Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
36 INTERNACIONAL www. abc. es internacional MARTES 20- -5- -2008 ABC Uribe asesta otro golpe a las FARC con la entrega de la líder guerrillera Karina Comandante del Frente 47, uno de los más activos, era legendaria por su dureza y crueldad ALEJANDRA DE VENGOECHEA CORRESPONSAL BOGOTÁ. La llamada a la central de inteligencia colombiana se produjo a las dos de la tarde en punto del domingo pasado. La mujer habló sin rodeos. Me entrego dijo. No puedo más agregó. Me aislaron, tengo hambre Durante dos meses las autoridades se lo habían prometido todo a Nelly Avila, alias Karina conocida como la mujer biónica, la única comandante guerrillera de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) Si se desmovilizaba- -y sabían que era factible pues su frente estaba muy debilitado- tendría a su familia, sería protegida, empleada, reinsertada, perdonada. Su hija adolescente había servido de garante y fue la que le convenció para que se entregara. Por ella lo haría. Desde 1995, Karina dirigía a más de 300 hombres del Frente 47 de las FARC, en una de las regiones más productivas de Colombia. Ganaderos y empresarios sufrieron sus extorsiones y secuestros. Pero desde que el presidente Álvaro Uribe triunfó en 2002 bajo la promesa de que derrotaría a la guerrilla y devolvería la paz perdida a los colombianos, el Ejército empezó a cercar a los dirigentes más temibles. De Karina en concreto, la Fiscalía tenía seis procesos por homicidio, secuestro, extorsión, desplazamiento y rebelión. Lo que cuentan de ella es estremecedor. Hace un mes, una guerrillera desmovilizada explicó cómo Karina la obligó a abortar en dos ocasiones: Ella misma me aplicó las inyecciones aseguró. Otro rebelde declaró que Karina no sólo era fuerte y despiadada. También se había vuelto práctica. Degollaba a sus adversarios y hasta se sentaba sobre uno de sus hombres que se estaba desangrando tras un combate para que se muriera más rápido explicaba. Karina a quien desde hace dos meses las autoridades perseguían sin tregua, se entregó sin resistir. Con sus 85 kilos, piel morena, pelo afro y una prótesis en el ojo derecho tras perderlo en un atentado- -tam- Las fuerzas de seguridad colombianas custodian a la guerrillera Karina en Medellín momentos antes de su rueda de prensa REUTERS Un rehén de las FARC propone a su novia desde la selva que se case con él AFP MIAMI. Desde una sofocante selva colombiana, donde lleva cinco años cautivo de la guerrilla de las FARC, Keith Stansell se las ingenia para transmitir este mensaje: ¿Quieres casarte conmigo? La pregunta va dirigida a Patricia Medina, la mujer embarazada de cuatro meses de sus mellizos cuando el avión de Stansell cayó en feudo rebelde, durante una misión secreta de vigilancia. El contratista estadounidense para la lucha contra la droga, cuya familia vive en Bradenton, Florida, fue hecho prisionero con otros dos norteamericanos. Era el 13 de febrero de 2003, un día antes de San Valentín. Desde entonces, poco se sabe de los tres hombres. Pero Stansell, de 43 años, aprovechó la reciente liberación de un compañero de cautiverio, el ex congresista colombiano Luis Eladio Perez, para que le llevara la propuesta de matrimonio a su novia. Medina se encontró con el ex legislador en un aeropuerto, mezclada entre el gentío que lo saludaba tras su liberación. Se acercó a Pérez en busca de cualquier dato o referencia sobre su novio. Pero, sorprendentemente, el político cogió una flor y se la entregó. Le dijo que se la enviaba Stansell, junto con la propuesta matrimonial. Comencé a llorar... y él me abrazó recuerda Medina, una mujer menuda, de 36 años, que vive en Bogotá y que conoció a Stansell por su trabajo como azafata. Estaba como sonámbula con la rosa relató. Aquel sábado, la novia volvió a recurrir a los mensajes por radio. Le respondí, sí cuenta Patricia. bién perdió un seno- -esperó a la policía secreta sin armas, cabizbaja, derrotada. Junto a ella estaba su compañero sentimental, Abelardo Montes Suárez, alias Michín Se había vuelto una leyenda, tenía agallas para cualquier tipo de operación y esa clase de gente en la guerrilla asciende rápido; llegó a uno de los puestos más importantes que ha tenido una mujer en la organización explicó el ministro de Defensa, Juan Manuel Santos. Karina se hizo famosa por sus ataques cuando Uribe fue gobernador de Antioquia (1995- 1997) Incluso se la señalaba como autora del asesinato de Alberto Uribe, padre del presidente. Por eso su persecución se había convertido en priori-