Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
64 MADRID DOMINGO 22 s 6 s 2008 ABC Tres mil vecinos piden que no se detengan las obras de la M- 501 Se manifestaron en Navas del Rey para impedir que se ejecute una sentencia que podría detener los trabajos a un mes de su fin ISRAEL VIANA MADRID. Ecologistas en Acción no ceja en su empeño de paralizar las obras de la M- 501, la Carretera de los pantanos aunque ayer pudieron comprobar que no será un camino fácil. Más de tres mil vecinos se reunieron en Navas del Rey para exigir la finalización de los trabajos tras el auto del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) en el que se pide la inmediata paralización de los trabajos. La manifestación fue convocada por los alcaldes de los municipios afectados, quienes creen que la paralización afectará a la seguridad vial y no acabará con la alta siniestralidad de esta autovía Según los alcaldes, que hace seis días enviaron una delegación a Estrasburgo con 15.600 firmas de apoyo al desdoblamiento, sería más perjudicial que beneficioso que se paralizasen los trabajos ahora, cuando falta un mes para que terminen. Según el alcalde de San Martín de Valdeiglesias, Pablo Martín, podría poner en peligro la seguridad de los vecinos y los animales que transitan. Hay que recordar que en el último mes murieron tres personas en esta vía Mario de la Fuente, primer edil de Cadalso de los Vidrios, calificó de falacia que estén en juego otros intereses de tipo urbanístico, tal y como sostiene Ecologistas en Acción. Por otro lado, defendió que los casi 50.000 habitantes de la zona tienen el derecho de tener las mismas oportunidades de acceso a los servicios médicos, de educación y laborales que el resto de los vecinos de la Comunidad. La organización ecologista, por su parte, ha iniciado una movilización ciudadana para recaudar los 50.000 euros en efectivo que el TSJM le exige tras el auto- -después deberán hacerse con otros 450.000 en avales- -con el fin de reponer la zona y como pago por los gastos de obra. Una resolución positiva pero paradójica para los ecologistas por el hecho de que resulte tan caro que la legalidad se cumpla Martín se mostró convencido de que los ecologistas conseguirán reunir la cantidad exigida por el TSJM, pero subrayó que estos deberían entender que se tienen que terminar para que se pongan en marcha las medidas medioambientales establecidas PECADOS CAPITALES Mayte Alcaraz A LA CÁRCEL tan llamarse en público el alcalde de Madrid y el ministro del Interior, han acordado que la cárcel de Carabanchel comience a ser derribada en octubre, una vez que esté lista la licencia provisional de demolición que dará luz verde a unas obras que acabarán con una de las principales heridas urbanísticas y simbólicas de la capital. Aunque tanto el Ayuntamiento como Interior se han jactado de que el proyecto concilia los intereses de las partes y de los ciudadanos no parece que sea así. Entre otras cosas porque los vecinos ya han alertado de los deficientes equipamientos sociales que prevé este plan. Ahora bien, lo que parece un sarcasmo es lo del monumento a pie de obra. No está de más lo de construir una estatua que honre la memoria de miles de presos políticos que dieron con sus huesos en estas mazmorras, pero tampoco esta- A lberto y Alfredo, como gus- Recaudar 50.000 euros Es una falacia que estén en juego otros intereses de tipo urbanístico, como dicen los ecologistas ría mal dar satisfacción a las necesidades de los más de 500.000 vecinos de Carabanchel y Latina, que viven en el área de influencia de la cárcel. Y es que está de moda que en cualquier palmo de terreno construyamos un monolito para subrayar que no hemos perdido la memoria histórica, cosa altamente aconsejable cuando se llega a una determinada edad. Ahora bien, quizá convendría acordarse más de los coetáneos. Es algo parecido a lo que ocurre con el grupo de ecologistas que han llevado hasta Estrasburgo el desdoblamiento de la carretera de los pantanos, una infraestructura vital para que decenas de conductores no se dejen la vida en la peligrosísima vía actual. Pues bien, los verdes acuden a Europa para defender la naturaleza (los linces y otros animalitos altamente respetables) pero se olvidan de que el rey de la naturaleza, aunque a veces también de la selva, es el ser humano y ese sí que es un bien que hay que preservar. ¿O no? Al final, lo políticamente correcto nos está secando el cerebelo hasta perder el sentido común. Ya sólo queda que delante del Ministerio de Igualdad levantemos un monumento a la defensa de la lengua española o en la plaza mayor de Estepona otro en homenaje a la moralidad pública.