Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 2 s 6 s 2008 Motociclismo s Gran Premio de Italia DEPORTES 99 El emperador se pasea ante su ejército Rossi arrolla a Stoner y Pedrosa y suma la tercera victoria consecutiva s Lorenzo paga la novatada y se cae TOMÁS GONZÁLEZ- MARTÍN Es imposible luchar contra los elementos. Es como la tempestad que ahogó las naves de Felipe II frente a la Pérfida Albion: sobrehumano. Es sobrenatural. La precisión con la que saca una décima de segundo en cada vuelta irrita al más templado. La resistencia con la que insiste en ofrecer quince giros magistrales sin mostrar un error cansa a cualquier otro campeón. La calidad para adelantar a Pedrosa y a Stoner en un sitio imposible derrota al más optimista. La valentía para arriesgar en esas acciones y levantar la moto de sus adversarios da miedo. Se llama Valentino, duerme con la Yamaha 2004 pegada a su mesilla de noche y se dispone a destrozar los hitos de Agostini para ascender a la gloria como el piloto por antonomasia. Su progresión permite pensar que los 122 triunfos de su compatriota Agostini no son una ilusión irracional. De momento cuenta 91, de los que 65 han sido en MotoGP, y su siguiente reto es igualar los 68 de Giacomo en la primera división. El secreto de Vale es que siempre se traza metas cortas para aspirar a las largas. Rossi se vistió de largo en su fiesta, frente a 96.721 espectadores que hicieron retumbar las colinas del circuito. Disfrutó en Mugello de su novena victoria en casa con una superioridad que amilanó a sus antagonistas en la batalla por el título. Salió mal y en cuatro vueltas desbordó a Hayden, a Capirossi, a Pedrosa y a Stoner para escaparse hacia la apoteosis, mientras Lorenzo caía en la sexta al intentar pasar a Dovizioso y pagaba por fin la novatada. El mallorquín mantiene la tercera plaza del campeonato. De campeonato fue la exhibición del líder deportivo y mediático de este negocio. Tres años contaba sin celebrar tres himnos consecutivos en su honor. En la Toscana consumó el triplete después de su reacción en China y en Le Mans. Una amalgama de alegrías que remató con su fábrica de neumáticos, Bridgestone. El ladronzuelo de motos de Urbino ha fichado este año por las ruedas japonesas y el himno español escuchado por Pedrosa (Michelín) en Jerez y por Lorenzo (tam- Sus récords y objetivos A por los 68 triunfos en MotoGP. Celebró la victoria 65 en categoría reina y persigue la plusmarca más cercana de Agostini. Ya suma 91 y es el segundo. Superadas las 90 victorias de Nieto, lo siguiente, a largo plazo, será alcanzar las 122 de Agostini. Nueve éxitos en Mugello. Festejó su séptimo himno consecutivo en MotoGP, a los que añade otros dos, uno en 250 (1999) y otro en 125 (1996) En Montmeló buscará el octavo. Lleva cinco en MotoGP, dos en 250 y uno en 125. Y en Jerez acumula siete. Es puro récord. DANI PEDROSA No fue una carrera del todo buena, los neumáticos no van como antes y hay que hacer algo JORGE LORENZO He cometido un error y me he caído, lo siento por el equipo; lo que deseo es resarcirme en Montmeló Valentino Rossi posa con su peculiar y original casco, con su propia cara, tras la victoria de ayer jón. Dani se quejó precisamente de la resistencia de sus gomas. Dio a entender que los Brid son ahora superiores, pues De Angelis, con una Honda satélite, ya le soplaba el cogote. El sanmarinense realizó su mejor actuación del año. Espectáculo ofrecieron los aficionados para ponerse al nivel de Valentino. Sus gritos de apoyo asustarían a un sordo. Es un ídolo que está por encima de los equipos. Si la primera curva de Mugello fue conquistada por las banderas ama- AFP bién Michelín) en Portugal afilaron las críticas a la elección del italiano. Ayer, todo el equipo Yamaha se colocó la gorra roja de Bridgestone. Era otra batalla ganada. Stoner se la ganó a Pedrosa en la pelea por el segundo ca- Tres consecutivas Persigue otra plusmarca: el título tras dos años en seco Se encuentra a tres victorias del listón colocado por Agostini, 68 victorias en MotoGP. Es su primera obsesión. La segunda es emular otro hito de su compatriota: demostrar que se puede ganar un Mundial de la categoría reina después de dos años sin conseguirlo. Giacomo, que mandó con seis coronas desde 1967 a 1972, recuperó el reinado en 1975 después de dos temporadas dominadas por otra leyenda, el británico Phil Read. Es quizá el récord más difícil. Valentino impuso su ley durante un quinquenio, desde 2001 a 2005, y ahora vuela para recuperar el gobierno del motociclismo mundial tras los laureles obtenidos por Hayden y por Stoner. De confirmarlo, sería su sexto entorchado. Lograr los siete de Giacomo consta como su tercera meta, ya en 2009. Antes pretende alcanzar la cifra de cien triunfos. Nueve le faltan. El mito busca engrandecer su estela. Este chico que vive en un chalet de la Tavullia con un hall enorme. El que sorprendió a los carabinieri cuando fueron a encontrar papeles para el fisco. Aunque lo que les dejó boquiabiertos fue esa Yamaha 2004 junto a las pantuflas. rillas con el número 46, la curva roja de Ducati adoró igualmente al icono nacional. Los ducatistas preferían que venciera Rossi a que lo hiciera su campeón, Stoner. No nos engañemos, el que pilota la roja es australiano. No hay color. Vale desgraciadamente, no pudo dar el show definitivo tras su paseo militar porque los seguidores, como siempre, invadieron la pista ante la permisividad de la organización. En el podio se puso a temblar con los brazos extendidos, burlándose de la foto de miedo que cubría su casco. Una imagen, con la boca y los ojos abiertos, obtenida de una de sus frenadas en otro gran premio. Una cara que era la metáfora pefecta de lo que sintieron los aficionados ante su demostración. El César ha vuelto. Ave César. El imperio te aclama.