Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 16 s 6 s 2008 Eurocopa 2008 DEPORTES 95 CLASIFICACIONES GRUPO A 07- 06- 08 11- 06- 08 15- 06- 08 Suiza- República Checa Portugal- Turquía República Checa- Portugal Suiza- Turquía Suiza- Portugal Turquía- República Checa PT 6 6 3 3 J 3 3 3 3 G 2 2 1 1 E 0 0 0 0 0- 1 2- 0 1- 3 1- 2 2- 0 3- 2 P GF GC 053 155 246 233 GRUPO B 08- 06- 08 12- 06- 08 16- 06- 08 EQUIPOS 1. Croacia 2. Alemania 3. Austria 4. Polonia Austria- Croacia Alemania- Polonia Croacia- Alemania Austria- Polonia Polonia- Croacia Austria- Alemania PT 6 3 1 1 J 2 2 2 2 G 2 1 0 0 E 0 0 1 1 0- 1 2- 0 2- 1 1- 1 20,45 20,45 P GF GC 041 122 112 113 GRUPO C 09- 06- 08 13- 06- 08 17- 06- 08 EQUIPOS 1. Holanda 2. Rumanía 3. Francia 4. Italia Rumanía- Francia Holanda- Italia Italia- Rumanía Holanda- Francia Holanda- Rumanía Francia- Italia PT 6 2 1 1 J 2 2 2 2 G 2 0 0 0 E 0 2 1 1 0- 0 3- 0 1- 1 4- 1 20,45 20,45 P GF GC 061 011 114 116 GRUPO D 10- 06- 08 14- 06- 08 18- 06- 08 EQUIPOS 1. España 2. Suecia 3. Rusia 4. Grecia España- Rusia Grecia- Suecia Suecia- España Grecia- Rusia Grecia- España Rusia- Suecia PT 6 3 3 0 J 2 2 2 2 G 2 1 1 0 E 0 0 0 0 4- 1 0- 2 1- 2 0- 1 20,45 20,45 P GF GC 062 132 114 203 EQUIPOS 1. Portugal 2. Turquía 3. República Checa 4. Suiza Nihat y Cech obran el milagro para Turquía La República Checa ganaba 2- 0 a dieciséis minutos para el final Turquía República Checa Turquía (4- 4- 2) Volkam; Hamit, Emre, Servet, Hakan Balta; Tuncay, Topal (Kazim, m. 58) Aurelio, Arda; Semih (Sariouglu, m. 46) y Nihat. República Checa (4- 5- 1) Cech; Grygera, Ujfalusi, Rozenhal, Jankulovski; Sionko (Vleck, m. 83) Polak, Matejovsky (Jarolim, m. 38) Galasek, Plasil (Kadlec, m. 79) y Koller. Árbitro Froidfeldt (Sue) Amarilla a Topal, Aurelio, Arda, Emre, Ujfalusi, Baros. Roja a Volkam. Goles: 0- 1, m. 34: Koller. 0- 2, m. 62: Plasil. 1- 2, m. 74: Arda. 2- 2, m. 87: Fallo total de Cech y gol de Nihat. 3- 2, m. 89: Nihat. Yakin salvó el honor de Suiza Sus dos goles derrotaron a Portugal Suiza 2 0 Portugal aquello de agradar a los suyos, lavar la mala imagen que han dado y conseguir su primera victoria en una fase final de la Eurocopa. Les costó mucho entrar en juego y sólo la dejadez absoluta de los portugueses en la segunda mitad les permitió cumplir su efímero objetivo. Su primer tiro a puerta fue a los 15 minutos. El primero con peligro- -un cabezazo de Yakin que respondió Ricardo con un vuelo más espectacular que efectivo- -en el 31. Y el primer gol, en el 70, con un remate de Yakin a bocajarro ante el meta Ricardo. De los suplentes de Portugal se podía prever interés en demostrar a Scolari que tienen un puesto en el equipo. Agua. Comenzaron jugando de tacón, de rabona, con intentos de cambio de juego impensables... Pura exhibición. Pero ahí se quedó todo. Tuvieron cinco minutos de explosión futbolística- -Nani al larguero (m. 17) cabezazo de Alves y paradón de Zuberbuehler (m. 19) y remate de Postiga que sacó Senderos (m. 22) -y se acabó lo que se daba. Aún empeoraron más su juego en la segunda mitad en la que se replegaron y dejaron el balón a los suizos, que dominaron pero sin crear excesivo peligro. No podían. Sólo el empuje que les llegaba desde la grada les hizo superarse. El primer gol suizo y la imagen que Portugal daba debió sonrojar a Scolari, quien movió ficha en un banquillo cargado de titulares dando entrada a Moutinho y Almeida. Se intuyó un atisbo de cambio, con dominio y más llegadas. Pero el sueño se truncó en apenas diez minutos, momento en el que Meira derribó en el área a Barnetta transformando Yakin, doble goleador ayer, el penalti. 