Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
12 OPINIÓN MARTES 3 s 6 s 2008 ABC MONTECASSINO BAILANDO CON LOBOS cialista juvenil Santiago Carrillo diez años después, IERTA gente se sabe confortar con el mal ajeno con el consabido disgusto de su padre. Y lo hicieron y mucha más aun tentada por el consuelo de la muchos decepcionados con la democracia y entusiasgeneralización de los males. Es siempre una acmados con las ideologías redentoras, el nazismo o el cotitud necia, como dice el refrán. Pero disparatada munismo. Pero en el SPD no pasaba desde Karl Liebkcuando el mal ajeno puede multiplicar el propio. Por necht y Rosa Luxemburg. Sin contar, por sueso no nos podemos alegrar los españoles cuanpuesto, la siniestra trampa de la conversión do vemos cómo el SPD, el legendario Partido forzosa de todo el SPD en la zona de ocupación Socialdemócrata alemán, adalid de la izquiersoviética en Alemania, liderada por el socialisda democrática europea, se apresta a lanzarse ta Otto Grotewohl y el comunista Walter Ulbripor los derroteros mágicos izquierdistas de cht. Aquella villanía en 1946 dio origen al Partiese movimiento antisistema institucionalizado Socialista Unificado (SED) que, miren por do que aquí padecemos ya desde hace cuatro dónde, vuelve a estar de actualidad ahora. años. HERMANN Resulta que Oskar Lafontaine, que fuera No son un fenómeno nuevo los líderes de la presidente del SPD y nietísimo izquierdista de izquierda que quieren salvar a una atribulada Willy Brandt, fundó un partido tras enfadarse socialdemocracia convirtiéndola en otra cosa, mortalmente con las reformas socialdemócratas de sea socialismo caribeño, tribalismo colectivista, poGerhard Schröder. Su grupúsculo creció gracias al pulismo pardo o proyecto bolchevique de ingeniería y desencanto de muchos socialistas con la gran coaliexperimentación social. El socialista Benito Mussolición liderada por Angela Merkel. Con la perfecta simni lo hizo con éxito a principios de los años veinte, el so- C biosis de los discursos políticos de Le Pen y el Che Guevara, Lafontaine se hizo espacio en la izquierda y después dio el gran salto al unificarse con el PDS, los ex comunistas de la RDA, sucesores del SED de Ulbricht y Grotewohl. La mala noticia es que todo el disperso desecho de tienta del izquierdismo mágico y del comunismo irredento ha logrado una cohesión que el SPD no logra. Alarmante es que ya sean la tercera fuerza política gracias al voto oriental. Y no menos lo es que el SPD, desarbolado bajo el titubeante mando de Kurt Beck, parece ya secuestrado por la secta izquierdista. Ahora se ve hasta qué punto se ha consumado la abducción de la socialdemocracia por el partido Die Linke de Lafontaine. El SPD estaba decidido hasta entonces a apoyar la reelección por parte de la Asamblea Federal del jefe del Estado, Horst Köhler. La presión de la izquierda dentro y fuera del partido ha obligado al SPD a presentar una candidata propia, Gesinde Schwan. Así consuma su primera alianza electoral con el populismo izquierdista y comunista del partido de Lafontaine, sin cuyos votos Schwan no puede ganar. La Gran Coalición, el gran Pacto de Estado, ha muerto. El SPD se ha puesto a bailar con lobos. Quizá les resulte conocida esta historia. CARTAS AL DIRECTOR Pueden dirigir sus cartas a ABC: Por correo: C Juan Ignacio Luca de Tena 7. 28027 Madrid Por fax: 913 203 356. Por correo electrónico: cartas abc. es ABC se reserva el derecho de extractar o reducir los textos de las cartas cuyas dimensiones sobrepasen el espacio destinado a ellas. Necesito una solución Hace veintitrés años, un accidente de moto me amputó una pierna; desde entonces llevo una prótesis para poder llevar una vida normal Tanto mi compañía aseguradora como la del conductor que me atropelló eran la misma y quebró por aquellos años. Desde el primer momento, el coste de las prótesis que he llevado ha sido asumido, sin más problema, por el Instituto Catalán de la Salud. La prótesis actual está rota y consecuentemente ando peor, y me daña el muñón, por tanto solicito una nueva, como otras veces. Mi sorpresa es que después de veintitrés años, el CatSalut me la deniega, alegando que quien se tiene que hacer cargo de este coste es la compañía de seguros por ser accidente de tráfico. ¿El CatSalut nos puede dejar tirados de esta manera a todos los minusválidos por accidente de trafico? ¿A quién reclamamos si la compañia aseguradora ya no existe? O, si existe después de veinte años, ¿con qué cara les reclamamos nada? ¿Reclamamos al Consorcio de Compensación de Seguros, y con suerte esperamos cinco años a que contesten? No estamos hablando de un capricho estético, sino de que necesitamos de un miembro ortopédico u otra solución para tener la posibilidad de llevar