Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES, 12 DE DICIEMBRE DE 2011 abc. es tv TELEVISIÓN Y RADIO 99 Paz Vega No descarto volver a la televisión en una serie semanal ACTRIZ BTrabaja más fuera de España que aquí. Ahora acaba de rodar en Túnez Las dos Marías una miniserie de corte bíblico en dos capítulos, en la que da vida a María Magdalena FEDERICO MARÍN BELLÓN MADRID Paz Vega (Sevilla, 1976) trabaja mucho más de lo que podría pensar el público español, a un ritmo de dos o tres películas al año, saltando de género en género. En Las dos Marías una miniserie en la que da vida a María Magdalena, ha estado a las órdenes del italiano Giacomo Campiotti, con la alemana Alissa Jung en el papel de Virgen María y bajo la producción de Mediaset España, Lux Vide y Betafilm. -No es la primera vez que toca un tema religioso, después de Teresa, el cuerpo de Cristo -Es casualidad. La verdad es que no me lo planteo, pero ambos guiones me parecieron muy interesantes. ¿Cómo es el personaje de María Magdalena? -Aparte de tener dos capítulos muy bien escritos y estructurados, de Giacomo Campiotti y Francesco Arlanch, es una visión que desconocíamos de ella. Se sabe de este personaje por lo poquito que sale en la Biblia, pero los guionistas han recreado una vida anterior muy bonita, en la que hay una amistad muy bella con María. Hay un paralelismo entre las dos mujeres, que tienen el mismo comienzo y la vida las lleva por distintos derroteros. -Con Teresa, el cuerpo de Cristo contaba que al ser católica le preocupaba la corrección del guión. -En realidad, como católica no practicante, porque ahora me siento bastante incrédula. Tengo una crisis de fe, pero he intentado que el personaje sea coherente y atractivo, de una mujer que cree en la vida, en el amor y en el futuro, aunque la vida la trata mal y termina en un mundo que nunca quiso ni imaginó. -Empezamos a acostumbrarnos a verla en papeles hablados en otros idiomas y cada vez menos en español. ¿Salen menos proyectos aquí? -La oferta que recibo de España es poca y estoy trabajando mucho en inglés. Cada vez me siento más cómoda con el idioma y lo disfruto más. ¿Le preocupa que el público español se olvide de Paz Vega? -Lo bueno que tiene esta profesión es que lo que haces queda para siempre. La gente que te sigue suele incluso repetir películas que ya ha visto. -Aquí ha trabajado con la mayoría de los mejores directores. En el extranjero ya lo ha hecho con algunos muy interesantes. ¿Falta una superestrella taquillera en la colección? -Ni me lo planteo. Hay tanta gente estupenda, con la que querría trabajar, que si me pongo una meta y no lo consigo parecería un fracaso, y no es así. Lo bueno es que te llame alguien bueno o lo descubras, como me ha pasado en esta producción. Campiotti tiene una sensibilidad y una manera de rodar tan bonita que aunque es televisión parecía que estábamos haciendo cine. La calidad de la imagen y los tiempos de rodaje era propios del cine. Es una historia cuidada al milímetro, de una manera muy artística. Es una televisión de mucha calidad. ¿Se ve volviendo a una serie fija semanal en España? -Sí, claro. ¿Qué hace falta para que la convenzan? No me diga que el guión. -Un guión, se lo juro. El formato me da igual. No descarto volver a televisión en una serie semanal. -Además del descubrimiento que ha supuesto Campiotti, ¿con quién ha aprendido más? -Morgan Freeman tiene una visión delante y detras de la cámara y es una gran persona, con muchísimas cualidades. Sobre todo es muy normal y muy trabajador. Aprendes al ver que gente con tanto talento trabaja muchísimo y no se lo tiene nada creído. -Mirando un poco atrás, desde que decidió dar el salto y salir de España para crecer como actriz, ¿qué balance hace? ¿Ha sido como esperaba? -De todo un poco. No me pongo metas, ni plazos. Yo voy con la vida, tranquila. Me dejo llevar, tanto a nivel profesional como personal. No quiero imponerme una velocidad ni una dirección porque en cualquier momento puede variar. Estoy muy abierta a que me pasen cosas. Estoy en mitad del camino todavía, en la tercera o cuarta parada, de diez o veinte. ABC María Magdalena, ni más ni menos, es el reto representativo al que se ha enfrentado la actriz