Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC MIÉRCOLES 18- -6- -2008 CIENCIAyFUTURO www. abc. es cienciayfuturo 79 La Fundación BBVA premia la labor de Mooney y Raven Elena Espinosa, ministra de Medio Ambiente, y Francisco González, gerente de la Fundación BBVA, presidieron ayer la ceremonia de entrega de los premios que otorga esta organización a la conservación medioambiental. El primer galardón, dotado con 500.000 euros, fue para los científicos Harold Mooney y Peter Raven, cuyas aportaciones han sido fundamentales para prevenir la destrucción de los ecosistemas. Por su parte, el Grupo Ecológico de Sierra Gorda ha sido distinguido con el Premio BBVA a las Actuaciones en Conservación en América Latina. El periodista Benigno Varillas, fundador de Quercus fue reconocido por su labor de difusión y sensibilización de los valores ecológicos. Mooney posa durante la entrevista con ABC en los jardines del Palacio del Marqués de Salamanca, sede de la Fundación BBVA El apoyo a los biocombustibles es una decisión política precipitada Harold A. Mooney s Profesor emérito de la Universidad de Stanford (EE. UU. Es optimista y cree ciegamente en la capacidad del hombre para remontar la situación medioambiental. Sin embargo, advierte: Estamos utilizando el 120 por ciento de los recursos naturales... De seguir así, llevaremos el planeta al colapso POR ALFREDO PASCUAL FOTO ERNESTO AGUDO MADRID. Harold A. Mooney, (California, EE. UU. 1932) el considerado padre de la ecología del cambio global ha hecho una breve escala en Madrid para recoger el premio de Ecología y Biología de la Conservación con el que le ha distinguido la Fundación BBVA. sin el eje, no tendremos donde sustentarnos. dos de lo relevante de preservar la biodiversidad? -Probablemente no. Los políticos han tardado 30 años en llegar a un punto de acuerdo para luchar contra el cambio climático. En materia de biodiversidad estamos todavía muy lejos de conseguirlo, pero tenemos que llegar cuanto antes. ¿Existe una relación directa entre la pérdida de biodiversidad y el calentamiento global? -Ha dedicado gran parte de su carrera al estudio de la biodiversidad. ¿Por qué tanto empeño? -Es el origen de todo, la fábrica de todo lo que conocemos. ¡Es la base de nuestra sociedad! Somos la cúspide del sistema, pero sin la biodiversidad, -El cambio climático tiene un innegable impacto sobre los sistemas naturales, de los que dependen nuestras estructuras agrícolas, por ejemplo. Cuando estamos ante un cambio de temperaturas abrupto, estas estructuras tienen que cambiar muy rápidamente. Si además sumamos catástrofes como inundaciones y huracanes, es lógico pensar que algunas especies no sean capaces de sobrevivir. -Yo suelo hablar de dos iniciativas diferentes. La primera pasa por crear un Panel Intergubernamental sobre Biodiversidad semejante al IPCC que trata el cambio climático. Hay que hacer un llamamiento desde la comunidad científica para que las naciones se reúnan y alcancen un consenso. En la reunión de Bonn, el mes pasado, se abogó por esta idea, pero falta un ¿Qué clase de medidas tomaría, a escala global, para proteger la biodiversidad? compromiso firme. El segundo sistema que propongo es la creación de un Observatorio. Hay muchas observaciones realizadas, la idea es compilar estos datos y servírselos a todos los organismos competentes para que puedan administrarlos según sus necesidades. Existen cantidades ingentes de información diseminada por ahí y es vital agruparla, enfocarla y hacerla accesible para que todos entiendan cuál es el problema, cuáles son los cambios y cuáles serán las consecuencias. ¿Están los políticos conciencia- La voracidad mercantil está favoreciendo la expansión de especies invasoras -Claro, en favor de las especies aptas para crear carburantes. Encima estos vegetales suelen ser alimentos. Quizá cambiar a otros tipos de plantas sería una solución parcial, sobre la marcha. Pero hay que trabajar de modo dual: hay que proteger la biodiversidad y, a la vez, restringir la producción de biocombustibles hasta niveles razonables. El problema es que el dinero fluye rápido entre naciones. Y ese flujo financiero hace que todo el proceso se acelere, a veces negativamente. ¿Se ha perdido riqueza genética en los cultivos por la implantación de los biocombustibles? -El número de especies invasoras, de organismos fuera de su espacio natural, está creciendo dramáticamente. ¿Hasta qué punto es una amenaza? -Este es un tema importantísimo. Solemos quejarnos de la lenta respuesta de los gobiernos en asuntos de índole medioambiental, que a la postre son vitales. Sin embargo, éste es el contraejemplo. La Unión Europea y los Estados Unidos tomaron una decisión política muy rápida ante la crisis energética. Se apoyó a los biocombustibles, pero no se analizó el entorno, no se dieron los pasos necesarios antes de dar el salto adelante. Cayeron en la precipitación. No se hizo una evaluación seria, científica, sobre las consecuencias de dar estos subsidios. Y ahora vemos el conflicto; por un lado los alimentos y por el otro los combustibles. Se impone una reevaluación científica de todo el proceso, estamos en un momento delicado. ¿Fue un error subvencionar estas energías? -Efectivamente, están aumentando a nivel mundial, principalmente por la voracidad mercantil y los cambios en el uso del suelo que produce. Esto, con la ayuda del cambio climático, está perturbando muchos ecosistemas. Es otro más de los retos que debemos afrontar. Más información sobre los premios: http: www. fbbva. es