Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO 29- -6- -2008 Entrevista con los carceleros del periodista de la BBC Los yihadistas que secuestraron a Johnston celebran los errores de Hamás y Fatah 33 2000 Pierde un referéndum para concentrar poder Mugabe trató de aumentar su poder a través de una consulta popular con la que pretendía reformar la Constitución. Al fracasar, se descargó con la minoría blanca, a la que le quitó la mitad de las tierras. 2002 Elecciones espurias inician el aislamiento Los fraudulentos comicios que le dieron un tercer mandato a Mugabe y el acoso oficialista contra el opositor Movimiento para un Cambio Democrático (MDC) aislaron al gobierno de la comunidad internacional. 2008 El régimen se aferra a pesar de la crisis Ante la severa crisis económica, el gobierno admite la derrota en las parlamentarias de marzo, pero obliga a una amañada segunda vuelta presidencial en la que Mugabe no tuvo contendores. Policías zimbabuenses demuestran sus habilidades ante Mugabe AP El país, con una inflación que rebasó el año pasado el 100.000 por ciento, está en bancarrota. La mayoría de las granjas expropiadas a los blancos y entregadas a los llamados ex combatientes están improductivas. En los años 90, Zimbabue producía suficiente maíz para alimentar a toda la población y exportar los excedentes. Exportaba, asimismo, abundante carne de vacuno y tabaco. Pero la expropiación de las granjas a los blancos, sobre todo a partir del año 2000, ha pauperizado a un país en el que se vivía holgadamente y que fue un modelo de convivencia. Mugabe, atrapado entre su caudillismo y la vieja guardia, podrá disfrutar los últimos años de vida en el fastuoso palacio que le han construido los chinos. Pero se han acabado sus días de gloria. La mayoría de los zimbabuenses hoy le temen y le odian. Y los dirigentes africanos se van distanciando cautelosamente de un presidente tan sanguinario como execrable. Una nación en quiebra La Suráfrica del presidente Thabo Mbeki, encargado oficialmente por la SADC de mediar en el conflicto de Zimbabue, ha apoyado a Mugabe sin condiciones. Morgan Tsvangirai ha criticado a Mbeki por su política contemporizadora y el primer ministro de Kenia, Raila Odinga, ha pedido que Mbeki sea sustituido por el ex presidente nigeriano Olusegun Obasanjo para llevar a cabo la mediación entre Mugabe y la oposición. Mbeki incluso ha mantenido una postura pasiva, después del éxodo incontrolado de zimbabuenses hacia Suráfrica, que ha desencadenado conflictos xenófobos. El ex presidente sudafricano Nelson Mandela, sin embargo, ha declarado en Londres que Mugabe ha perdido el liderazgo. Zimbabue depende sustancialmente de Suráfrica para abastecerse de los escasos bienes que puede adquirir. Incluso durante el régimen del apartheid Zimbabue mantenía, aunque de tapadillo, estrechas relaciones económicas con Suráfrica. Asimismo, Namibia nunca ha criticado a Mugabe y el actual presidente Hifikepunye Pohamba no es la excepción. Además, Zimbabue apoyó la lucha anticolonial de Namibia antes de su independencia, en 1990. Namibia también participó, al lado de Zimbabue, Chinhoyi Bindura Harare ZIMBABUE Gweru Bulawayo Gwanda Mutare Masvingo BOTSWANA SURÁFRICA MOZAMBIQUE 0 Km 100 ÁFRICA Casos con edad comprendida en los 15 y 49 años en la guerra civil congoleña para apoyar a Laurent D. Kabila. La República Democrática del Congo y Angola pertenecen a la SADC y los presidentes de los dos países, José Eduardo dos Santos y Joseph Kabila, respectivamente, son amigos y socios de Mugabe. Joseph Kabila es un defensor a ultranza de Mugabe desde que éste envió una fuerza de 10.000 soldados para apoyar a su padre, Laurent D. Kabila, en la guerra civil de 1998. Mugabe y algunos de sus generales, como Vitalis Zvinavshe, que dirigía el contingente de los soldados trasladados a Congo, hicieron grandes negocios en este país. El general Zvinavshe se convirtió en uno de los mayores accionistas de la empresa Zvinavshe Transport, encargada de transportar el material militar comprado por Kabila a la industria zimbabuense de Defensa por un valor estimado de 50 millones de dólares. La participación en la guerra congoleña costó a Zimbabue un millón de dólares diarios, pero enriqueció a Mugabe y a sus generales. El industrial zimbabuense Billy Rautenbach fue nombrado en noviembre de 1998 director de Gecamines, la compañía que explota las minas de cobre, cobalto y zinc del Congo con sede en Katanga. Rautenbach era el director de la compañía zimbabuense Ridgepointe, que ponía el capital y los medios técnicos para incrementar la producción de las minas de cobre. La industria zimbabuense de Defensa ha enviado material militar a Angola, que participó con Namibia en la guerra congoleña, y a los antiguos guerrilleros de Sudán. Los países críticos Levy Mwanawasa, presidente de Zambia desde enero de 2002, critica abiertamente las persecuciones realizadas por Mugabe contra la oposición. A Mwanawasa se unieron Tanzania, Botswana- -el único país africano que mantiene desde la independencia un régimen pluripartidista- -y Kenia. Mozambique ha mantenido unas relaciones tibias con Mugabe, después del fallecimiento en 1984 del presidente Samora Machel, quien se consideraba su hermano contra el colonialismo. Una de las grandes avenidas de Harare lleva el nombre de Machel. El actual presidente mozambiqueño, Armando Guebuza y su predecesor, Joaquim Chissano, también se distanciaron de Mugabe. ABC Fuentes: UBS, Reuters, WFP, World Bank, Unicef, UNDP, IMF entonces a sus enemigos, si vuestros parientes son asesinados en esta operación ¿Existe el riesgo de una guerra civil? Esta posibilidad la habría contemplado el propio Gobierno zimbabuense, que compró a China un gran cargamento de armas. Un barco con 77 toneladas de armas se dirigió en abril pasado al puerto de Luanda, capital de Angola, después de que no se le permitiera descargar en Durban (Suráfrica) Tampoco lo pudo hacer en Angola, y el barco recibió la orden de volver a China. Advertimos al mundo dijeron entonces responsables católicos y protestantes de Zimbabue, que si no se hace nada para ayudar al país, pronto habrá un genocidio similar a los de Kenia, Ruanda, Burundi y otros países africanos Además del enrevesado problema político, existe en Zimbabue un drama social y económico que ha llevado a la miseria más profunda al 80 por ciento de la población, que ronda los 13 millones de habitantes. El respaldo del vecino se resquebraja Zimbabue es un país enclavado, rodeado por Zambia, Mozambique, Botswana, Sudáfrica y Namibia, a través de la conflictiva franja de Caprivi. Mugabe ha contado hasta ahora con el respaldo de estos países y de la mayoría de los 14 que forman parte de la SADC, pero estos apoyos incondicionales, que han permitido a Mugabe convertirse en fustigador del colonialismo, empiezan a resquebrajarse G. G. CALVO ZIMBABUE, UN PAÍS EN RUINA N ZAMBIA Los países complacientes 13,3 millones 63 años (1990) 40,9 años (2005) 11,9 (1987) Inflación 164.900 (2008) 16,6 (2007) Sida 76 de cada 1.000 (1990) Mortalidad infantil 105 de cada 1.000 (2005) 20,7 (2002) Gasto público 53,5 (2006) Ayuda externa al país 175,8 mill. dólares (2000) 367,7 mill. dólares (2005) Población Esperanza de vida