Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 OPINIÓN SÁBADO 27 s 2 s 2010 ABC VISTO Y NO VISTO ESPAÑA NO EXISTE N castizo con un spray de oro ha hecho junpor la patria. Pero morir por la democracia es, según to a la fachada del Cuartel General del Ejércidescubrió Foxá, como morir por el sistema métrico to una pintada que es el epigrama definitivo: decimal, y un grafitero con la navaja de Ockham España no existe ha cortado por lo sano: Pudo escribir Romanos idos a casa como el de- -España no existe. La vida Brian pero ha escrito que España, Antes, el único que en España no existía la España que Zapatero y sus tetones han era Dios, que así se votó en el Ateneo. Pero puesto en manos del doctor Coué, no existe. ahora, y así se viene votando en las Cortes, -Una escritura escrita está en su sitio descubrimos que tampoco existe España. Es- -tiene avisado ese Sombrerero Loco sevillapaña, un enigma histórico tituló su grande no que es José Luis Castillejo- Una escritura obra don Claudio Sánchez- Albornoz, que nos no escrita está en cualquier sitio. invitaba a meditar sobre el pensamiento de Ya los Verdes querían convertir ese palaIbn Hazm de Córdoba, un sabio que pensaba IGNACIO cio de Cibeles en la Casa de la Democracia: de España lo mismo que el Dómine Cabra de RUIZ ¿el derecho de las pulgas a habitar en la piel la olla. QUINTANO del león? Por el sitio, pues, un España no exis- -Cierto que no hay tal cosa como la olla, te quizás sea la alternativa al Todo por la Dedigan lo que dijeren; todo lo demás es vicio y mocracia propuesto por Bono el Piloso en gula- -decía Cabra. sustitución del Todo por la Patria del fascismo ho- -Lejos de mí la perla de la China; me basta con el raciano, según el cual era dulce y honorable morir rubí de España- -decía Ibn Hazm. U Y, si España no existe, ¿quiénes son los españoles? Pues los mismos que dijo Cánovas: españoles son, primero, los franceses, que son unos españoles con dinero, y luego, los que no pueden ser otra cosa. Es decir, los de la boina, cráneo blando y de repuesto para esta raza de cráneos resistentes, como la describió Pemán, que recordaba haber visto de chico, en un tren a Granada, cómo el demagogo Sol y Ortega- -el Bono de la época- que viajaba con él en su mismo coche de primera, al llegar a su estación de destino, donde iba a celebrarse el acto político, se quitó la corbata, se pasó a un coche de tercera clase y cambió su sombrero por una boina. -Estamos aplicando el viejo reglamento del polo, que era para ocho caballos, cuando en el campo están jugando dos escuadrones de caballería- -le dijo en la Pampa un inglés a Foxá, comentando la incorporación de las masas a la política. Cuando los diputados se calan la boina, es que van a pedir más dinero. Y la democracia era al revés: un candidato podía pedir su voto a un elector porque el elector podía pedir dinero al candidato. Vale que no exista la vieja España. Pero ¿cómo viviremos sin la vieja democracia? CARTAS AL DIRECTOR Pueden dirigir sus cartas a ABC: Por correo: C Juan Ignacio Luca de Tena 7. 28027 Madrid Por fax: 913 203 356. Por correo electrónico: cartas abc. es ABC se reserva el derecho de extractar o reducir los textos de las cartas cuyas dimensiones sobrepasen el espacio destinado a ellas. ¿Entre todos? La nueva campaña publicitaria impulsada para convencernos de que de la crisis económica vamos a salir entre todos tendría algo de gracia si no fuera por las miles de familias que lo están pasando mal. Alguien debería decirle a quienes nos dirigen que gestionar un país no es hacer campañas publicitarias, medir índices de popularidad o crear grupos en Facebook. Dirigir es liderar, tomar decisiones, hacer y pedir esfuerzos, exigir responsabilidad y tenerla, en una palabra: gobernar. ¡Claro que esto lo arreglamos entre todos! que se lo digan a los millones de trabajadores que todos los días acuden a sus puestos de trabajo, a los miles de pequeños empresarios que luchan por