una vida más o menos parecida a la que teníamos antes del accidente. El CatSalut ahora nos quita esa posibilidad. Sergi Goimbault Correo electrónico Nadie apaga la antorcha Contemplo con amargura todo el revuelo que se ha armado a raíz de los Juegos en China, todas las voces en contra que se han oído respecto a la represión china en el Tíbet, y pienso qué poco importamos las mujeres en el mundo... Les cuento por qué. En China apenas quedan mujeres, ya sea por la proliferación del aborto al saber que lo que va a nacer es un ser inferior, es decir una niña, o por ser ahogadas y abandonadas en espantosos orfanatos. Pero esto no se ha mencionado: nadie ha querido apagar la antorcha por ellas. Como dice Lidia Falcó: hora es ya de que entendamos que han debido transcurrir miles de años de barbaries para que unas cuantas naciones se pusieran de acuerdo en promulgar la declaración de Derechos Humanos en la que se consideran repugnantes la tortura, la pena de muerte, los malos tratos, el racismo o el sexismo. Hora es ya de que la comunidad de países más adelantados condene al ostracismo y al boicot comercial y social a los países que siguen practicando la segregación femenina. Mientras el apartheid surafricano fue penalizado durante veinte años por su perverso sistema de segregación racial, ni siquiera se ha planteado tomar alguna medida internacional contra aquellos países que mantienen la segregación de las mujeres. Salomé Ortega Madrid Enseñanza concertada En una entrevista, la nueva consejera de Educación de Andalucía dice: No puedo responder de lo que hacen otros- -se refiere a otros políticos- Pero la opción de esta consejera es la pública y creo que es una buena manera de convencer. El he- cho de que mi hijo esté en un colegio público es la mejor manera de predicar con el ejemplo Y- -añado yo- -se quedó tan tranquila. Da la impresión de que nuestros políticos consideran que la enseñanza concertada es un mal menor que hay que sostener mientras no se convenza a los padres de que lleven a sus hijos a los colegios de verdad, a los públicos. Por eso, llevar a tu hijo a un colegio público es dar ejemplo es un modo de convencer Yo pensaba que dar ejemplo es enseñar lo bueno a quien no lo conoce, no lo practica o lo practica sin convicción y con tibieza. Y, del mismo modo, pensaba que los políticos contribuyen con su buen comportamiento privado a convencer a los ciudadanos para que no caigan en la tentación de no cumplir las leyes o de buscar algún tipo de privilegio sobre la base de su situación profesional o social. Según lo anterior, señora consejera, ¿llevar a su hijo a un centro concertado que cumple, por tanto, todos los requisitos legales y de calidad educativa, sería dar mal ejemplo? ¿Lo bueno es que todos vayan a la pública? ¿Es ese su concepto de libertad de oferta y de elección? Y por otro lado, ¿con la escolarización de su hijo quiere usted convencer a esos padres, que no acaban de comprender que la meta final es que la buena enseñanza sea también la única, la pública? Francisco Martín Correo electrónico pa, el señor Clos es médico de profesión y fue elegido a dedo por el señor Maragall como alcalde sustituto de Barcelona mientras disfrutaba de un año sabático en Roma. Ya fue escandaloso que de ahí pasara a ministro de Industria, pero el colmo es que sin ninguna titulación ni estudios desempeñe el cargo de embajador, saltándose no sólo los estudios diplomáticos que a los demás les cuesta tanto cursar, sino, además, todo el complicado escalafón dentro de la carrera hasta acceder a titular de una importante Embajada. La ministra de Igualdad debe velar para que situaciones tan desiguales entre los españoles no se produzcan. Antonio del Cerro Correo electrónico Inconstitucional Ibarretxe anuncia que a pesar de la ilegalidad de la acción que pretende, realizará la consulta a la sociedad vasca. Zapatero, del que, por su talante, dudo que se haya mostrado firme y concluyente, debería haberle insistido en la irregularidad constitucional de su propuesta por una maniobra que pretende llevar a cabo a ultranza, a pesar de la voluntad del resto de los españoles, porque no hay que poner en duda que, aún hoy, el País Vasco es una Comunidad que forma parte del Estado español. Si Ibarretxe finalmente vulnerase la Constitución y llevase a cabo su referéndum particular, estaría incitando al resto de comunidades españolas a hacer los mismo, lo que desmembraría el Estado de Derecho, con el consiguiente motín jurídico que se provocaría en materia de derecho territorial. Lourdes de Matesanz Correo electrónico Vergonzoso Lo vergonzoso no es que el señor Chávez pueda designar o vetar embajadores de España; lo vergonzoso es que el señor Clos pueda ejercer de embajador en ningún país. Que yo se-