Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES 26- -5- -2008 El Líbano pone fin a seis meses de vacío de poder con la jura del presidente Suleimán 31 El misterio sobre el cadáver de Tirofijo, similar al que rodeó al español Pérez En este país, los líderes guerrilleros se mueren de enfermos o de viejos. En 1998, una hepatitis mató a los 54 años a Manuel Pérez, zaragozano, líder del Ejército de Liberación Nacional (ELN, la segunda guerrilla del país) Nunca se vio el cadáver. Pero sí un vídeo de su entierro. Con Tirofijo se repite la historia. La inteligencia militar busca su cadáver desde el 29 de marzo, sobre el río Papaneme, al sur de Colombia. Estoy viendo al diablo sin cachos y sin cola escribió Tirofijo a finales del año pasado en uno de los correos electrónicos, refiriéndose a los ataques y bombardeos. Aunque las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) tardan meses en reconocer la muerte de sus jefes- -con su anterior líder, Jacobo Arenas, enfermo de cáncer, se demoraron nueve meses en 1990- esta vez la confirmación ha sido bastante más rápida. Lo más probable es que ya lo tengan enterrado en lo más profundo y privado de la selva. Secretos de una entrevista Con Juan Manuel Santos al frente de Defensa, Colombia ha dado un gran paso en la lucha contra las FARC. Santos, a quien apuntan como presidenciable, ha dado un golpe de efecto comunicando a la conocida periodista María Isabel Rueda la muerte de Tirofijo POR ALEJANDRA DE VENGOECHEA BOGOTÁ. El personaje de la semana pasada en Colombia, sin lugar a dudas, era el ministro de Defensa, Juan Manuel Santos. Sus victorias en la lucha contra las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) saltaban a la vista. Santos, que en 2006 heredó el Plan Patriota, como fue bautizada la estrategia para combatir a la guerrilla más vieja del continente, no se quedó en palabras. Con mejor flota aérea, mayor inteligencia y el despliegue de 18.000 hombres hacia el sur del país, donde se concentran las FARC, Santos cambió la cúpula militar heredada de dos ministerios anteriores y empezó a actuar. Hoy el balance lo convierte en uno de los ministros más efectivos en un Gobierno que se ha empeñado en derrotar a las FARC. Según la información del Ministerio de Defensa, en los últimos seis años las FARC han perdido cerca de la mitad de sus hombres- -hoy apenas superan los 8.000- -y han desaparecido cerca de 25 de los 67 frentes que llegó a tener. Santos, ex ministro, periodista de 48 años, admirador de Winston Churchill, infiltró las FARC y ofreció recompensas a todo aquel que diera información sobre los cabecillas, jamás tocados en más de 40 años. Así, en 2007 empezaron las bajas sustanciales. El primero en caer fue Tomás Medina Caracas, alias el Negro Acacio comandante del frente 16, que manejaba buena parte del negocio del narcotráfico. En los meses siguientes las FARC sufrieron pérdidas sustanciales por muerte, captura o deserción. Fue el caso de los alias Martín Caballero -quien secuestró al hoy canciller Fernando Araújo- Martín Sombra -el carcelero en la selva de la ex candidata presidencial Íngrid Betancourt, secuestrada hace seis años- Raúl Reyes -canciller de las FARC, bombardeado en Ecuador- Iván Ríos -miembro del secretariado de las FARC- -y Karina la más temible comandante a quien, entre otras cosas, se le atribuye el asesinato del padre del presidente Álvaro Uribe. Cuando cerraba la semana con broche de oro, Santos fue entrevistado por María Isabel Rueda, perspicaz y avezada columnista de la revista Semana la de mayor circulación en Colombia. Quería saber sobre los avances que había tenido con las FARC. Su trabajo en el Ministerio lo estaba convirtiendo en un presidenciable explicó Rueda ayer a este diario. El miércoles pasado, Rueda se encontró con