3 2 J. CARLOS CARABIAS En dieciséis minutos, Turquía obró el milagro. Se clasificó para cuartos cuando tenía todo perdido. Un fallo de Cech y un arreón final capitaneado por Nihat hundieron a la República Checa. Los 202 centímetros de alapívot de Jan Koller hipnotizaron el partido de los penaltis sin prórroga. Fue tal el influjo del delantero checo de 35 años que los turcos sucumbieron a la obsesión y dejaron de hacer todo aquello que tenían previsto. Koller ejerció un magnetismo apabullante sobre el juego. Todos los balones checos iban hacia su zona de influencia y él, capaz, más ágil que la apariencia por su estatura, los bajaba, los tocaba, los peinaba o los dirigía a conveniencia de sus compañeros. El plan checo, simple, certero, eficaz, causó estragos en Turquía, insolvente para conducir la pelota, elaborar por el medio y trazar algún camino para la velocidad de Nihat y Semih. Sufrió como un perro aban- donado el central turco Servet, el encargado de gestionar el marcaje de Koller. No lo consiguió, ni por las buenas ni por las malas. Ni con patadas ni sin ellas. Si alguien imaginó un suplicio en el fútbol, hay que preguntar a Servet. Era tal el gobierno de Koller que el encuentro dejó de tener significado si no la tocaba él. Epicentro de todo, el delantero del Nuremberg convirtió en platino un centro potable de Grygera. El balón llegó blando y de la cabeza de Koller salió escopetado hacia la red de Volkam, como un zambombazo de Roberto Carlos. Turquía estaba cerca de presentar la rendición. Un flojo disparo de Tuncay fue la única imagen del casco protector de Cech, un espectro sin trabajo durante la primera parte. Como peor era imposible, Turquía varió las coordenadas: balón al suelo y a combinar. Cambio radical en cinco minutos. Los otomanos asumieron la propiedad del esférico y limitaron el peso específico de Koller. Pero la República Checa volvió a golpear al contragolpe. Plasil empujó con todo otro buen servicio. Turquía sacó fuerzas de la desesperación y, por abajo, tocando, lejos de la estatura de los checos, ingenió alguna idea por los extremos. Desde ahí llegó el gol de la esperanza, un gran tiro de Arda. Lo que vino a continuación fue surrealista. Un fallo alevín de Cech, manos blandas sobre un balón más blando aún, permitió a Nihat marcar a puerta vacía. Y el colmo. Dos minutos después, otro avance de Nihat, el tiro a la escuadra y la increíble victoria turca. Suiza (4- 4- 1- 1) Zuberbuehler; Lichsteiner, Mueller, Senderos, Magnin; Behrami, Fernandes, Inler, Vonlanthen (Barnetta, m. 60) Yakin; y Derdiyok. Portugal (4- 3- 3) Ricardo; Miguel, Pepe, Alves, Ferreira (Ribeiro, m. 40) Meira, Veloso (Moutinho, m. 70) Meireles; Nani, Quaresma y Postiga (Almeida, m. 73) Árbitro: Konrad Platz (Aut. Amarilla a Yakin, Vonlanthen, Barnetta, Ribeiro, Miguel y Ferreira. Goles: 1- 0, m. 70: Yakin. 2- 0, m. 81: Yakin, de penalti Los suplentes no convencieron M. FRÍAS Nada se jugaban suizos y portugueses en este partido y acabaron ganando los menos temerosos, los primeros. A sus jugadores se les presumía interés por El turco Nihat, con el balón en la mano, celebra el tercer gol de su equipo, que le clasifica para cuartos AP