sacar sus negocios adelante y a los parados que se esfuerzan por formarse y buscar empleo. Señores del Gobierno, no les quede la menor duda que de ésta salimos, lo que no tenemos tan claro algunos es que ustedes formen parte de la palabra todos. David Pasarin- Gegunde Linares. Bilbao Triste vejez Desde los más remotos tiempos nuestros antepasados preveían la vejez, y desde que formaban una familia comenzaba su plan de jubilación, que consistía fundamentalmente en el ahorro y en tener muchos hijos. Estos hijos, con su trabajo, ampliaban el patrimonio familiar y llegado el momento en que los padres no podían valerse por sí mismos eran ellos los encargados del sostenimiento económico y de todo tipo de los progenitores. Naturalmente que a mayor número de hijos la tarea de velar por los ancianos padres era más llevadera. A principios del siglo XX, los Estados modernos establecieron las bases de los actuales planes de jubilación con sus correspondientes pensiones. Estos planes se han ido perfeccionando y los trabajadores de nuestras generaciones hemos creído que la jubilación y pensión estaba asegurada por el sistema público, olvi- dando las previsiones de nuestros abuelos. Llegamos a la España actual y vemos cómo la previsión de nuestros Gobiernos se ha limitado, como mucho, a unos años vista, y por ello se han dedicado, y dedican, al despilfarro más absoluto, siempre en aras de comprar votos sin prever que las arañas podrían también anidar en las Cajas. Esta ruinosa situación nos ha despertado de nuestra candorosa confianza y vemos que no hemos ahorrado nada y tampoco hemos tenido los suficientes hijos; y los pocos hijos habidos los hemos educado en el más absoluto hedonismo. Triste vejez nos espera. Manuel Villena Lázaro Granada Buscando soluciones a la crisis En estos tiempos de crisis, se tiene que ser valiente. El problema es muy sencillo: la Administración (desde el Gobierno hasta el ayuntamiento de tu pueblo) se come sus ingresos típicos (impuestos directos e indirectos y gravámenes de todo tipo) solamente pagando a su personal, a los políticos y a las tajadas que estos obtienen de gestionar la cosa pública. Como son ellos los que hacen las leyes y los que deciden, jamás tomarán una decisión a favor del pueblo pero contraria a sus beneficios. Son tantos ya los que viven de la cosa publica que ésta es un auténtico lastre. Y como la vaca de los impuestos no da sufi- ÍNDICE La Tercera Editoriales Enfoque Opinión Cartas España Internacional Economía Bolsas 3 4 5 12 14 16 26 32 39 Madrid Sociedad Cultura Toros Agenda Esquelas Cartelera Deportes Estilo TV 42 50 54 58 60 62 73 79 91 ciente, acudirán a las sanciones, pues han legislado miles de ellas de importe millonario, tantas y tan complejas, que son de imposible cumplimiento. Ninguno de ellos genera riqueza. Tampoco los sindicatos. En cuanto un ministro hace cuentas y dice algo coherente salta un comisario político para masacrar cualquier medida coherente en aras a lo políticamente correcto. El Gobierno no hará nada porque espera que la corriente lo lleve a la playa. La oposición no hará nada porque espera que la corriente lleve al Gobierno a una sima y los españoles no haremos nada porque coincide con fin de semana, con el fútbol o con algo por la tele, tan graciosa y tan amena. Negro porvenir. Carlos Bosch Valencia España Ya va siendo hora de que este Gobierno que se dice español prohíba que se abucheen a Sus Majestades los Reyes, a la bandera y al himno nacional porque son España y la más grande representación de España en el mundo. Ya va siendo hora de que ese Gobierno que se dice español prohíba multar a los españoles catalanes por hablar o rotular sus empresas, tiendas o negocios en castellano, en España; dentro de esa España que la gran mayoría amamos y respetamos profundamente y por la que muchos hombres y mujeres heroicamente han sacrificado sus vidas, honrándola y defendiéndola hasta el último aliento. Luis de Silva Madrid