Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES, 26 DE SEPTIEMBRE DE 2011 abc. es españa ESPAÑA 19 Española de Municipios y Provincias. Otra de sus propuestas se refiere a una Ley de Unidad de Mercado, en colaboración con las Autonomías, que ponga fin a los obstáculos que dificultan la libre circulación de bienes y servicios dentro del territorio nacional. Los populares también quieren beneficiar a los emprendedores y pactarán con las Comunidades un sistema de reconocimiento mutuo de autorizaciones y licencias. Para los empresarios también va destinada una medida que tiene como objetivo agilizar trámites burocráticos para que una empresa se pueda constituir en España en 24 horas. Las subvenciones también están en el punto de mira de Rajoy. Quiere evitar que se concedan sin causa justificada y establecer mayores controles, ya que cree que el dinero es de todos y debe estar sometido a un control riguroso La mejor manera para hacerlo es reformar la Ley de Subvenciones. Su compromiso de reforma contempla también una Ley de Transparencia, Buen Gobierno y Acceso a la Información Pública para que los ciudadanos sepan cómo se ejecutan las políticas públicas Las leyes que se aprueben tendrán una completa memoria de impacto regulatorio según dijo. Finalmente, apuntó a los organismos reguladores y a su intención de reducirlos y cambiar el sistema de nombramiento de sus miembros a través del reforzamiento de las mayorías del Congreso. Rajoy criticó el bochorno de una fuga de cargos del Gobierno buscando nómina y cobijo Con estas propuestas, Rajoy quiere poner a punto el país para que funcione en tiempos de crisis Para llevar a cabo estas reformas, Rajoy contó con las palabras de ánimo de la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, quien no quiso lamentarse de la situación que se ha encontrado en su Comunidad: Hoy vengo llorada dijo, pero aseguró que es preciso acometer reformas y es imprescindible que haya políticos capaces de tener actitudes ejemplarizantes, de ejercer su labor de manera transparente, con liderazgo y visión de futuro. No podemos pedir sacrificios a la sociedad si no somos los primeros en dar ejemplo Decálogo para los primeros cien días de gobierno 1 2 3 Reforzar los controles y endurecer las responsabilidades para que los gestores no asuman compromisos de gastos sin respaldo presupuestario. No se pueden dejar facturas en los cajones sin que nadie responda de ellas Un Pacto Territorial por la Austeridad y la Eficiencia que establezca una estrategia que ponga fin a las duplicidades y solapamientos entre Administraciones. Establecer por Ley una cartera de servicios públicos básicos comunes para todos los ciudadanos, que incluirá la educación, la sanidad y los servicios sociales. 5 circulación de bienes y servicios dentro del territorio nacional. 8 6 7 Un sistema de reconocimiento mutuo de autorizaciones y de licencias, en colaboración con las Autonomías, para que los emprendedores tengan todas las facilidades y aprovechen todas sus oportunidades. Tiene que haber menos y mejores normas. Cada vez que se apruebe una Ley tiene que quedar claro cuáles se derogan y a cuáles afecta. Cada Ley llevará una completa memoria de impacto regulatorio. 9 Reforma de la Ley de Subvenciones para hacerla más exigente y objetiva. Las ayudas con cargo al dinero de los contribuyentes estarán tasadas por Ley, no padecerán discrecionalidad y estarán sometidas al principio de libre concurrencia. Se acabaron las subvenciones con nombre propio y sin causa justificada Ley de Transparencia, Buen Gobierno y Acceso a la Información Pública. Es necesario que se sepa cómo se ejecutan las políticas públicas. Nada tiene por qué ser secreto. 4 Una Ley de Unidad de Mercado que, en colaboración con las Autonomías, ponga fin a los obstáculos que dificultan la libre Simplificación de los procedimientos administrativos para que sea posible constituir una empresa en 24 horas, con la eliminación de trámites y plazos. Para crear empleo no hay tiempo que perder. 10 Reducir la proliferación de organismos reguladores y cambiar el sistema de nombramientos de sus miembros, a través del reforzamiento de las mayorías en su elección por parte del Congreso. Rudi: Hoy vengo llorada CURRI VALENZUELA E RUBALCABA, EL REY DEL TITULAR llevar a cabo en breve una contrarreforma porque no ha quedado satisfecho con el resultado final. Solo que en este caso el responsable del desaguisado ha sido quien pretende llegar a La Moncloa como un político serio, que ofrece soluciones solventes, que no actúa pensando en los titulares de la prensa del día siguiente. Rubalcaba es, sin embargo, todo titular. Se equivocaban quienes le estimaban como un hombre de Estado que, movido únicamente por altas miras, había aportado grandes dosis de solvencia a los dos últimos n su afán por distanciarse de Zapatero, Rubalcaba está consiguiendo el efecto contrario: a base de moverse por impulsos y ocurrencias, cada vez se parece más a él. El chusco episodio que hemos vivido esta semana con el impuesto de Patrimonio podría haber sido protagonizado por el presidente saliente. Lleva su sello inconfundible de anunciar una medida, matizarla poco después, permitir que sus ministros ofrezcan en público versiones diferentes sobre su aplicación y acabar admitiendo que habrá que presidentes de Gobierno socialistas; acertaban los que sospecharon que sus contribuciones se limitaban a la frase ocurrente, la crítica demoledoramente irónica con el adversario, el regate en corto para conseguir que los suyos salgan airosos de una difícil situación. Elevado a número uno, continúa siendo el clásico número dos dedicado a la producción del slogan que azote a su oposición. Para decir que defiende a pobres frente a ricos, afirmar que la Comunidad de Madrid recorta en Educación, piropear al movimiento 15- M o conseguir que los presos de ETA se declaren partidarios de la paz, sigue siendo único. Para su desgracia, y la de su partido, el nuevo impuesto no perjudica a los ricos, los del 15- M no apoyan al PSOE, los presos no piden a ETA que deje las armas, Madrid no gasta un euro menos en Educación y la gente no está por la labor de ser gobernada de nuevo a base de ocurrencias y titulares.