Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
48 ECONOMÍA MARTES 20 s 5 s 2008 ABC Ángel Laso D lom La construcción cayó un 10 en marzo en España, el mayor retroceso de la UE La Comisión Europea ha pronosticado que el sector español de la construcción perderá un tercio de su tamaño en los próximos tres años MARIBEL NÚÑEZ. CORRESPONSAL BRUSELAS. El hecho de que la construcción está disminuyendo su actividad en España no es ninguna noticia pero que sea el país europeo con el mayor descenso sí, según la oficina de estadística europea Eurostat, que cifró ayer en un 10 el descenso en nuestro país sólo en el mes de marzo en comparación con el mismo mes del año anterior. En conjunto, la actividad de la construcción se contrajo un 1,4 en los quince países del euro, la Eurozona, mientras que en toda la Unión Europea hubo una cierta estabilidad al descender tan sólo una inapreciable décima. En datos trimestrales el panorama es más o menos similar ya que España es también el país con mayor descenso, un 8 hasta marzo, en relación con el mismo periodo de 2007. El primer trimestre de este año es el tercero consecutivo con descensos de la actividad de la construcción en España, mientras que en el caso de la Eurozona sólo hubo un trimestre negativo, el último de 2007. Además de en España, que ha tenido la mayor caída de la construcción en términos internauales, ha habido también bajadas en Portugal, un 6,5 y en Reino Unido, un 1,7 En el lado opuesto la actividad constructora goza de estupenda salud en los países que se adhirieron a la Unión Europea en 2004, como Rumanía +32,5 y Eslovenia +22,5 La excepción es Suecia, donde el sector creció un 23,2 en marzo. AL BOLSILLO LA CRISIS LLEGA PRODUCCIÓN DEL SECTOR CONSTRUCCIÓN Variaciones anuales en porcentaje Marzo de 2008 Eurozona UE- 27 República Checa Alemania España Francia Holanda Polonia Portugal Rumanía Eslovenia Eslovaquia Suecia Reino Unido -1,7 11,5 23,2 22,5- 6,5 32,5 ABC Fuente: Eurostat -1,4- 0,1 6,8- 5,0- 10,1 2,6 2,2 17,5 l pasado mes de agosto lo pasamos intentando entender la crisis de las hipotecas subprime en Estados Unidos y sus repercusiones económicas, lo que no era nada fácil al haberse extendido los créditos basura en paquetes de productos estructurados por medio mundo. Pasados unos meses y sin entrar en si hay crisis o recesión, en si la morosidad sube más o menos, en si es bueno o no que la deuda americana la tengan los países emergentes, en que la nueva moda es tener inflación con estancamiento, en si los biocarburantes tienen o no que ver en la situación, igual que el precio del crudo, en si estamos como en el 29, o cualquier otro ejemplo que se nos ocurra, la cuestión es que todo se ha complicado mucho. Probablemente, todo tiene que ver con el hecho de que hemos perdido la confianza a borbotones estos meses. En parte por las elecciones. Unos decían que nos hundíamos y nos parecía exagerado y otros que no pasaba nada y tampoco tenían razón. Como siempre, los malditos extremos. Todo han sido estadísticas negativas cuando la confianza es la base de la economía de mercado. Si se extienden las malas noticias y todo el mundo saca su dinero de un banco o vende las acciones de una empresa lo más probable es que la entidad o la compañía tengan que cerrar por falta de efectivo o ante el desplome de sus acciones. Y pasa lo mismo si se dejan de cobrar las deudas o los pagos aplazados, que fue lo que dejó los polígonos industriales vacíos en las últimas crisis. Cada empresa o familia tiene un límite de impago y cuando se supera se produce el crack al no poder cumplir sus compromisos y llega la quiebra y la venta ordenada de activos y todos a la cola para cobrar la mitad con suerte. Creo que hemos empezado a sentir la crisis en nuestros bolsillos y los de nuestros familiares y amigos con las hipotecas al precio de hace 7 años, los viajes un tercio más caros que hace 10 meses, los alimentos por las nubes y hasta novedades de la globalización a la española con promotores que han debido ganar tanto que aguantan el precio de los pisos. Y para colmo, las empresas empiezan a retrasar pagos, lo que abre la verdadera guerra de nervios. E Sube la ingeniería