Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
LUNES 31.10.2011 Editado por Diario ABC, S. L. Juan Ignacio Luca de Tena, 7, 28027 Madrid. DiarioABC, S. L. Reservados todos los derechos. Queda prohibida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta publicación, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa. Número 35.007 D. L. I: M- 13- 58 Apartado de Correos 43, Madrid. Publicidad 902 334 556 Suscripciones 901 334 554 Att. al cliente 902 334 555. 11441 8 424499 000013 Emilio Calatayud Juez de Menores de Granada célebre por sus sentencias ejemplares Tengo casos de malos tratos a padres por adicción a internet El magistrado que obligó a aprender a leer a un chaval analfabeto como condena por un robo sigue demostrando que es posible la simbiosis entre la ley y el sentido común años, la misma que está establecida para poder contraer matrimonio. Urge BLANCA redefinir lo que es un menor, porque TORQUEMADA hemos perdido el norte. Por alentar la precocidad en el entorno del botellón se están produciendo muchos casos de uelven a saltar las alar- abusos sexuales. Aunque hay cosas mas, con la Ley del Me- que no son nuevas. ¡Ya Platón pidió nor como telón de fon- una ley que prohibiera beber a los medo. Ahora, porlasenten- nores de dieciocho años! cia sobre el Cuco ¿Vienen estos desajustes de que en- Cíclicamente surgen España hemos avanzado demasiasituaciones terribles en las que parti- do deprisa? cipan menores, y, además, en este- En buena parte. Yo llevo treinta y un caso han llamado la atención las ma- años como juez y me harté de escribir niobras defensivas de los letrados. sentencias con la Olivetti, el papel calco Debido a esas circunstancias, lamen- y el galguito. Parece que es la prehistotablemente, crece el sufrimiento de ria, y sin embargo no hace tanto. Hemos la familia de Marta, pero se trata de pasado del autoritarismo a los padres casos esporádicos, rarísimos. Muy colegas De hecho, lo único bueno que poco frecuentes. yo he detectado en esta crisis (lo único, ¿Por qué tanto clamor, entonces? insisto) es que, como muchos padres- En eso tenemos que hacer examen de han vuelto a casa, chicos que andaban conciencia todos: las familias, los profe- por ahí sueltos están regresando a la essores, las instituciones, los jueces y, por cuela. Y en familias donde antes se les quéno, los medios decomudecía que sí a todo a los ninicación. Se tiende a no ver ños por la sensación de que Volvería a el otro lado de la ley de meno se les dedicaba tiempo, poner el nores. ahora se les están poniencampamento do límites. -Alerta usted a menudo con jura de sobre los efectos perni- Hace unos años me alertó bandera. Para sobre la necesidad de que ciosos de una sexualización precoz. chicos y chicas los ordenadores estén- ¡Es que es una auténtica solo en el salón de las cabarbaridad! Han hecho mucho daño sas, para proteger a los chicos. ¿Qué esas campañas de las administraciones hacer ahora, si ya todos tienen interque alientan las relaciones sexuales net en el móvil? tempranas. Vivimos en la contradic- -En esto vamos a peor. Empezamos a ción. El Código Penal establece que la tener problemas de droga con los oredad mínima para mantener relaciones denadores, y lo estamos detectando consentidassonlostreceaños, y, sinem- en denuncias de padres por malos trabargo, con esa edad no puedes darte de tos de sus hijos. Cuando indagas, dealta en Tuenti. Una cría de doce puede trás está internet. Si la familia trata acceder a la pastilla del día después, de limitar su uso al chaval, la renunperonosertestigoen un juicio. Hay mu- cia a esa adicción desencadena una cho que arreglar. rebeldía impresionante. -No se ven muchas campañas contra- Es verdad que están perpetuamenesas brechas legales. te colgados de las redes sociales. -Es verdad. Yo elevaría la edad mínima- Y cuando no tienen eso a su alcance para mantener relaciones a los catorce pueden llegar a perder el control. ¡Es V RAMÓN L. PÉREZ IDEAL Muy personal Nació en Ciudad Real, pero vive en Granada desde hace más de tres décadas. Es juez desde 1980 y magistrado desde 1987, y ha escrito dos libros: Reflexiones de un juez de menores y Mis sentencias ejemplares en colaboración con el periodista Carlos Morán. Padre de dos hijos, su esposa falleció hace unos meses. Hitos. Sus sentencias educativas. Ejemplos: a un chaval detenido cuando conducía borracho le condenó a visitar parapléjicos, y a otro que colgó en la red una tonadilla repleta de insultos contra sus profesores le hizo escribir una redacción de cien folios sobre el buen uso de internet, y a componer una canción elogiosa para sustituir la anterior. un auténtico síndrome de abstinencia! Aún no nos hemos concienciado de la magnitud del problema. ¿Qué sentencias recientes ha dictado? ¿Alguna singular o novedosa? -Todas están en la línea de las que ya recogí en el libro Mis sentencias ejemplares Hemos establecido una red de servicios, gracias a empresas colaboradoras, y ahí canalizamos que los chicos hagan cosas útiles. Desde septiembre, muchas las estamos encauzando en campañas de Navi- dad a través de Cáritas o Cruz Roja. ¿Sigue estando contrastado el potencial de corrección o reinserción de este tipo de medidas? -Son las más adecuadas y, a menudo, efectivas. Yodigo queuna cosa es que se cometa un delito, y otra, que se sea un delincuente. Voy más allá: ¿quién no ha cometido un delito alguna vez? ¿Nos enfrentamos también a que los chavales de hoy son más inmaduros? -Es que lo son. ¡Cuando he dado clases en la Universidad han venido padres a hablar conmigo! No les damos ninguna responsabilidad. Los vemos más altos y más guapos, pero siguen siendo unos críos con edades a las que nosotros éramos ya unos señores. Afortunadamente, el Erasmus se ha convertido en la mili de ahora. Qué bien le ha venido me dicen algunos padres. Pero la verdades que volver aponer la mili noestaría nada mal. ¿La mili? -Yo, que he sido antimilitarista, no recuperaría la mili, pero sí el campamento de dos o tres meses con la jura de bandera. Para chicos y chicas. Porque eso curte, iguala socialmente, enseña sacrificio y disciplina y te conciencia de que algo tendrás que hacer alguna vez por tu país.