Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES, 8 DE FEBRERO DE 2012 abc. es españa ESPAÑA 27 Garzón no logra apartar del juicio los fusilamientos de Paracuellos BSu defensa intenta que no se lea el auto en el que se negó a imputar a Carrillo en 1998 N. VILLANUEVA MADRID Con el respeto que merece la memoria de las víctimas no puede dejarse de llamar la atención frente a quienes abusan del derecho a la jurisdicción para ridiculizarla y utilizarla con finalidades ajenas a las marcadas por el ordenamiento jurídico. Quien así se pronunció fue el juez Baltasar Garzón en 1998. Ya entonces rechazó actuar contra el dirigente del PCE Santiago Carrillo por los fusilamientos de Paracuellos (1936) Desde su juzgado de la Audiencia Nacional, el magistrado no sólo se limitaba a inadmitir la querella en cuestion, sino que se mostraba extremadamente duro contra los denunciantes, la Asociación de Familiares y Amigos de Víctimas de Genocidio en Paracuellos del Jarama, a los que reprochó mala fe y de los que cuestionó su Baltasar Garzón, a su llegada al Tribunal Supremo, ayer deontología profesional por tomarse tan a la ligera las normas básicas de nuestro ordenamiento jurídico Como un bumerán, aquella decisión se ha vuelto contra del juez trece años después, y sentado ahora en el banquillo de los acusados en el Tribunal Supremo, Garzón no tuvo más re- AFP medio que escuchar ayer sus propias palabras por boca de la secretaria judicial, que en el juicio de la memoria histórica leyó a viva voz, y a petición de la acusación popular, Manos Limpias, el auto de inadmisión de la querella. Fue en la prueba documental, y el abogado del juez, Gonzalo MartínezFresneda, intentó hasta el último momento que esta lectura no tuviera lugar. Para ello, el letrado alegó que el asunto de Paracuellos era ajeno a este proceso y que el propio instructor de la causa contra Garzón por presunta prevaricación, Luciano Varela, lo apartó del procedimiento. La Sala, sin embargo, recordó que no iba a haber excepción alguna respecto a lo acordado por los magistrados la semana pasada. Si se leían los documentos que había solicitado la defensa, la acusación no iba a ser menos. A diferencia de la investigación abierta contra los crímenes de la Guerra Civil y el franquismo Garzón ya consideró en 1998 que los fusilamientos de Paracuellos habían prescrito. Positivamente se sabe, o al menos debe saberse que los preceptos jurídicos alegados son inaplicables en el tiempo y en el espacio, en el fondo y en la forma, a los que se relatan en el escrito, y su cita quebranta absolutamente las normas más elementales de retroactividad y tipicidad señaló Garzón en aquel auto. El juicio podría quedar visto para sentencia hoy tras los informes de acusación, defensa y Fiscalía, que no ve delito en la actuación del juez. Videoanálisis del juicio a Baltasar Garzón