Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
94 CIENCIAyFUTURO www. abc. es cienciayfuturo JUEVES 29- -5- -2008 ABC El Príncipe de Asturias de Cooperación premia la lucha contra la malaria en África Reconoce la labor del Centro de Investigación de Manhiça que dirige Pedro Alonso y otras tres organizaciones N. RAMÍREZ DE CASTRO MADRID. Ni políticos que disfrutaron las mieles del poder ni cantantes famosos. El Premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional se ha fijado este año en una enfermedad de pobres y en un continente olvidado. El galardón de esta edición no tiene un único rostro. Distingue a cuatro organizaciones que lideran la lucha contra la malaria en África, entre ellas el Centro de Investigación en Salud de Manhiça (Mozambique) un proyecto español vinculado al Hospital Clínic de Barcelona que dirige el epidemiólogo Pedro Alonso. El médico español comparte galardón con Ifakara Health Research and Development Centre (Tanzania) The Malaria Research and Training Centre (Malí) y el Kintampo Health Research Centre (Ghana) Los trabajos han superado a otras candidaturas que aspiraban al premio, como las del ex presidente de Estados Unidos Jimmy Carter, el ex primer ministro del Reino Unido Tony Blair, la Corte Penal Internacional y el cantante Bob Geldof. El jurado destacó los esfuerzos de las cuatro organizaciones que trabajan en África por romper la relación entre la enfermedad y la pobreza La malaria o el paludismo es una enfermedad sin fronteras que amenaza al 40 de la población mundial y se cobra cada año un millón de vidas. Pero el mayor impacto se deja sentir en el continente africano. La malaria es junto al sida y la tuberculosis la patología más frecuente. Los niños son las víctimas preferidas de la enfermedad: cada 30 segundos el parásito acaba con la vida de un menor de cinco años. El premio reconoce los trabajos de estos cuatro centros por impulsar la investigación, lograr una vacuna eficaz y contribuir a la mejora asistencial en los países en los que trabajan. Sin olvidar su labor para formar al personal local en la lucha contra esta epidemia. Pedro Alonso junto a su mujer, la médico Clara Menéndez, puso en marcha el centro de Una muerte cada 30 segundos El epidemiólogo Pedro Alonso (en el centro) con su mujer, la doctora Clara Menéndez, y médicos del centro de Manhiça YOLANDA CARDO LOS OTROS PREMIADOS Centro de Investigación y en Salud y Desarrollo de Ifakara (Tanzania) Centro de Investigación y Formación sobre la Malaria de Mali Centro de Investigación en Salud de Kintampo (Ghana) Creado en 1956 por el Instituto Tropical Suizo. Desde Ifakara, un asentamiento rural donde la malaria y otras enfermedades tropicales hacen mucho daño, se ha demostrado que los tratamientos intermitentes reducen los episodios en un 60 la anemia severa en un 50 y los ingresos en un 30 Cuenta con el apoyo de la Fundación Gates. Nace en 1989 como resultado de la colaboración entre los Institutos Nacionales de Estados Unidos, la OMS y la Fundación Rockefeller. Este centro es pionero en el desarrollo de tecnologías para detectar la presencia de parásitos resistentes a partir de una simple gota de sangre. Su trabajo permite luchar contra la resistencia de la enfermedad a los tratamientos. Desde su creación en 1994 ha desarrollado uno de los más amplios sistemas de vigilancia regional. Nació con el objetivo de aportar soluciones africanas a los retos de salud. Como el centro que dirige el español Pedro Alonso en Mozambique, prueba también la vacuna contra la malaria RTS, S, que podría comercializarse en los próximos cuatro años. Manhiça en 1996. Crearon un hospital con médicos autóctonos y lo situaron a la vanguardia de la investigación. Desde allí han liderado los ensayos de la vacuna que, por primera vez, podría asestar un golpe certero a la epidemia. Su equipo ha demostrado que el fármaco- -RTS, S- -es seguro y protege en las peores condiciones: en bebés de pocas semanas y con una exposición intensa. Los ensayos con la nueva vacuna han sido su esfuerzos más reconocidos. Pero desde el centro de salud también se ha hecho una labor menos notoria que trata y busca soluciones a otros problemas de salud de la población más vulnerable, los niños, los seropositivos y las mujeres embarazadas. Más información en: http: www. manhica. org