Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
58 MADRID España, campeona s La euforia estalla en la calle MARTES 1 s 7 s 2008 ABC Numerosas calles se convirtieron en improvisados botellódromos donde cientos de jóvenes se surtían de alcohol en envase ambulante Esto es la Milla de la basura Las decenas de miles de personas que abarrotaron la madrugada del lunes la plaza de Colón dejaron allí alegría, pero también basura: 43.300 kilos, el doble que en Nochevieja y la mitad que al celebrar la séptima Copa de Liga de Campeones del Real Madrid, en 1998 POR SARA MEDIALDEA FOTO IGNACIO GIL MADRID. La fiesta, las banderas, los ¡oéoéoéoé los cánticos... la alegría por el segundo título de Campeón de Europa obtenido por la selección española terminó bien entrada la madrugada del lunes, casi con las primeras luces del alba. Y entonces comenzó otra actividad, no menos frenética: la de las brigadas especiales de limpieza encargadas de devolver a la ciudad un estado de casi normalidad. Los responsables municipales de limpieza- -a cuyo frente está la concejal de Medio Ambiente, Ana Botella- -habían preparado un dispositivo con 65 personas: 30 del servicio de limpieza viaria, 13 del Servicio de Limpieza Urgente, y 22 del departamento de parques y jardines. Pero pronto se vio que aquello no era suficiente: el gran número de personas que animaron el partido en la plaza de Colón, se vio engrosado por las riadas de aficionados que se unieron a la fiesta al final del encuentro. El dispositivo tuvo que duplicarse: a los primeros 65 efectivos se unieron poco después otras 68 personas. Entre todos, tuvieron que hacer frente a la dura tarea de recoger de las calles nada menos que 43.300 kilos de basura, en forma de banderas de papel, botellas, latas, vasos de plástico, y todo el etcétera que la imaginación quiera añadir. Aunque la marea roja fue, en general, pacífica, no por ello se evitaron algunos desperfectos: hubo que cambiar íntegramente 40 papeleras que quedaron destrozadas; 13 contenedores fueron quemados y 20 volcados, y su contenido desparramado por las calles. La prioridad fue limpiar las calles cortadas al tráfico para poder abrirlas nuevamente a la circulación. Comenzaron sobre las 23.30 horas de la noche, y finalizaron hacia las 6 de la mañana. Pero sólo en una primera fase: ya con luz del día, hubo que retocar muchas zonas, para despejarlas de objetos que habían quedado camuflados entre los arbustos. La calle de Serrano, que quedó cortada al tráfico en un primer momento, volvió a abrirse sobre la 1.30 de la madrugada. Y el paseo de la Castellana o Goya, alrededor de las tres. Especialmente perjudicadas quedaron las zonas verdes, donde los arbustos, macizos de flores y otros adornos vegetales quedaron literalmente esquilmados. Esto, en lugar de la Milla de oro parece la Milla de la basura rezongaba un viandante, que intentaba pasear por entre el gentío en la calle de Serrano. Más de uno de los aficionados optó por orinar en la calle. No me extraña- -comentaban dos jóvenes- nosotras hemos querido ir al baño en un local y nos han dicho que estaban estropeados Situaciones similares se vivieron en el paseo del Prado o Alonso Martínez, hasta donde llegaron las oleadas de aficionados. Todas estas calles se convirtieron en improvisados botellódromos donde surtían de alcohol en envase ambulante- minis de calimocho o cervezas de litro- -tanto ciudadanos chinos desde furgonetas, como comerciantes españoles ayudados de mesas de playa, en Colón o en Recoletos. La fuente de Alonso Martínez, la más cercana, con agua, a la zona de la celebración- -las Fuentes Océanas de Colón habían sido rodeadas estratégicamente por la Policía- -se vio literalmente invadida, y sus macizos de flores recibieron pisotones más o menos malintencionados. Hubo quien se dedicó a agitar sus botellas de cerveza y mojar a todo el que pasaba, como hacen los campeones deportivos desde el podio con las botellas de cava tamaño XL. La gente iba celebrando incluso en el Metro. Para hoy, tras la segunda celebración- -con los campeones ya en casa- el Ayuntamiento preveía una nueva limpieza más a fondo con detergentes capaces de retirar, incluso, la pintura roja que cubría parte del suelo en algunas calles. OTRAS CELEBRACIONES Nochevieja 07: El 31 de diciembre de 2007, se recogieron 24,900 kilos de basura, y trabajaron 156 operarios de SELUR. Europride 07 Madrid fue sede, el verano pasado, del Día Europeo del Orgullo Gay, una celebración que trajo a 1,5 millones de personas a la capital. Se recogieron entonces 130.000 kilos de basura. 7 Copa de Liga de Campeones del Real Madrid (98) 300.000 aficionados lo celebraron. Hubo 100 toneladas de basura, 30 marquesinas de autobús y 1.000 papeleras rotas, 20 fuentes dañadas, y Neptuno perdió un brazo. Flores esquilmadas