Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC SÁBADO 28 s 6 s 2008 Eurocopa 2008 España- Alemania, la final DEPORTES 99 Sin cambio de hábitos Día libre hasta las nueve s Luis sólo acertó los goles de España (3- 2) J. ÁVILA VIENA. La selección ha tenido que improvisar porque no estaba acostumbrada a moverse por estas rondas tan tardías. Aunque entre semifinal y final sólo había tres días, Luis ha querido que se mantenga la parafernalia del día libre (hasta las nueve) después de un encuentro. No vamos a cambiar las costumbres Y la mayoría se marchó a dar una vuelta por el centro de la ciudad. Luis estuvo mucho tiempo en el hotel, entre otras cosas para atender a ABC. Ayer abrimos el sobre lacrado con el pronóstico del partido contra Rusia y Aragonés acertó los goles de España (3) aunque esperaba bastante más de los rusos (2) Como al parecer le dio buena suerte este ritual, hoy estamos convocados de nuevo para tomar el último café antes de la final. Los jugadores están convencidos de llevarse al trofeo para España y entienden que en la final no hay favoritos. Xabi Alonso estuvo algo irónico en su comparecencia: Siempre se ha dicho que un partido de fútbol son once contra once y siempre gana Alemania. Esperemos que no sea así Mientras, en Madrid ya se preparan los actos para recibir a la selección, con o sin la Copa. Está previsto que el equipo llegue a Barajas sobre las siete y media de la tarde del lunes y que desde allí se dirija en autobús hasta la plaza de Colón- -en uno descapotable si son campeones y en uno cubierto si son segundos- La noticia triste de la concentración tiene nombre: David Villa. Se pierde la final. Sufre una microrrotura en el recto posterior de la pierna derecha. No va a arriesgar. OJO CRÍTICO Enrique Ortego EL 4- 1- 4- 1 UN TRAJE A MEDIDA s una verdadera lástima perder para la gran final a Villa, que además es el máximo goleador del Campeonato (4 tantos) pero la ausencia de un hombre tan decisivo e importante se antoja menos traumática porque el equipo volvió a demostrar ante Rusia que el diseño táctico que mejor le sienta es el 4- 1- 4- 1 y en él no caben dos delanteros específicos como tal, con lo que o sobra Torres o sobra Villa. Sin embargo, incongruencias del fútbol, cuando ambos han actuado juntos han demostrado ser más que compatibles y tener una buena compenetración que va más allá del terreno de juego. España se ganó el pase a la final y jugará el partido más importante de sus últimos 24 años con el once que Luis tenía perfilado como titular para la Eurocopa y que retocó sobre la marcha en los días previos al comprobar el buen momento de forma de Villa y el handicap físico que arrastraba Cesc tras lesionarse en el Arsenal en el último tramo de la temporada. Demostrado está que el equipo gana igual y mantiene su competitividad con Villa y Torres juntos o con Cesc incrustado en el medio por detrás de cualquiera de los dos, o incluso de Güiza- -con los tres ha jugado- pero cuando se ofrece la sensación de poderío, de mejor juego, de controlar más la situación es cuando por delante de Senna y por detrás del delantero, que suele ser Torres, se planta el cuarteto Iniesta- XaviCesc- Silva. A este modelo táctico, que el Luis seleccionador siempre valoró incluso con dos extremos puros, se llegó sin embargo por las lesiones sucesivas de Villa y Torres antes del decisivo duelo contra Dinamarca y el buen estado de forma de estos centrocampistas que no recomendaba sacrificar a ninguno sino complementarlos. Con ellos, con los llamados jugones bajitos España ataca distinto pero llega más y mejor. Son llegadas desde la segunda línea, producto normalmente de una pared o una triangulación. La circulación del balón es mucho más fluida y rápida y alcanza una mayor perpendicularidad. No hace falta retroceder mucho en el tiempo. Los mejores partidos de España han llegado bajo ese patrón. El de la final. E Los Reyes asistirán a la final; Zapatero y Rajoy también estarán en Viena ABC MADRID. El estadio Ernst Happel de Viena, lugar de la final de la Eurocopa, será también mañana el escenario de una cumbre de alta política entre Alemania y España, que tendrán allí a sus máximos representantes a nivel de Estado y Gobierno en los palcos de honor. Tanto los Reyes de España, como el presidente del gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, asistirán al encuentro, al igual que la canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente del país germano, Horst Köhler, encabezando una amplia comitiva. También otros políticos, como Mariano Rajoy, han confirmado su presencia en el Ernst Happel. Don Juan Carlos ya estuvo apoyando a la selección dirigida por Luis Aragonés en el choque de cuartos de final frente a Italia, al igual que el Príncipe Felipe, acompañado de Doña Letizia, contemplaron la holgada victoria del jueves en las semifinales ante Rusia. Por su parte, Merkel ya es una habitual en las gradas de la Eurocopa: viajará por tercera vez a presenciar un encuentro de la Mannschaft a la que trae suerte: desde que asumió el cargo de seleccionador Joachim Löw hace dos años, su equipo no perdió nunca ante los ojos de la canciller. En el bando español, en cambio, se teme por el gafe que se le atribuye a Rodríguez Zapatero: sin ir más lejos en la pasada final del Eurobasket. Será la primera presencia en el torneo de Rodríguez Zapatero, que según confirmaron ayer fuentes oficiales cambió su agenda de compromisos contraídos. Merkel, una habitual Agreden en Vitoria a aficionados que celebraban el triunfo de España ABC VITORIA. Un grupo de cinco radicales abertzales agredieron a jóvenes aficionados vitorianos que celebraban la noche del jueves, en un barrio de la capital alavesa, el triunfo de España en la Eurocopa. El hecho fue denunciado ayer por el alcalde de la ciudad, el socialista Patxi Lazcoz, quien calificó de despreciable el comportamiento de los atacantes. La Policía identificó a los agresores y otras dos personas que les acompañaban, los ex parlamentarios de Batasuna Raquel Peña y Antton Morcillo. Uno de los jóvenes, que vestían camisetas rojas de la selección, fue incluso golpeado. Los hechos sucedieron en el barrio de Judimendi, en donde los chavales habían estado viendo el encuentro por televisión en el interior de un bar. Cuando salían a la calle, fueron atacados por los ocupantes de dos vehículos, que al parecer portaban palos y listones de madera. Algunos testigos tomaron nota de las matrículas y avisaron a la Policía Municipal.