Santos. Al despedirse, Santos le pidió a Rueda dejar la entrevista abierta. Me dijo que el viernes tendrían noticias nuevas. Seguro que quería confirmar aún más la muerte de Tirofijo explica la periodista. En efecto, después de cruzar los datos con inteligencia técnica, los analistas entregaron su informe a los comandos del Ejército y a las Fuerzas Militares: en una escala de 1 a 10, había un rango de certeza de 9,8 sobre la versión de que Tirofijo había muerto de paro cardiaco. El viernes pasado, Santos, a quien ven con ambiciones de presidente, se desplazó a la casa de la columnista. Quería terminar la entrevista. Pero yo ya sabía que algo grueso pasaba con Tirofijo explica María Isabel Rueda. Yo tiré sólo un poco de la cuerda. Cuando me anunció lo de Tirofijo, el director de la revista convirtió la entrevista en portada. Era un notición cursión del Ejército colombiano el 1 de marzo a un campamento del guerrillero en territorio ecuatoriano. El segundo fue Iván Ríos, asesinado por su jefe de seguridad, alias Rojas, que se presentó ante las autoridades militares con la mano derecha de Ríos como prueba de su muerte. Por el jefe guerrillero se ofrecía una recompensa de unos 2,5 millones de dólares. Pese a que el Ejército está mejor dotado y dispone de 100 millones de dólares en recompensas para todo aquel que dé información útil sobre las FARC, en rueda de prensa de ayer, el ministro Santos dijo que aunque las FARC están apunto de desmoronarse, todavía no se ha ganado la guerra Ojalá tuvieran el decoro para permitir una autopsia y establecer las verdaderas causas de su muerte dijo Santos, tras anunciar que los bombardeos continuarán. Por eso invito a todos a que se desmovilicen. La política de seguridad seguirá fortaleciéndose con igual intensidad añadió Santos. Se cierra un capítulo de las FARC... Le ha traído dolor, ha 100 millones para recompensas El nuevo jefe es Alfonso Cano, ya líder ideológico desde hace mucho tiempo, doctrinario y radical La madre de Ingrid Betancourt pidió ayer a Cano la liberación de su hija y de los otros tres rehenes civiles traído sufrimiento, ha traído violencia, ha traído muerte. Tirofijo representaba esa visión arcaica del país y del mundo, estaba anclado al pasado. Fue un obstáculo para negociar la paz concluyó. Que Tirofijo haya muerto, no fue una gran sorpresa para los colombianos, acostumbrados al rey muerto, rey puesto como reza la filosofía de este grupo guerrillero creado en 1964. Lo que preocupa, y en eso coinciden todos los analistas, es el futuro de los llamados canjeables, como se conoce al grupo de rehenes- -entre ellos, la candidata presidencial Íngrid Betancourt- que las FARC quieren intercambiar por centenares de rebeldes presos. Con estos golpes al corazón del grupo guerrillero, y en específico, con la muerte de Reyes, el canciller, el hombre que manejó las seis liberaciones y los acuerdos, está claro que el acuerdo humanitario está lejos de avanzar. Por eso el presidente francés, Nicolas Sarkozy, pidió prudencia sobre los anuncios en la crisis de los rehenes de la guerrilla. La situación cambia minuto a minuto dijo. La hermana de Ingrid Betancourt, Astrid, y su madre, Yolanda Pulecio, pidieron ayer al nuevo jefe de las FARC que liberen a la colombo- francesa y a los otros tres rehenes civiles refiriéndose a tres contratistas estadounidenses. Usted es hombre cultivado y progresista. Al tomar la dirección de las FARC, tiene el poder de empujar la historia. Esas liberaciones desencadenarán la acción decisiva de Francia y de la comunidad internacional para lograr un acuerdo humanitario y poner a Colombia en el camino de la paz subrayaron. Cano, por lo pronto, se mantiene en silencio. Marulanda aguarda la llegada del presidente Pastrana en una imagen del 9 de febrero de 2001 AFP