civil Tercer trimestre negativo Dentro del sector, en términos anuales, la construcción de edificios cayó un 2,1 en la Eurozona en marzo y un 0,8 en el conjunto de la Unión Europea. La ingeniería civil, por el contrario, aumentó su actividad un 1,3 en marzo en la Eurozona y un 4,2 en la Unión Europea. El dato hecho público ayer sobre el comportamiento del sector de la construcción en España viene a confirmar la previsión que realizó hace poco la Comisión Europea sobre España, en el sentido de que la construcción reducirá un tercio de su tamaño en tres años. Esta previsión, que a la luz de los datos de Eurostat parece más una constatación, supondrá que los 2.620.000 trabajadores que se emplean en este sector quedarán reducidos a dos tercios, lo que supondrá la pérdida de 873.000 empleos a medio plazo en nuestro país. En términos de Producto Interior Bruto (PIB) la reducción será de 60.000 millones de euros. Desde el punto de vista de Bruselas la caída de la construcción en España no es nueva sino que ya en 2006 empezó a deteriorarse cuando la facilidad para acceder a los présta- mos hipotecarios empezó a no ser tal, lo que se acentuó en 2007 como consecuencia del endurecimiento de las condiciones de los préstamos por las turbulencias derivadas de las hipotecas basura de Estados Unidos y, en parte también, de Estados Unidos. La previsión de Bruselas es que la inversión en nuevos hogares caiga a un ritmo de un 5 anual, lo que se verá en parte compensado por el aumento de la formación bruta de capital, que aumentará un 1,5 este año, frente al 6 en que aumentó en 2007. La CE propondrá hoy recortar ayudas agrarias directas y suprimir para siempre el barbecho M. NÚÑEZ. CORRESPONSAL BRUSELAS. La comisaria europea de Agricultura, Mariann Fishcer- Boël, presentará hoy su propuesta de chequeo médico de la Política Agrícola Común en la que, entre otras cosas, se pretende dar respuesta a la fuerte subida del precio de los alimentos. Entre las medidas que se pondrán sobre la mesa, y que deberán recibir posteriormente el visto bueno del Consejo de Ministros de la UE y del Parlamento Europeo, figura la supresión definitiva de la anterior obligación de que el 10 de las tierras agrícolas se reservaran para barbecho, el aumento progreviso de las cuotas lácteas hasta su desaparición total en 2015 o el recorte de las ayudas directas, entre otras. La filosofía que subyace en esta reforma, previa a la gran transformación prevista para 2013, es liberalizar las ayudas agrícolas y, sobre todo, desvincularlas de la producción, de modo que los agricultores europeos puedan responder de manera más flexible a las necesidades del mercado. La ministra española de Agricultura, Elena Espinosa, aseguró ayer al término del Consejo de Ministros de Agricultura de la UE que apoyaba la reforma en cuanto supone de simplificación pero, añadió, la desregulación no siempre resuelve los problemas del mercado ya que mientras desacoplar las ayudas de la producción en el caso del olivar no plantea problemas en la producción ganadera, por ejemplo, sí porque se pone en riesgo su continuidad En leche, después del aumento del 2 de la cuota de producción ya aprobado para esta campaña en un intento de aumentar la producción y frenar la escalada de precios, la idea de Bruselas es un aumento progresivo, a un ritmo del 1 anual, hasta la liberalización total de la producción, prevista desde para el año 2015. En le caso de los grandes perceptores de ayudas agrarias, los terratenientes, la idea de Bruselas es que se les aplique un recorte progresivo a partir de 5.000 euros de subvenciones comunitarias anuales. Estos nuevos fondos se destinarían a planes de desarrollo rural, cofinanciados por los países. En el caso de España la medida, de salir adelante en los términos indicados ya que Alemania ya ha mostrado su oposición, afectaría al 23 de los productores que perciben de Bruselas más de los 5.000 euros anuales mencionados. En cuanto a la subida de los alimentos los ministros de Agricultura de la UE se limitaron ayer a constatar que las causas son múltiples, a lo que se intentará dar respuesta con la reforma de la PAC. España alerta sobre la ganadería