Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
54 LOS DOMINGOS DE ABC DOMINGO, 19 DE JUNIO DE 2011 abc. es ABC BBB Están acusados de atacar numerosas webs, de bancos, ministerios y gobiernos árabes antes de su penúltima acción: la ofensiva contra la página de la Junta Electoral Central, a cuatro días de las elecciones del 22- M. Los tres arrestados- -un marino mercante de Gijón y dos parados de Alicante y Barcelona con notables conocimientos informáticos- -quedaron en libertad con cargos. No se habían visto jamás las caras, aunque han compartido cientos de horas en la Red. Dos de ellos se habían cruzado sus teléfonos explican fuentes policiales; toda una concesión teniendo en cuenta la discreción en la que se amparan estos ciberactivistas, justicieros de la transparencia, la libertad de expresión y los derechos humanos. O eso afirman. Busco socializarme con la gente escribía en el chat uno de los piratas. Durante toda la semana las ciberamenazas de supuestos anonymous con sus inequívocas máscaras, su estética tecnológica y su voz metalizada se han multiplicado. La banda sonora de Réquiem por un sueño actúa de telón de fondo. Amenazas descarnadas a la Policía, al Ministerio de Defensa, a la OTAN, a los sindicatos. Siempre sin rostro y siempre en la Red. El 5 de noviembre será recordado por todos. Movilizaremos a todo el país provocando el colapso total de las instituciones que vulneren los derechos de los ciudadanos reza uno de los mensajes. En otro advierten de la protesta que se llevará a cabo contra la censura ese mismo día: Recuerden, el 5 de noviembre, conspiración, pólvora y traición El instante del ataque a la web de la Junta Electoral Central Dirección de la web que va a ser atacada: la Junta Electoral Central LOIC: Herramientra que lanza diez conexiones por segundo a la página que se desea atacar Momento en el que el administrador considera que hay suficientes LOICS conectados al canal e inicia el ataque Enmascarar las conexiones ¿Y detrás quién hay? Una legión de seguidores- no son tantos, aunque lo aparentan -precisan fuentes policiales, con su carga de globalidad, retórica, activismo y perfiles difusos. Se legitiman con el argumento de que tienen muchos adeptos, pero los comprometidos, los dinamizadores son pocos, entre 1.000 y 2.000 miembros en un cálculo generoso. La ciberprotesta no es cuestión de usuarios reales, sino de programas que amplifican los efectos. El anonimato es su gran baza: no dan la cara y además enmascaran sus conexiones. El cambio de nick (alias) es una constante. Con estos ingredientes, seguirles el rastro complica al mejor experto. No son delincuentes al uso, pero sí existe un componente de vandalismo. Colapsar un servidor sería como montar una barricada o quemar contenedores en la calle explica el jefe de Delitos Informáticos de la Guardia Civil, el comandante Juan Salom. La reacción de los tres detenidos tras quedar en libertad con el mensaje de retirada avala su inexperiencia criminal. Siempre que sea cierto y no obra de un impostor, claro recalcan fuentes de la investigación. Somos una legión, no perdonamos, no olvidamos, espéranos. Anonymous Es el grito de guerra con el que cierran sus comunicados. Su origen es incierto, pero su activismo inicial y su repercusión pública comenzó en 2008 con el ataque a páginas de la Iglesia de la Cienciología, a la que acusan de oscurantista y censora. Dos años antes ya habían hecho sus pinitos. El affaire Julian Assange y la defensa cerrada de Wikileaks en diciembre del año pasado los DDoS: ataque de denegación de servicio o cómo tumbar el objetivo LOIC (Low Orbit Ion Cannon) es el programa, la herramienta que utilizan los miembros de Anonymous para llevar a cabo los ataques de denegación de servicio (DDoS) a la web que voten los seguidores. El programa se sirve del ancho de banda de la conexión a internet de la que se disponga. Fue concebido como una aplicación para realizar pruebas de resistencia o estrés a una red informática (página o servidor) pero ha acabado siendo la mejor arma de estos ataques. Tiene dos tipos de funcionamiento: el modo manual y el modo Hive (colmena) En el modo manual uno mismo, de manera individual, puede atacar una web. El modo Hive consiste en que un administrador del ataque gestiona remotamente desde un canal de chat el objetivo, el momento y la duración del asedio. Este modo es el habitual, ya que de esta forma la acción se coordina más eficazmente; un número reducido de personas (los administradores) tiene la disponibilidad y el control del ancho de banda de la conexión a internet de todos los usuarios. La Policía controló en tiempo real cómo los anónimos atacaban la web de la Junta Electoral Central el día 18 de mayo en plena deliberación del órgano sobre los desalojos de las acampadas del 15- M, un movimiento con el que comparte simpatía y miembros. Los investigadores sabían que era la oportunidad para demostrar que sí eran lazor start acciones planificadas y dirigidas por algunos usuarios cualificados. Desde horas antes habían empezado las votaciones en los chat para elegir el objetivo, una práctica que es la usual tras proponerse varias posibilidades. Cuando el administrador estima que hay suficientes LOIC conectados en el canal, empieza el ataque con el comando lazor start manejando así cientos o miles de conexiones a la vez a su antojo. En cierto modo es como si manejara una botnet, aunque de forma voluntaria. Los ataques de denegación de servicio son lo más basico en cibervandalismo, pero también lo más efectivo, según los expertos. La ofensiva contra la Junta Electoral la lanzó Seraf (ver gráfico) o sea José María Zaragoza, el parado detenido en Alicante con uno de sus nick La supuesta espontaneidad no es tal, según se aprecia.