que está poco ex- B Teatro de La Abadía. Del 22 de marzo plicada, probablemente Ibsen no qui- al 8 de abril. De martes a sábado, a las so hacerlo. A veces- -dice en un mo- 20: 00 horas. Domingo, a las 19: 00 horas